[xyz_lbx_default_code]

Archiv para 28 julio, 2016

Criminales desatados en Tlaxcala provocan reunión de élite y… bombín

.

Creo que las reuniones son oportunidades para saludarse y tomar la copita; lo que necesitamos son resultados, honestidad, un verdadero compromiso

Ernesto Ordoniez Napoleon Segob, Oreste Jesus Estrada, Inutiles No Pueden Contra Criminales Tlaxcala Onlina

Una vez más les cayó el veinte a nuestras eficientes autoridades. Esta vez se reunieron en las instalaciones de la XXIII Zona Militar (fue allí para que no les vayan a robar una patrulla), creo que encabezado por el señor Manchis, su secretario de Gobierno, Napoleón Ordóñez (o Neto-Chapis Bonaparte) y demás funcionarios relacionados con el resguardo de la integridad de los tlaxcaltecas.

 Si a base de reuniones se acabaran los atracos, este tipo de aquelarres serían la solución al problema que de manera constante sufrimos en esta entidad, cuyos mandamases ya le hallaron la hebra: envían información de niveles sobresalientes de seguridad, tanto que nos ubican dentro de las cinco entidades en el top de: aquí no pasa nada.

La realidad es otra. Tenemos el record nacional de robo de agroquímicos. Ya sea en carretera o mediante la acción de delincuentes de cuello blanco, en este sexenio se nos han llegado a perder minucias… nada más 11 mil toneladas de fertilizante. Y eso sin contar los constantes atracos a tráileres cargados con este producto.

Pero no es la carga predilecta de los hampones. Aquí desaparecen camiones con perecederos, con electrodomésticos; de la sustracción de combustible pues ni qué decir verdad, somos los campeones en los registros de PEMEX, pero como se trata de la entidad más pequeña, más vulnerable y en más desventaja, pues no pasa nada.

Nos han mandado un montón de elementos de la Gendarmería. ¿Les digo una cosa?, el índice delictivo no ha bajado, y me pregunto si la causa será que la plaza está vendida con grupos de criminales dedicados a “trabajar”, mientras las autoridades siguen haciendo reuniones como la que hoy nos ocupa.

Si el hueco lo tenemos en la parte alta de la pirámide, pues los niveles medios y bajos, nada más hacen como que trabajan, se ausentan cuando se los ordenan y hasta pueden llegar a custodiar cargas… interesantes.

Nuestros altos mandos, o son unos hipócritas o fingen muy bien ser sorprendidos por los amantes de lo ajeno.

 Señores, me inclino por lo primero.

Este estado es un santuario para los delincuentes. Por nuestras carreteras cruzan: drogas, indocumentados y contrabando. Administrar esos caminos es parte de un negocio sobre el cual nadie quiere hablar, porque seguramente no tienen la conciencia tranquila.

En una tierra donde unos cuantos se han enriquecido brutalmente, debería la PGR limpiarse las lagañas e investigar hasta dar con los que han transformado a Tlaxcala, pero para su conveniencia.

Allá por Santa Águeda, resulta que hasta camino nuevo mandaron a hacer para apuntalar un negocio especulatorio  con tierras otrora de naturaleza social. Aquí por Apizaco, la flamante Suidá Judicial tiene una bola de caminos que no existían pero que cruzan por los terrenos del amo, en un aberrante conflicto de interés cuyo fondo no hay oposición capaz de señalar.

Esos jefazos que se reunieron en la XXIII Zona Militar deben comenzar por practicarse una especie de antidomping acompañado por el detector de mentiras. Su desconfianza debe ser plena porque podrían hasta estar infiltrados… no lo descarten ustedes.

¿Por qué la desconfianza?

Nada más miren a Oreste de Jesús, el campeón del karaoke. Si por el fuera se la pasaría echando gallos e imitando a los Tucanes de Tijuana o a los Tigres del Norte. ¿No les parece un exceso que el comisionado estatal de Seguridad tenga esa doble moral?

 Estamos esperando resultados, no reuniones. Se ve que la pasan bien. Han de mover sus soldaditos de plomo en el mapa de nuestra maltratada Tlaxcala.
 ¿Acaso creen que pasan desapercibidos?, ¿que el santuario de la impunidad en que nos hemos convertido les permite todavía convocarse cual si fueran aquellos en cuyas manos esta otorgar esta plaza en franquicia?
 ¿Suponen que su prioridad de ganar elecciones a toda costa es una acción ajena para los tlaxcaltecas?

Estos puntos son la parte medular de un fondo que, de no abordarse en las rimbombantes reuniones, donde los cocineros del cuartel sirven sandwuichitos de jalea y wisky del caro, las fiestecitas podrán seguir, mientras los maleantes sostendrán su barriga de la risa que les ocasiona semejante farsa.

A propósito de obras con cola

Mariano echó en Apizaco toda su carne al asador. Hizo sus camellones con olitas, regó concreto hidráulico y cambió las luminarias por unas que no gastan electricidad porque funcionan con energía solar.

Nada más que el contratista puso lámparas sin el suficiente almacenamiento, y a la media noche les pasa lo que a las velas con el aire. Y entonces las avenidas 16 de Septiembre y Francisco I Madero, se vuelven una boca de lobo.

Los vecinos están más que molestos y preparan un escrito para entregarlo al Ayuntamiento, pero sobre todo a laSecoduvi de Romano Montealegre, para que corrija sus malechadas.

Estos son los temas que debieran abordar en las reuniones como la que les platicamos, de los altos mandos, con el debido respeto, muy fuera de forma, obesos, viciosos y flojos.

Es ahí donde se inicia nuestro viacrucis.

La última y nos vamos

Así lo debe haber dicho Mariano, quien anunció que el zócalo de Tlaxcala ya merito comienza a ser remodelado.

Vaya… no solo Apizaco mereció la atención del que ya se va.

La alcaldesa electa, Anabell Ávalos Zempoalteca, expresó en su campaña que le pondría ganas para dignificar el Centro Histórico.

Se ve que el discurso fue como un mosquito en la orejota del señor Manchis, quien así como para despedirse con aplausos (ok, no muchos… también silbidos) sacó la chequera, vio que hay tantito saldo y dio luz verde a los trabajos de remozamiento.

 Más claro, ni el agua. Ahora que vaya a dar el Grito de Independencia a su tierra, Apizaco, que aguante vara cuando los vecinos le reclamen, no queremos decir las raterías de Secoduvi, pero sí las grandes fallas.

Ya se han caído 27 luminarias. ¿Pues con qué las fijaron al piso?, con plastilina, con kolaloca, con saliva… a ya sé, ¡con pegamento de corrupción!

El ITE no podía faltar

Nada saben respecto a los procesos que acabarán con la destitución de consejeros chafas de San Manuel.

Esa es la respuesta de quienes ya sienten que en cualquier momento los ponen de patas en la calle.