Adiós a la ventaja del PAN en la distritación planteada por el INE

.

Ayer le decía que la propuesta de redistritación para el estado de Puebla, presentada por el Instituto Nacional Electoral (INE), estaba encaminada a terminar con el fenómeno de gerrymandering que presenta la actual división electoral del estado, para favorecer al Partido Acción Nacional (PAN).

El gerrymandering —también conocido como efecto salamandra— es una técnica de diseño geográfico de los distritos electorales empleada para favorecer o perjudicar a un determinado partido o candidato, principalmente en sistemas electorales mayoritarios.

La técnica consiste en la conformación de demarcaciones a partir del tipo de electores, ya sea para concentrarlos en un solo distrito, si lo que se busca es acotarlos o que no inclinen la balanza en otros, o para dispersarlos en varios, si lo que se pretende es el efecto contrario.

En la distritación que el Instituto Electoral del Estado (IEE) hizo en agosto de 2012 se optó por lo que se denomina gerrymandering en su modalidad de dispersión activa, por la cual se sobrerrepresentó un tipo de elector o mayoría urbana, ubicándola en dos o más distritos cuando podría localizarse en uno solo.

corte01 - copia (3)

Lo que se hizo con las Cholulas, que en la distritación vigente son cabeceras de los distritos 8 y 9, es el más claro ejemplo de dispersión activa. En lugar de conformar una sola demarcación con ambos municipios, como se plantea ahora, se optó por separarlos con el claro propósito de beneficiar al PAN por encima del PRI.

Así como en los gobierno priístas se crearon distritos sobrerrepresentados para favorecer a los candidatos emanados del tricolor en regiones rurales o semi urbanas, la distritación aprobada en 2012 tuvo el objetivo de ayudar a las organizaciones partidistas que tradicionalmente obtienen altas votaciones en municipios urbanizados y de alta concentración poblacional como Puebla, Tehuacán y las Cholulas.

Otro caso de dispersión activa en la distritación vigente fue la conformación de los distritos 1 y 2 con cabeceras en Xicotepec y Huauchinango. En vez de agruparse en una sola demarcación, como sería lo más natural por compartir límites, vías de comunicación, usos y costumbres, se optó por separarlos para sobrerrepresentar a los votantes de esa región.

La opción que se plantea hoy de agrupar a Huauchinango y a Zacatlán en un solo distrito parece mejor, pero con cierto sesgo a favor del tricolor. Habría que revisar con más detalle la propuesta formulada por Carlos Alberto Montero Catalán, vocal del Registro Federal de Electores de la Junta Local del INE en Puebla.

Un criterio que sí mejora —y sustancialmente— el primer escenario planteado por el INE es el de compacidad, que se refiere a la forma geométrica que deben tener los distritos lo más cercana a un polígono regular.

Basta comparar el mapa de la distritación vigente con la propuesta del INE para corroborarlo.

Este criterio de compacidad se pasó por alto en la conformación de los distritos 8 y 9 de San Andrés y San Pedro Cholula, respectivamente. Este precepto establecía que ningún distrito podría rodear a otro y que en la delimitación de las demarcaciones se procuraría que los territorios fueran lo más parecido a una figura geométrica regular: cuadrado, círculo, rectángulo o polígono.

Sin embargo, basta ver el mapa electoral de la entidad para percatarse que el distrito 8 de San Andrés Cholula rodea al 9 de San Pedro Cholula, y que aquel está lejos de asemejarse a una figura geométrica regular.

sasss

Así las cosas, me parece que el primer escenario elaborado por el Registro Federal de Electores sí corrige el gerrymandering en su modalidad de dispersión activa, pero presenta algunos sesgos que tienden ahora a favorecer al PRI por la conformación de tres distritos indígenas y la reducción en el número de distritos con cabecera en la capital del estado de siete a seis.

Esto último habremos de analizarlo más adelante.

***

Con un lacónico pero rotundo no, el otro aspirante a la dirigencia nacional del PRD, el senador Armando Ríos Piter, también expresó su rechazo a una eventual alianza de su partido con el PAN morenovallista en las elecciones locales de 2016 y 2018.

Nuevamente fue el empresario y activista Eduardo Cortes Rivadeneyra @cecortesr quien cuestionó al senador Ríos Piter respecto a si apoyaría al gobernador Moreno Valle en los comicios del año próximo.

La respuesta del senador y aspirante perredista a suceder a Carlos Navarrete Ruiz en la presidencia del CEN del sol azteca fue corta pero categórica: ¡No!

ríos piter

***

Correos: rruiz@e-consulta.com y periodistasoy@hotmail.com

Twitter: @periodistasoy

Facebook: Rodolfo Ruiz http://on.fb.me/1qovStQ

 

 

Bienvenida una nueva distritación electoral

.

La decisión del Instituto Nacional Electoral (INE) de llevar a cabo una redistritación en el estado de Puebla, resulta muy acertada, lo mismo que su intención de crear algunos distritos indígenas, y de terminar con el fenómeno de gerrymandering —también conocido como efecto salamandraen algunas demarcaciones, cuya composición tuvo el propósito de favorecer electoralmente al Partido Acción Nacional.

Hay que decir que la distritación vigente data de agosto de 2012, y que la propuesta del INE no reduce ni aumenta el número de demarcaciones en que se divide electoralmente la entidad, 26 en total, sino una conformación diferente.

En el primer escenario de redistritación que este lunes presentó Carlos Alberto Montero Catalán, vocal del Registro Federal de Electores de la Junta Local del INE en Puebla, hay aspectos positivos como los ya citados, pero también algunos errores que podrían evitarse, como el de reducir de siete a seis los distritos con cabecera en la capital, para incorporar 75 secciones electorales del norponiente de la ciudad al municipio de Cuautlancingo.

La conformación de esta demarcación rompería con uno de los criterios que el propio INE ha establecido, el relativo a la integridad municipal que señala que “los distritos se construirán preferentemente con municipios completos”.

La intención de crear tres distritos indígenas en la entidad, dos en la Sierra Norte y uno más en la Sierra Negra, resulta encomiable, pero no sé qué tan viable en función de los accidentes geográficos y las vías de comunicación de esas regiones. Sin embargo, justo es que Puebla siendo el tercer o cuarto estado con mayor población indígena del país tenga al menos un par de distritos con población mayoritariamente indígena.

corte01 - copia (3)

Esta posibilidad atendería por fin uno de los aspectos pendientes de la reforma constitucional de 2001, plasmado en su artículo tercero transitorio, tendiente a lograr que las habitantes y electores de estas comunidades desfavorecidas tengan presencia en los órganos de representación política del país.

Actualmente en la entidad poblana existen 58 municipios en los que más del 40% de su población es indígena; de estos 35 se concentran en la Sierra Norte y 23 en la Sierra Negra. El gran problema es que hoy están dispersos en los distritos 1 de Xicotepec, 2 de Huauchinango, 3 de Zacatlán, 4 de Zacapoaxtla, 5 de Tlatluquitepec, 22 de Izúcar de Matamoros, 23 de Acatlán de Osorio, 24 de Tehuacán Norte, 25 de Tehuacán Sur y 26 de Ajalpan.

Mañana le digo por qué el mayor acierto de la redistritación que se plantea va encaminado a corregir el fenómeno de gerrymandering que generó la distritación de 2012 en algunas demarcaciones, como la 8 y la 9 de San Andrés y San Pedro Cholulula, y la 24 y 25 con cabecera en Tehuacán, con la intención de favorecer al PAN.

***

Muy mal parados deja a los directivos del Instituto Municipal de Arte y Cultura de Puebla, encabezado por Anel Nochebuena Escobar, la renuncia del escritor Jaime Mesa al área de Literatura, no sólo por su calidad literaria y los proyectos que impulsó, sino por lo que él mismo plasma en su blog Una bitácora rabiosa.

“Desde hace unos meses las condiciones para hacer mi trabajo se volvieron casi rústicas. No quiero pensar que la publicación de mi novela ‘Las bestias negras’, que es una crítica al poder, a la toma de decisiones soberbias y fantasiosas, contribuyó a que el día a día se tornara difícil”.

En su más reciente post “Adiós, reloj checador; mi renuncia al área de literatura del IMACP”, Jaime Mesa refiere que en el último año y medio se han ido del Instituto 22 personas, cansadas de un organismo que anda a la deriva y sin una dirección que fije objetivos y acciones concretas en los ámbitos artístico, cultural y literario.

Jaime Mesa es autor de tres novelas Rabia (Alfaguara, 2008), Los predilectos (Alfaguara, 2013), y la más reciente Las bestias negras (Alfaguara, 2015), por la que fue hostigado en el IMAC, al que ingresó hace apenas año y medio.

***

Correos: rruiz@e-consulta.com y periodistasoy@hotmail.com

Twitter: @periodistasoy

Facebook: Rodolfo Ruiz http://on.fb.me/1qovStQ

Popups Powered By : XYZScripts.com