LA CORTE DE LOS MILAGROS

Trapos sucios de ex directivos textileros

.

Si Eduardo Kuri Chedraui y Alejandro Couttolenc Villar creían que los abusos y fraudes que cometieron a su paso por la Cámara Textil y la Asociación de Empresarios Textiles de Puebla y Tlaxcala se iban a quedar impunes o en un simple escándalo mediático, el martes por la noche pudieron comprobar que no.

Ambos habían solicitado reunirse con los actuales presidentes de la Cámara y la Asociación, Alfredo Martínez Rodríguez y Alfonso Ventura Moreno, para aclarar —según ellos— los malos entendidos que hoy tienen en la peor crisis, sino es que en la quiebra, a dos de los organismos industriales más importantes de la entidad.

El encuentro se realizó, en el edificio sede de ambos organismos, pero con la participación de los ex presidentes de la Cámara e integrantes de la Comisión de Honor y Justicia, entre ellos Erasto de Ita Abed, Manuel Gancedo del Río y Jesús Migoya Junco.

Y la reunión fue de lo más aspera, pues salieron a relucir ahí un conjunto de irregularidades  y quebrantos, en perjucio del patrimonio de la Cámara y sus socios, que podrían sumar los 2 millones de dólares.
Tales anomalías han sido documentadas por el despacho Deloitte & Touche, contratado para auditar las gestiones de Kuri y Couutolenc, y entre éstas —de acuerdo con lo publicado por la columnista Rubi Soriano en Milenio Puebla— figuran la desparición de los libros de contabilidad de los ejercicios 2003 y 2005, la existencia de facturas apócrifas por un millón de pesos por la adquisición de equipo de laboratorio, el pago de gastos personales y cuentas de restaurante por más de un millón de pesos con las tarjetas de crédito de la Cámara, y la desaparición de un automóvil asignado a la exdirectora de la Exintex, Patricia Bazán.

A la lista de irregularidades se suman la apertura de 7 cuentas adicionales, además de la que llevaba el tesorero Jesús Migoya; la expedición de varios cheques a favor del ex contador de la Cámara por importes superiores a los cien mil pesos; el embargo por parte de la Secretaría de Hacienda de un terreno de 20 mil metros cuadrados en la llamada Ciudad Textil, destinado a la construcción del Instituto Textil para la Capacitación; la pérdida de acreditación del laboratorio de la Cámara, y la pérdida de la próxima Exintex, que ahora será organizada por Messe Frankfurt  en el World Trade Center de la ciudad de México.
La junta terminó con un mal sabor de boca para ambas partes.

Para Kuri y Couttolenc porque poco lograron aclarar de las anomalías que se les imputan, y porque tampoco consiguieron su propósito de que el actual presidente de la Cámara, Alfredo Martínez, se desdijera de las declaraciones que hizo sobre el estado en que le dejaron las finanzas y el patrimonio del organismo.

Y para los directivos de la Cámara y su Comisión de Honor y Justicia porque confirmaron que tanto Alejandro Couttolenc como Eduardo Kuri no sólo no están dipuestos a reponer lo que malversaron, sino porque incluso ya hasta están preparados para un largo litigio judicial, con la asesoría del abogado Carlos Meza Viveros, una vez que sean demandos por la vía civil o penal.

***

Para comentarios, críticas o aportaciones haga clic aquí.

Visitas : 0
Popups Powered By : XYZScripts.com