LA CORTE DE LOS MILAGROS

Tres chiflados ya sueñan con la gubernatura

.

Las declaraciones que esta mañana hicieron los dirigentes estatales del PAN y el PRI adjudicándose las victorias que en Puebla obtuvo la coalición Va por México, y anticipando que en 2024 podrían ir juntos para ganar la gubernatura son una cortina humo para esconder sus pobres resultados.

Y es que fuera de Puebla y Cholula, la coalición no funcionó: no ganó diputaciones federales ni locales, ni ayuntamientos importantes en términos poblacionales.

Por el contrario: por ir separados en Tehuacán, San Martín Texmelucan, Huauchinango, Zacatlán, Tecamachalco, Chalchicomula de Sesma y Amozoc perdieron esas cabeceras distritales y se dividieron un voto que finalmente favoreció a los candidatos de la coalición Juntos Hacemos Historia conformada por Morena, el PT y el PVEM, en demarcaciones locales y federales clave.

Antes de apropiarse de victorias, en las que poco o nada contribuyó, como las de Puebla capital y San Andrés Cholula, donde Genoveva Huerta incluso jugó a perder, la dirigente panista debería explicar por qué los candidatos y candidatas que impuso en el resto de la entidad poblana no ganaron.

Por ejemplo Kevin Vargas en el distrito 1 de Xicotepec; Rubén Garrido Muñoz en el distrito 7 de San Martín Texmelucan; Rosa Elva de Ita Marín en el distrito 12 de Amozoc; Ana María Valencia en el distrito 15 de Tecamachalco; Yolanda Rodríguez de Jesús en el distrito 24 de Tehuacán.

Lo mismo habría que preguntarle al presidente del PRI, Néstor Camarillo Medina, con los candidatos que promovió como Hermelinda Macoto Chapuli en el distrito 11 de Puebla; y Absalón Juvencio Ramos Fuente en el distrito 13 de Tepeaca.

Otras cuestiones que Genoveva Huerta debería aclarar, antes de andar de presumida, es por qué mandó a Corona Salazar Álvarez como candidata a diputada local, siendo que en las encuestas salía mucho mejor evaluada que Antonio Vázquez Hernández para la presidencia de Teziutlán; por qué para las alcaldías de San Andrés Cholula y Tehuacán optó por impulsar a perredistas, en lugar de panistas reconocidos; y por qué en Huauchinango aceptó que la candidata favorita y mejor posicionada para la presidencia municipal Liliana Luna Aguirre se las arrebatara Morena.

Otros asuntos que debería explicar, junto con Néstor Camarillo y Carlos Martínez Amador, es por qué en la contienda por las presidencias municipales de Huauchinango, Zacatlán, San Martín Texmelucan, Amozoc, Chalchicomula, Huejotzingo y Tecamachalco, optaron por ir separados, cuando juntos habrían tenido ampliar posibilidades de victoria.

Las declaraciones de los dirigentes estatales del PAN y el PRI en el sentido de que en 2024 podrían ir otra vez como aliados para ganar la gubernatura de Puebla no sólo están fuera de lugar, sino que son irresponsables, por decir lo menos.

Bye, bye a la chiquillada

Salvo sorpresa de última hora, seis serán los partidos que en Puebla podrían quedarse sin registro, y quedar fuera del reparto de diputaciones plurinominales: Compromiso por Puebla (CPP), Pacto Social de Integración (PSI), Nueva Alianza (Panal), Partido Encuentro Solidario (PES), Redes Sociales Progresistas (RSP) y Fuerza por México (FxM).

Eso significa que no llegarían al Congreso por la vía plurinominal: Emilio Salgado Néstor del Panal; Javier Gasca Arenas, de CPP; Carlos Froylán Navarro Corro, de PSI; Francisco Ramos Montaño, del PES; Ramón Fernández Solana, de RSP; y Adrián Víctor Hugo Islas Hernández, de FxM.

¡Láaastima Margarito! 

***

Correos electrónicos periodistasoy@hotmail.com y rruiz@e-consulta.com

Twitter: @periodistasoy

Facebook: https://www.facebook.com/RodolfoRuizOficial

Comentarios (1)

  • Sabo

    |

    Y al haver gatos no hay ratones

    Responder

Deja un comentario

Visitas : 5678
Popups Powered By : XYZScripts.com