Archiv para abril, 2020

Las tientas bajo techo y a puerta cerrada.

.

foto 1

Así lo mandan y ordenan los tiempos que vivimos. Bajo techo, dentro de la gran estancia de casa e incluso la chimenea encendida, pasados los últimos días del invierno y entrando en la floreciente y virulenta primavera. Es David Fándila el ampliamente conocido en el mundo del toro y del deporte como “El Fandi”, quien con la tranquilidad de la Plácida de tientas, bajo techo se entrena con los añojos de la casa.

FOTO 2. Alejandro Talavante en la Plaza de tientas de su finca

Alejandro Talavante ante la irremediable suspensión de los festejos en que se anunciaba su vuelta a los ruedos en la histórica y monumental Plaza de Nîmes, Francia y en la Real Maestranza de Sevilla. Le vemos en la foto (Foto Instagram) solitario, torrando en el campo, metido entre los pitones de uno de sus toros, en la finca de su propiedad, ubicada allá por Olivenza, claro en Badajoz, con el nombre de “Los Arrifes de Arriba” que lidia con divisa morada y se trata de reses de procedencia “Núñez del Cuvillo”. En el recuadro el mismo torero que ha quedado en espera de su regreso a los ruedos.

FOTO 3. José Antonio Morante de la Puebla tentando en su finca

 

También en su finca casa ganadera en un tentadero de vacas José Antonio Morante el de Puebla del Río cerca, muy cerca de donde se dan los colores muy especiales, en Sevilla, Foto ABC, J.M. Serrano. Pero de estas, abundan en los varios Instagram que con su nombre existen y con miles de publicaciones fotográficas, y por supuesto, muchos, muchos miles de entusiastas seguidores, que incluso le han llamado ya el “Reinventador del toreo”. Queda el de la Puebla del Rio, también en espera de que pronto, muy pronto vendrán muy alagüeños tiempos.

 FOTO 4. José María Manzanares acompañado de sus Weimaraner

Otro que vemos descansando en el jardín de casa, es José María Manzanares, tomando un receso en el diario entrenar; de hacer “Toreo de Salón” al aire libre y en el descanso convivir con dos muy buenos aficionados, sus Weimaraner canes que son también llamados Mastín Polacos, de mucha gestatura, muy guapos y jarifos. Y va la bona nova. Para toda España, iniciando en Galicia ya se han autorizado las labores de campo, incluyendo las Tientas. FOTO: instagram Manzanares.

 

LO DICHO Y ASEVERADO EN LA PRENSA Y  Rs,Ss.

Lo que espera al regreso de la fiesta. O, dicho de una mejor manera “lo que les espera” a los toreros, cuando las actividades de la Fiesta regresen, esperamos que no falte mucho tiempo para ello. Pues lo que les espera está en las dehesas, los potreros de las ganaderías; esperando, con la ilusión, pues claro que los toros bravos también tienen, ilusiones y sueños. Sueñan con verse muy pronto en un ruedo para pelear con bravura por el color de su divisa.

foto 5

Piedrenegrino con mucha prestancia, retozando, poniendo a punto los diamantes de sus pitones, dejando pasar el tiempo en su potrero de Piedras. Foto: J. Ángel Saínos.

Esto debe de quedar muy claro y entenderse bien: “Sin corridas NO hay subsistencia del toro en el campo” sentencia dada por la “Economía del Toro” y secundada por Álvaro Núñez del Cubillo. Quitémonos del falso romanticismo de que el Toro en el campo, por 6 meses 6 en las dehesas, el Toro será más Toro. Los cierto es que con kilos de más y el trapío que desarrolla…¡A ver quién les para! ¡Los tiempos de Paco Ojeda ya pasaron! No está sufriendo la web “La Economía del Toro”, es la economía real de la fiesta la que sufre pérdidas que se pronostican evaluadas e 3 millones de €s’ nada más en la península Ibérica. Esto va concluir pronto, y citando a uno de los nuestros, Grande, por cierto don Fernando De la Mpra: “Cuando hay un problema de esta naturaleza, en la época de crisis hay oportunidades, a lo mejor salimos fortalecidos de esto”. Y lo que sí es muy seguro, es que Toros habrá en el campo, dándose se fin a esa fastidiosa letanía de los veedores: “Trajimos esto porque NO hay Toros en el campo. 

foto 6

Y, así están las cosas, para la Fiesta de Toros y el mundo todo, tal como lo cantara el poeta del pueblo Don Margarito Ledesma, en sus Divagaciones sobre el hombre que: “…sufre muchos reveses y muchas dificultades muy duras”.