[xyz_lbx_default_code]

Publicaciones etiquetadas ‘rubén flores leal’

Trascendidos otoñales para enfrentar los fríos que se sienten

.

Hasta el momento son tres los candidatos con más posibilidades de ocupar la Secretaría General de Gobierno en la administración de Mariano González Zarur.

Se dice que este miércoles cuando el gobernador electo Mariano González Zarur regrese a Tlaxcala después de permanecer por unos días fuera de su estado terminará el golpeteo que existe entre los grupos que lo apoyaron para ganar la gubernatura.

La ausencia del mandatario fue aprovechada por los rudos y los técnicos para desacreditarse y ponerse obstáculos, pues ambos grupos saben que cada vez está más cerca el día de la designación del gabinete.

El grupo de los técnicos es encabezado por Anabel Ávalos y Ricardo García Portilla, mientras que los rudos tienen como líder a Rubén Flores Leal.

Se dice que la Secretaría General de Gobierno es una de las posiciones más peleadas en la próxima administración que entrará en funciones el 15 de enero de 2011. Unos impulsan a Federico Barbosa Gutiérrez con todo, pero hay otros que buscan resaltar los atributos y cualidades de Rubén Flores Leal.

Trascendió que una tercera opción para esa posición sería Noé Rodríguez Roldán, quien también hace su lucha para ubicarse como una figura relevante en el gobierno de Mariano González.

Se dice que el gobernador electo mantendrá una actitud incluyente en la conformación de su gabinete, por lo que no sólo habrá priistas, sino miembros de otros partidos y grupos políticos de Tlaxcala.

Trascendió que uno de los proyectos que tratarán de impulsar en los próximos meses el gobierno de Tlaxcala y de Puebla será la construcción de un Tren Ligero que cubra la ruta Puebla-Apizaco.

Dicho proyecto, que allá por 2007 se planteó en el vecino estado de Puebla, resolvería los problemas de transporte que hoy existen sobre el corredor Apizaco-Tlaxcala y de Amozoc a San Martín Texmelucan, pasando por Cholula.

Se dice que el concurso para designar a nuevos jueces ya e empezó a hacer bolas, pues ahora no saben cómo justificar que la decisión recayó en familiares y amigos de magistrados.

La verdad oculta tras el odio entre Minerva y Sánchez Anaya

.

Se ha llegado a especular a tal grado sobre el desencuentro entre los dos senadores perredistas de Tlaxcala que, hasta temas personales se utilizan en esta guerra. * El dislocado incremento del pasaje y su amañado manejo.


Dos versiones de perredismo dos, rompieron lanzas tras la catástrofe del cuatro de julio. La primera en soltar metralla es comandada por el senador Alfonso Sánchez Anaya, quien en particular además celebra el triunfo de “Marianito” (así llama a González Zarur), conserva pura (y así lo reza) su vocación pejista.

Enfrente, Minerva Hernández Ramos, decidió reaparecer. Y aunque prefiere no decirnos que  pactar con Manuel Camacho y su DIA –vía el chucho mayor – ve en Marcelo Ebrard Casuaubón, la causa por la que apuesta aliarse en el mediano plazo con el PAN de Felipe Calderón –el mismo que la hundió en los pasados comicios- formar parte de un gran frente, cuyo principal reto es oponerse al retorno del PRI a la Presidencia.

Fans de AMLO  e incondicionales de Marcelo, dibujan entonces una lucha sin tregua y la llevan a la parcela local, aprovechando cualquier oportunidad para picar sus ojos o, asestar puntapiés tantas veces como puedan.

Pese a haber sido equipo en aquél gobierno derrocador del PRI (1998-2004) con el tiempo tomaron caminos distintos. Hoy no se apetecen.

Eso sí, ASA les demostró hasta dónde tiene fuerza para perjudicarlos. Misógino, lo llama Abel Hernández, en su primera colaboración publicada por e-consulta.

Ambas causas, AMLO y Marcelo, habrá que colocarlas en perspectiva.

Yo creo que perfilan una elección en tercios (con Manlio, Peña Nieto o Beatriz por el PRI), ante una evidente ventaja del guapito gobernador del edomex en las pantallas de Televisa y con el beneplácito de Carlos Salinas de Gortari.

El tabasqueño y la pureza de sus planteamientos buscan la transformación de fondo. Desafían al actual sistema, pero dispone de una estructura finita en extremo, la del Partido del Trabajo (PT) apoyada por individualidades de la talla del “senador güerito de rancho”, y otros entes auténticos de la izquierda con riesgo de anidar en la utopía.

El carnal Marcelo, bajo el ajedrez planteado por Manuel Camacho Solís, probó en Puebla y Sinaloa –creo que Oaxaca plantea otra circunstancia – que la alianza contra natura con el enemigo histórico del perredismo (el PAN) posibilita triunfos bajo la premisa del momento: “aiga sido como aiga sido”.

Es una forma de aprovechar el pánico de Calderón al desahucio de Los Pinos, planteando alternativas complejas que ya pudieron coronarse en aquellas entidades federativas y, estuvieron a punto de hacerlo en Hidalgo, Veracruz y Durango.

Así que el golpeteo entre ASA y Minerva, no es sino la prueba de que ambos enfocan sus energías a proyectos tan distintos que les ha de ir la vida en apoyarlos.

Minerva sucumbiría a la causa de Adriana, (la panista del aiga sido) sólo a través del ofrecimiento de una excelente cartera en la campaña de Ebrard.

Y ASA, pues no veo quien le pueda desplazar de la representación pejista, ganada a pulso con un activismo fuera de discusión.

Y al ser apremiante una causa para Minerva en el ejercicio de reaparecer tras su fracaso electoral, pues qué mejor que aprovechar la oportunidad de vapulear al gobernador en funciones, Héctor Ortiz, el peor dice ella, no sé si como una afirmación por contar con las pruebas, ó, como elemento persuasivo para la conciencia colectiva, ávida de culpar a alguien por las deterioradas condiciones económicas y sociales a las cuales nos crecemos.

El incremento amañado del pasaje

El devaluado legislador priísta, Arnulfo Arévalo, se sumó a la consigna de ciertos transportistas por elevar el costo del pasaje, de 4.50 a 7.50 pesos, como si la economía del pueblo fuese el juego mediante el cual puede bromear con su improductividad.

Resulta que a instancias de Rubén Darío Domínguez –marianista de súbito tras prolongado besamiento de pies al actual régimen – comenzó a manejarse este despropósito en la tarifa mínima del transporte, para detonarla antes que Mariano González Zarur, asuma como gobernador, el 15 de enero de 2011.

Así, él llegaría sin el reto de retener el descontento social por el incremento, que busca ser –obvio- muy superior a lo que la lógica demanda, aunque no en las proporciones dislocadas y estúpidas con las que malamente lo pretende el singular transportista, cuyo historial a cualquiera pone chinito.

Adriana y su anticipada campaña al Senado o, Los Pinos no baja la guardia

.

La oficina estará en Primero de Mayo y habrán de pasar lista los delegados federales, pero Adriana dice haber ganado por sobrado mérito los 194 mil votos ¿apoco?


Adriana Dávila regresó. Publicó un desplegado en el que presume los casi 194 mil votos obtenidos el cuatro de julio anterior. Y de una vez anuncia que alzará la voz si lo juzga necesario, aunque no piensa ser obstáculo para ningún gobierno (o sea para Mariano).

Si Adri nos dijese que quiere aprovechar los resultados de la multimillonaria campaña que involucró al Gobierno Federal, a la administración Ortiz y colapsó con la dimisión de Minerva Hernández, para ser una popular candidata de su partido, el PAN al Senado de la República, no consideraríamos tan mareador el rollo mediante el cual grita: ¡hey, no me dejen fuera, yo también quiero tener mi imaginario gobierno paralelo!

¿Recuerda el atento saludo a Adri desde Los Pinos luego del sainete que les hizo, culpando a Ortiz de su derrota?

Fue más o menos de las de aquí:

“Te incorporas aquí en un puesto acorde a tu capacidad o, tomas el liderazgo del partido en tu estado y reanudas tu carrera política… y ya sabes, cuentas con las delegaciones federales, con la encomienda de mantener saludables los 194 mil votos para la elección de 2012”.

Así que ahora la “rompedora de barreras” nos lanza un mensaje que en el fondo dice: “no hay pex, perdí, pero como cuento con el apoyo del ‘aiga sido como aiga sido’, me instalo en la calle Primero de mayo y, le sigo metiendo mano a ciertos programas federales; así, mantengo encendida la veladora del calderonismo en tanto patrocinador de mi otra campaña, al Senado”.

Hay que considerar que esa candidatura era para Héctor Ortiz, el premio a su valiosa contribución para alcanzar los casi 194 mil sufragios, mismos que Adri insiste en ver con suyos.

O sea, pasa por alto el trabajo de la Red de Mujeres (cuyos candidatos, en su mayoría ganó) y de los liderazgos regionales leales a Héctor Ortiz, así como de los tres generales (Islas Chío, Velázquez Nava y Quiroz Pérez) quienes movieron el abanico como en sus mejores tiempos de marquesas.

Las cámaras de Secoduvi

Un aplauso al secretario de Obras, Adalberto Campuzano, por instalar sistemas de seguimiento de obra a través del video, y además, colocar estos avances en la web a través de http://www.secoduvi.gob.mx

Nada más una pregunta. ¿Por qué lo hacen cuando faltan cinco meses de gobierno?

Eso hubiese sido formidable al inicio de la administración. Chance y habríamos visto en youtube los desfiguros de Wilfrido Domínguez, ya sea en su plan de senecto conquistador o, utilizando las escaleras exclusivas para dar servicio a su oficina, la más linda de Secoduvi.

Que en estos esfuerzos contraten cámaras submarinas para que el mundo vea las causas por las cuales se hunde en el río Zahuapan el puente más importante del Libramiento.

Que también escuchemos las conversaciones de ingenieros residentes cuando temerariamente ordenan cambiar de grosor las varillas que, finalmente irán dentro del concreto y que nadie podrá ver.

Eso sería una respuesta a la transparencia demandada por ciudadanos y nuevas autoridades.

Numeralia en el triunfo de Mariano

Un amable lector nos envió un análisis digno de compartir con todos ustedes:

Don Mariano, tiene mente de adolescente y adolescente que por siempre quiso tener un charpe para matar a los pájaros.

Una parte de los tlaxcaltecas y los arreglos de arriba, le regalaron el charpe y se ha dedicado no solo a matar pajaritos sino a tirar con su arma infantil a todo el mundo como si no entendiera que siendo el gobernador, si es cierto que está harto de las corrupciones y que no dará chamba a ninguno de sus cuates, todos corruptos en otras épocas como Yayo, su consentido, podrá meter a la cárcel a todo aquel que haya tomado recursos del erario para sí o para su familia.

Claro, tendrá que haber olvidado cómo hizo el dinero que hoy tiene manejando las arcas del estado en dos ocasiones, la primera siendo yerno del gobernador, su maestro don Emilio Sánchez Piedras, porque de hacendado tenía solo la fama. Su familia estaba acabada económicamente cuando terminó sus estudios.

Pero una cosa muy importante para el presente es que debieran ustedes hacerle entender que no debe destacar tanto que el 60% de electores emitieron su sufragio y que debe aceptar la realidad: El obtuvo 231,631 sufragios, Adriana 193,689, Rosalía 32,371, Minerva 24,436 y se anularon 16,296.

Esto quiere decir que sumando a sus contrincantes y los nulos (que no fueron para él), son 266,792 en su contra, pero si se agregan los 292,109 que se negaron a ir a votar, entonces Mariano tiene a su favor 231,631 y en contra 558,901 porque en total somos 790,532 electores.
No debe ser su obligación respetar y tratar de  ganarse desde ahora a este significativo número de tlaxcaltecas que no simpatizan con él?

Huevazos a Convergencia, ó el autocomplaciente silencio de Mariano

.

Cada vez veo sonrisas entre cínicas y diabólicas, que sólo aguardan la asunción de Mariano, para desbordarse como la plaga que fueron y que para desgracia de todos, retoñó…


Lo que menos conviene al gobernador electo, Mariano González Zarur, y desde luego al pueblo de Tlaxcala, es el resurgimiento del negro episodio encabezado por “pesetas” y “gavilanes”; si en su momento la violencia aterrorizó a familias totalmente ajenas a los conflictos y pasiones de dichas pandillas, hoy, con el fantasma del crimen organizado y con la tremenda soberbia priísta desatada, no deben aguardarnos tiempos aciagos de estilos de gobernar que ya se habían ido, pero por alguna causa, regresaron.

El mal gusto de Mariano, utilizado días después de su triunfo en las urnas, anunciando el retorno del PRI de antes, comenzó a tener sus consecuencias.

Por supuesto que el PRI de antes se identifica con Rubén Flores Leal, quien fue presidente del Comité Directivo Estatal (CDE) del tricolor en tiempos de José Antonio Álvarez Lima.

Y ese mismo personaje envió a incondicionales suyos encabezados por Guillermo Ruiz Salas (qué lamentable ver a todo un académico en este trance) a lanzar huevos, no sin antes proferir las peores ofensas a dos ingenuos y desafiantes dirigentes de Convergencia, Martha Tagle Martínez, vicepresidenta de la Cuarta Circunscripción, y Adrián Wences Carrasco, delegado nacional de ese instituto político en la entidad.

¿Acaso ignoraban el peligro que sus vidas corrían en Tlaxcala, viniendo aquí tratando de humillar con su expulsión de Convergencia, a un sujeto sobre el cual se cierne un expediente sustraído de las mismas entrañas del infierno?

Ser blanco de una metralla de cascarones y su contenido les salió realmente barato.

Este par, lo que debería hacer es denunciar a sus superiores por usarlos como señuelos para medir el odio que desbordó en Tlaxcala por el bodrio que resultó Minerva Hernández Ramos, al echarse a los pies de Adriana Dávila Fernández, como resultado del reparto anticipado del país, devenido en el botín que aparecía en nuestros más temibles pesadillas.

Mira nada más lo que Tlaxcala difunde de su comportamiento: huevos en la humanidad de dos aventureros auto llamados dirigentes.

Y conste que hablamos de la misma entidad federativa a la cual el gobernador electo, Mariano González Zarur, piensa detonar trayendo las inversiones privadas (esto lo dice como curándose en salud por si Calderón bloquea la inversión gubernamental).

Ya imagino a los inversionistas: “-oye, vamos a Tlaxcala… un tal Mariano anda promoviendo a su estado”. “-¿Vamos, estas loco, y si nos agrede a huevazos la pandilla de las pesetas?”.

El silencio de Mariano hasta este momento confirma que su autocomplaciente impunidad para, hacer y deshacer en este inédito esquema paralelo de gobierno, de ninguna manera es invulnerable… cae por su propio peso.

Sabe, con creciente frecuencia advierto parvadas de priístas, legítimos, arrepentidos y advenedizos, sentados a las mesas de cafés y otros sitios, creando cualquier escenario, pacífico o violento, pero eso sí, con la misma sonrisa que a Rubén Flores Leal, lo acompañaba cuando por un teléfono celular, un propio le describía, paso a paso el bizarro espectáculo de los muchos huevos lanzados sobre un par de patiños, desorientados y formidables –a partir de este lunes – promotores de la convencía pacífica que se vive en Tlaxcala (ajá).

A poco no ha visto a Fermín Sánchez Varela (y equipo que lo acompaña); a Mariano Andalco y a Felipe Sánchez Lima, actuando como si de veras fuesen perredistas y no peones de Mariano; al mismo Alfonso Sánchez Anaya, saboreando el hundimiento de la pequeña embarcación en la que Minerva (primero su pupila y después su adversaria) se convirtió, como parte de la izquierda fingida.

Hago votos porque González Zarur, abra los ojos y vea el entorno de terror que él mismo fomentó, en la búsqueda de armas para vencer a sus oponentes.

Ojalá ponga en su lugar a la peseta. Y así como solía actuar “el PRI de antes”, pues que lo bote de la entidad, porque lo que menos nos falta es una especie de jefe de la mafia al cual el propio mandatario le tenga que vivir agradecido por prodigarle su protección y, cuando fuere necesario, propinar una madriza a quien se atreva a confrontarlo.

Ese, compañero Mariano, no es el cambio que Tlaxcala necesita.

El corporativo Ortiz esperaba más de sus abotagados operadores

.

Padecen el grave sobrepeso que los obliga a exigir su diezmo o doble diezmo para saciar la soberbia, en los términos en que un diabético no puede desdoblar los azúcares.

En el orticismo se advierte un temor de tal magnitud a menos de medio año de la elección más importante de los años recientes que, sus mismas cañerías se han saturado con la formidable sobredad, esa que pudiese ocasionarle una infección como llega a ocurrir con algún macho enchiquerado expuesto a sus propias humedades en tanto caldo de cultivo para la generación  de sus múltiples gérmenes enemigos.

Controlar al Instituto Electoral, al propio partido y ahora, a la Sala Electoral Administrativa del Poder Judicial, es como construir un edificio con albañiles que no se entienden entre sí porque todos ellos acusan tal nivel de soberbia que son incapaces de realizar las labores básicas, como asegurarse que los pilotes se hallen a suficiente profundidad y como instalar puertas para impedir la entrada de entes perniciosos a su interés transexenal.

Curiosamente el exceso orticista conforma una trilogía que debiera apostar al equilibrio, mas el desequilibrio es lo que llegó, a causa del bombardeo pecuniario sin ton ni son del que, en el colmo, los responsables de entregarlos se han procurado interesantes diezmos, dobles diezmos o de plano sociedades.

Insisto, el sexenio sustentado en la balanza perdió el equilibrio.

Hay testimonios, por ejemplo, de desatinados desplantes con los cuales Pedro Molina Flores, contaría dinero frente a los pobres, orillándolos a humillarse, con la exigencia de ser incondicionales y discretos para poder tener parte de ese botín. Tan torpe fue su actuar que generó suspicacias, y en consecuencia su período de presidente quedó manchado con: el infarto cerebral sufrido por Silvestre Lara, ya sea como infame coincidencia o como peor acción. Lo menos para opinar a ese respecto es la rareza en medio de la cual aconteció.

Del PAN, me parece un exceso hacer secretario de la Función Pública a un elemento sin el perfil (Alberto Jiménez Tecpa es veterinario) y, sin aclarar las cuentas a la conciencia del partido. Han quedado inscritas en la lápida de las exageraciones las llaves, con todo y el edificio al cual permiten la entrada, en cuyo interior se instaló la sede estatal del partido. Es un pago adelantado que justifica imposiciones y pasa por alto la visión de consejeros, quienes han visto en ciertos personajes no solo un retroceso, sino el accionar abyecto con tal de cubrir la espalda a quienes jugaron con lo que no tiene repuesto, o sea con la vida de los demás.

Y del IET, ya se ha dicho hasta el cansancio que sus bases se han de resquebrajar cuando la presión rompa los nervios de los nóveles premiados con semejante paquete. Es una suerte de rifa de tigre ganada cuando se carece de armas y, lo menos que se puede hacer es pegar la carrera, como ya vimos con anteriores especímenes removidos por el vergonzoso papel hecho durante la burla en que devino el proceso de selección.

Y es precisamente este momento otro de los excesos (entonces ya serán cuatro) mediante el cual colocaron en cómoda postura a un legislador de quien resalta un mostacho al estilo Dalí, pero con caída de Tintán que, para sorpresa del Partido Naranja y sus fundadores jugó la perinola y tomó todas las fichas –claro ocasionado por su contraparte – de tal forma que aquella probidad alegada cuando amigo era de los perredistas se convirtió incluso en el más profundo odio, desprecio y escarnio, sentidos por su inventor, Rubén Flores Leal, a quien no le tocó ni así de migajitas del tremendo cesto que de un bocado se engulló el ya mencionado ¿convergencista?, dispuesto a batirse con todo y su armadura naranja, para defender, como un perro, la ley Moreno Barrón, que garantiza persuadir con el evangelio a la masa creyente, para que sigan viendo como verdaderos demonios a los perredistas, capaces de impulsar el matrimonio entre personas del mismo sexo y aun peor, permitirles la adopción ante su incapacidad de procrearse.

Estos son excesos resultantes de la torpeza de los operadores pertenecientes a un corporativo que esperaba más de ellos. Sin embargo, al paso de los años les fomentó insaciabilidad en su apetito e hizo de ellos unos cerdos, lerdos y pesados, incapaces de reaccionar a tiempo porque aun a pesar de los riesgos que corren, exigen su diezmo, su doble diezmo o su sociedad.

Se acabaron los viajes aventurados en helicóptero

.

Ya no más “darse las tres” en el helicóptero o en el avión del gobierno. Son riesgos lesivos al desempeño del Estado y deseados por grupos paramilitares, según el Cisen.

Cuidado con los atentados.

El aviso ya está dado. Grupos paramilitares desencadenarían su odio contra el grupo empoderado de Tlaxcala, que tiene la particularidad de pertenecer a la derecha mexicana. Y parece que se trata de uno de los estados –junto con Aguascalientes- capaces de conservar la gubernatura para esa causa azul celeste.
Es de tal delicadeza el tema que habría que analizarlo con detenimiento de sobra. Recordemos la caída del learjet en Atlanga, tras un mes de haber ocurrido lo mismo en Reforma, en el doloroso incidente que cobró la vida al entonces secretario de Gobernación Juan Camilo Mouriño Terrazo.

El oportuno llamado del Cisen parece darse en un marco que evita errores como  los cometidos por los órganos de inteligencia de la Unión Americana, al grado que el propio presidente Obama reconoció su falibilidad.

Conocida de sobra la afición de Héctor Ortiz por tripular su helicóptero –y parece que también lo hacía con el viejo learjet que cayó en Atlanga- no es remota la posibilidad de un atentado aprovechando semejante confianza.

Recuerdo la respuesta del entonces director del Centro SCT, Alberto Cano Cortesano, cuando le cuestioné que el gobernador tripulase sin licencia un artefacto de esta naturaleza. “Nada más se da las tres” dijo el que semanas más tarde quedó sin chamba.

El propio Ortiz trastabilló cuando le pregunté las causas que lo movían a volar su helicóptero sin la obligada capacitación que ordenan las leyes de aeronáutica civil. Pues hoy, ante el descubrimiento del Cisen nos enfrentamos a una cruda realidad, la de la irresponsabilidad, condenable en todo sentido pues el que tripulaba una nave ni era un experto y, mucho menos un simple civil.

Recordemos la muerte de su escolta Patricio Duarte, en extrañas condiciones y lo que, en su momento le planteamos como un probable aviso del crimen organizado al haber traspasado los límites de su seguridad.

Los responsables de la logística tienen en sus manos este llamado a tiempo. Y de hoy en adelante sabemos que los errores han dejado de ser acciones fortuitas para convertirse en fallas deliberadas, merecedoras del más enérgico castigo.

Adiós a la improvisación.

Rosalía, ya apareció su peine

Como la creación de Pablo Milanés, fue un breve espacio  el que duró la autopromoción de Rosalía Peredo Aguilar, como candidata a la gubernatura, ya fuera por el PRI o por otro partido, siendo que a ella la hicieron senadora del PAN aprovechando su camaleonismo. Todo con tal de que esté quieta.

Pero en el río revuelto que se convirtió la separación temporal o definitiva de una parvada de panista y orticistas en funciones, la señora senadora habrá de sacar provecho, colocando más piezas de ajedrez en nuevos sitios, aunque sea para terminar el sexenio, de tal forma que al próximo gobernador o gobernadora, pueda exigirle nombramientos.

O sea, el grupo de Rosalía sigue creciendo.

Es la época de oro para aquellos que ven en la extorsión un proyecto político. Y luego alardean de disponer de 50 mil seguidores, dispuestos a lo que sea con tal de incrementar el poder de su temporal lideresa.

Es este el grupo que más provecho ha sacado a la supuesta ventaja de definir una elección.

Yo creo que por eso la seño Rosalía solicitó con carácter de urgente una reunión con el gobernador Ortiz, al cual, por cierto días antes tildó de frío y desagradecido con su causa.

También creo que aguantar es la clave de Ortiz, en su búsqueda de legar el poder a alguien de sus confianzas. Si para ello tiene que soportar la cartota a los Reyes Magos de la Peredo, pues, qué otra, verdad?…

Esfinge, no esfínter….

Parece que tal fue la aclaración del personal encargado de mostrar la grandeza egipcia por cuanto vestigios susceptibles de recibir hasta este tipo de visitas, para las cuales la política significa conocimiento (mmm…), dominio del mundo, salir de la aldea…

Y ahí tiene usted al popular Rubén Flores Leal, la piastra (así se llama al equivalente egipcio de la peseta mexicana; cien piastras hacen una libra, claro una libra egipcia) al pie de la pirámide de Keops, enviándonos el más caluroso saludo desde estas extraordinarias tierras, adonde concurrió como parte de un ¿intercambio cultural?, entre ambas naciones (la egipcia y la de aquí).

Los motivos (el compló) para que Raulito se desbarrancara

.

Ahora que ya está repuesto se vale correr la cortina tras la cual bailan los demonios de gusto porque no apareció una cédula profesional… * Qué manchao eres, cuñao….

Yo no sé si por antiguo o malportado pero, a Rubén Flores Leal (coordinador de asesores de Ortiz) no le ha ido como quisiera.

Por ejemplo, quería ser procurador y no se le hizo.

Es más, ya se supo que él y un diputado incondicional suyo (aunque ya se le pone al brinco o de plano lo trata de anciano) operaron el “compló” para no dejar que llegara Raúl Cuevas a ese codiciado escritorio.

Y lo dejaron con todo y el mariachi y los nombramientos hechos.

Aquellos dos, apoyados de un discreto dejar hacer, dejar pasar, de Orlando Santacruz (sí, el líder del PAN que dice ser incondicional de Ortiz, pero cada vez que puede le queda mal) detectaron que Cuevas carecía de cédula profesional.

Y como a Flores Leal ya la habían dicho que nel (quien sabe por qué –ajá-)entonces vino la venganza apache, misma que fue tomada por el flemático, elegante y deseoso de contender por la alcaldía de Apizaco, como una forma de desquitarse de los madrazos que le han puesto en un periódico, de los tlaxcaltecas, unas gentes que son aliadas de Raúl. (Yo creo que fue tanto el coraje que hasta se enfermó, pero ya anda otra vez dando lata)

Entonces, a Orlando le llegó el mensaje de que sería respetada la decisión de los diputados.

Y el, como no le hace a eso de interpretar los entrelíneas dijo, ah, pos qué fácil y qué chido, que mis colegas nombren a quien pase el examen y yo… como Pilatos.

¡Zas!, que va tronando Raulito. Y por dentro, Orlando no cabía de felicidad, aunque por fuera, haz de cuenta que era un trozo de cedro… inexpresivo… frío… casi como Arturo de Córdoba, pronunciando su famoso: “no tiene la menor importancia”.

A lo mejor se la están guardando.

Pero, ultimadasmentes, qué le pueden reclamar.

Le hubieran dicho bien claro, a ver qué haces, porque peseta y secuaz te andan comiendo el mandado, pero, nada de eso… dejaron crecer el evento democrático y apegado a la más estricta regla de los abogados.

Para mí que Orlando tuvo razón.

Ni que valiera tanto la procu.

Ora a ver cómo le va en la interna del PAN.

Yo que él ni le entraba. Pero, eso está por verse.

Que manchao eres… cuñao

Dueño de la red de maestros, Justo Lozano Tovar, mandó al director de la Técnica 9 de Apizaco, Felipe Cuatepotzo Sánchez, conocido en el mundo de las bajas pasiones como “el profe chilindrina” a pedir el auditorio Emilio Sánchez Piedras, con el propósito de celebrar una importante actividad cultural.

Pero luego se supo que nada de cuestiones culturales… bueno, sí, a lo mejor fue para analizar entre profes los distintos grados de la mentira.

Y a lo mejor, después de ese sesudo evento, los maestros dijeron, ora vamos a celebrarle su tostón a Justito.

Y que se lo celebran.

Nommbre… barbacoa, carnitas, mixiotes de cocodrilo, pulque curado con tequesquite, jalea de tuna y gelatina de ojo, además de ciento y tantas botellas de tequila adulterado que los profes compraron en Super Che, de Huamantla, todo eso hubo en el tremendo onomástico que es justo reconocer en esta líneas.

Pero nadie vaya a creer que se trata de un destape para que en el PAN vean que el cuñao lleva las de ganar… nada de eso…

Nada más fue para celebrar el tostón, como le decía.

Ah y también para mandar un mensaje… aquí están mis canicas… ¿le entras…?


Dos contra el mundo (del perredismo) o Una pareja de idiotas…

.

Luis Mariano Andalco y Alejandro Martínez, los promotores de Mariano González Zarur, como candidato externo del PRD.


Entre los grupos del PRD en Tlaxcala, es posible advertir el rumbo, según el comportamiento de líderes y sus seguidores.

Hay dos vertientes. La encabezada por la senadora Minerva Hernández Ramos que, al reencontrarse políticamente con el también senador, Alfonso Sánchez Anaya, avanzó un trecho importante en la unificación de criterios, y el pretendido registro como externo, del diputado priísta Mariano González Zarur.

Esta última tiene como sus principales promotores al diputado federal Alejandro Martínez y al ex dirigente del partido, Luis Mariano Andalco López.

Es cierto que estos dos viven un proceso de aislamiento, puede que por su valentía, pero también por una especie de doble moral parecida a la que tienen aquellos destinados a dormir con parejas distintas, a sentarse a la mesa con familias distintas…

A lo mejor esto toma fuerza por aquello de la crianza de toros bravos y la afición de ambos a esta actividad.

Lo cierto es que hasta antes de julio el factor MGZ era útil a ASA, para una eventual sustracción de activos a Minerva, quien hasta ese momento se comportaba como su más frontal adversaria, luego de haber sido su pupila y colaboradora por muchos años.

Y a partir de la cumbre realizada en el restaurante del Hotel Misión entre ambos senadores perredistas el escenario se modificó sustancialmente.

Ambos pusieron sus canicas donde la mayoría de grupos las ha colocado.

Pero al interior de un partido caracterizado por su apego a la democracia, no todas las voces iban a ser homogéneas.

Y si a ASA no le interesó más apoyar a Marianito (así llama el ex gobernador al criador de reses bravas) a otros, sí. A esos sirve la pareja Andalco-Martínez.

Lo cierto es que con habilidad, y con incomparables ayudas (como la de Rubén Flores Leal <a> la peseta), Mariano González Zarur, dispone de un lugar en Convergencia y de otro en el Partido del Trabajo (en manos de pillos como Jorge Romero).

Pero la cercanía con 2010 hace que las izquierdas en México busquen aliarse, primero para subsistir y luego como el inexorable ejercicio de limar asperezas entre los principales líderes: AMLO, con el reconocimiento de todos y, Chucho Ortega, porque le tocó la mejor circunstancia y se hizo presidente del PRD.

Algunos opinan que Marcelo Ebrard podría concitar los intereses de uno y otro bandos y, con su incuestionable liderazgo podría alzarse como el gran candidato para 2012.

Mientras llega esa fecha, en Tlaxcala se gesta una analogía: Minerva Hernández, con una versión muy propia del  PRD (que desde luego supera al chuchismo) ha logrado el acuerdo más importante de su proyecto: pactar con Sánchez Anaya.

Así como Ebrard puede ser el gran candidato de las izquierdas, Minerva está en las mismas.

Ah, pero faltan algunas piezas en este ajedrez: el PT y Convergencia. Entonces, la verdadera disputa es por esos brazos de la izquierda, a los cuales también se cuelga el apéndice del Partido Social Demócrata.

Por eso, para Mariano González ha sido tan importante adquirir activos en el Partido Verde. Lo digo en forma metafórica, pero de que el diputado federal, junto con su talentoso hijo Marianito (otro que también acusa la doble moral) han previsto varios escenarios, nadie lo duda.

Detalles del acto organizado por Yenisei Flores, de la Sala Electoral

Seguro que se acuerda del acto organizado por Yenisei Flores, funcionaria en activo de la Sala Electoral del Poder Judicial, quien debería ser más cuidadosa de su credibilidad.

Bueno, atestado de abogados, aquel evento contó con discursos, unos buenos y otros peores (¿?) de Ricardo Amaro Ramírez (CEDHT), Alicia Fragoso, Arturo Cerón y, pues no podía faltar el pelo en la sopa, Cuauhtémoc Lima López, el ex oficial mayor del Congreso que, del eterno aspirante tricolor, pasó al frívolo ajonjolí de todos los moles.


Funcionaria de la Sala Electoral hace acto de precampaña a Mariano

.

Nuestra democracia vale lo que pide un bicho que trabaja de magistrado en la Sala Electoral.

Mariano González Zarur, diputado federal por Tlaxcala.

Foto: desarrollo.diputados.gob.mx

Pese a ser secretaria proyectista en funciones de la Sala Electoral Administrativa, la licenciada Yenisei E. Flores Guzmán, organizó la semana anterior un acto de pre campaña al diputado federal, Mariano González Zarur, con decenas de abogados, miembros de diversas asociaciones.

Si la profesionista no ocupara un cargo relevante en el Poder Judicial de Tlaxcala, su actuación no sería tan llamativa, pero utilizar a las instituciones para ponerlas al servicio de un político, habla de la urgencia de actuaciones transparentes en un ámbito de gobierno que debiera cuidar su credibilidad.

Obsesivo como es Mariano González, no habrá de desperdiciar oportunidad para incluir su nombre en la competencia electoral. Pero corromper los tribunales de carácter electoral, lejos de ayudarlo lo exhibe como un sujeto proclive a la ilegalidad.

Y conste que hay nombres escritos con tinta indeleble que ya jugaron roles despreciables.

Uno de ellos, el magistrado de la Sala Electoral Administrativa, Silvestre Lara Amador, expresaría sin rubor, pasada la elección de 2004, su disposición a dejar Tlaxcala, siempre y cuando hubiese sustancia (más de tres millones) para emitir un voto que diera un poco más de vida al entonces candidato perdedor, Mariano González.

Hay quien así lo asegura y estaría dispuesto a gritarlo a la cara del sinvegüenza cuya fotografía aparece en el directorio de la Sala Electoral.

Deteriorada esta instancia, preguntaría a los aspirantes a gobernador de Tlaxcala si están dispuestos a contender, o mejor dicho, si tienen en su cuenta tres millones de pesos, más las nuevas necesidades acumuladas a lo largo de este período, que exija por lo menos un magistrado en cuyo diccionario no existe la palabra vergüenza.

Dejar que corra la garantía de tapadera

Por si usted no lo olvida, hace diez semanas el diputado federal plurinominal Mariano González, rindió un informe en la radiodifusora de Apizaco.

Se trató de una campaña que incluso contó con la venia del gobernador, a quien el criador de reses ya no ve con recelo. Todo lo contrario, ahora es la sumisión lo que movió los actos del legislador, cuya propaganda ocupó los cruces con mayor visibilidad de Tlaxcala; curiosamente los mismos que utiliza el gobierno para colocar sus promocionales impresos.

González Zarur cambió así de rápido los desplantes por la sumisión, pese a que días antes dijo a e-consulta el poco respeto que le merecía la autoridad de Tlaxcala. Bueno también habló así de Beatriz Paredes. De ambos, expresó su más sentido desprecio.

Desde luego que no actuó solo. Contó con la directriz de Rubén Flores Leal, quien en primera instancia le recomendó dejar para mejor momento los desplantes de hacendado y, hasta completar ese redireccionamiento con la garantía de cuidar la espalda del actual, en el caso de que consiga llegar a ser gobernador.

Y el resultado fue estupendo, claro, pudo ser mejor con todo el dinero del que se dispuso. Pero hay que tomar en cuenta que lo bueno cuesta. Y como la empresa encargada de hacerle ruido actuó al no tener más alternativa –pues el dogerismo en Puebla dejó de cobijarla – pues no desaprovechó la oportunidad para migrar por enésima vez, sabiendo que el pastel es bien grande, aunque esta vez ya no tolerará error alguno.

Los cañonazos a la sala

Si en 2004 las pretensiones del seudo magistrado –que ahí sigue, cómo la ven –hubiesen sido cubiertas, se habría dado pie a un largo y penoso lío que nos muestra en qué consiste nuestra democracia.

Ella vale lo que un bicho actuando como parte del Poder Judicial.


Frases aristotélicas en el proceso sucesorio de la PGJET

.

Nadie iba a exponer al doctor Leopoldo Zárate a cualquier tipo de comparecencia… y es que a veces era medio cuatrero…

Pocos se habían puesto a pensar en que los afectos del gobernador Héctor Ortiz, se verían tan afectados para tomar la decisión respecto a quién ha de ser el más indicado para llenar el hueco que dejó el doctor Polo Zárate Aguilar, un día en que recibió la instrucción y, tan obediente y cándido que es, la acató, aunque en ello le fue el final de su carrera porque las cosas no se hacen de una manera tan pero tan alejada de la ley.

Se trataba, nos dicen, de no exponer al hoy ex procurador, a cualquier tipo de comparecencia pues, tal vez por su extremo nivel académico, a veces era medio cuatrero. Digo, eso no es malo, a todos los grandes les llega a pasar. Claro, no con tanta frecuencia pero. Pero aquí lo bueno es que dicho personaje ya regresó a las aulas a seguir poseyendo las mismas ventajas de los sabios sobre los ignorantes que los vivos sobre los muertos.*

Más de una vez recuerdo rostros de frustración en connotados funcionarios de la PGJET quienes equivocadamente pensaban que la circunstancia les facultaba para pensar con un poco más de claridad de lo que atinaba a hacer el agradable doctor don Polo. A lo mejor por dicha causa a esos inquietos subordinados, el hoy ex procurador les aplicaba la siguiente reflexión aristotélica: Así como los ojos de los murciélagos se ofuscan a la luz del día, de la misma manera a la inteligencia de nuestra alma la ofuscan las cosas evidentes.

Como puede usted darse cuenta hoy estamos muy motivados por el inminente movimiento que ha de darse en la Procu y porque esos afectos a los que nos referíamos al inicio de este texto se hallan en un terrible dilema y seguramente han de llevar al ciudadano mandamás a recurrir a la filosofía de Aristóteles, por cierto, evocada a cada momento por Don Polo.

En los afectos del ciudadano, Joaquín Arturo Rojas Díaz y Raulito Cuevas Sánchez, se hallan dentro del esquema siguiente: La virtud es una disposición voluntaria adquirida, que consiste en un término medio entre dos extremos malos, el uno por exceso y el otro por defecto.

Pido que no se vaya a entender que ambos sean malos, pero a lo mejor entre ellos dos puede surgir algo menos malo, así como lo plantea el sabio en esta que es una de sus más respetadas aportaciones al lado pensante del ser humano.

Lo que no entiendo es por qué tardar tanto en una decisión tan delicada para el Estado. Se trata del abogado del mismo, aquél que ha de cuidar que los negocios del gobierno jamás se vean trastocados por el furtivo actuar de los tunantes que no escasean para desgracia nuestra. En este contexto a Ortiz sólo le queda aplicar lo siguiente: El sabio no dice todo lo que piensa, pero siempre piensa todo lo que dice.

Muy bien, estoy de acuerdo pero que no se la aplique tan de a de veras porque ya nos tiene muy inquietos. Digo si así está de misterioso con la terna del procu, qué les depara a los inquietos grillos de la talla de Enrique Padilla o de Rubén Flores Leal, con sus húmedos sueños de poder. Qué será del temperamento de los que se sienten con el derecho de inscribir su nombre en los anales del estado como aquellos capaces de la enmienda –a la que ya nos cansamos de esperar y esperar.

Y como a esa inquieta turba le conviene estar quieta, ahí les va a manera de conclusión una más de las frases aristotélicas para que se les vaya el sueño y dejen de estarnos molestando con sus tremendas ganas de figurar: Considero más valiente al que conquista sus deseos que al que conquista a sus enemigos, ya que la victoria más dura es la victoria sobre uno mismo.