Compártelo en tus redes sociales

La posibilidad de que la actual legislatura bajo el mando de los impolutos diputados de Morena, el PT y el PES fuera diferente y evitara caer en la tentación de solapar y alentar la corrupción se fue al cagadero anoche, cuando legisladores del PRD, PAN, PRI y la minichiquillada en complicidad con la presidenta de la Comisión de Finanzas y Fiscalización María del Rayo Netzáhuatl Ilhuicatzi decidieron limpiar el cochinero administrativo y las transas millonarias de los alcaldes de Zacatelco, Panotla, Yauhquemehcan y Teacalco.

Gano la corrupción y la complicidad.

La Cuarta Transformación en el Congreso del Estado apesta y resultó una enorme decepción, porque salió peor que los priistas, panistas y perredistas que en su momento llegaron a tener el control del Poder Legislativo en Tlaxcala.

Sólo quedó en el discurso el combate a la corrupción y la complicidad de los legisladores de Morena, el PT y el PES para permitir que una minoría de diputados cambie el sentido de los dictámenes de reprobatorios a aprobatorios que serán presentados ante el pleno para ser avalados destruye la credibilidad del proyecto que impulsa el presidente de México Andrés Manuel López Obrador, porque con ese hecho concreto se puede demostrar que no sólo son igual de corruptos que sus adversarios, sino que la Cuarta Transformación forma parte de ese andamiaje arraigado en el país que protege, encubre y alienta las malas prácticas en los gobiernos que permite la malversación de millones de pesos sin que haya alguna consecuencia.

La presidenta de la Comisión de Finanzas y Fiscalización del Congreso del Estado María del Rayo Netzáhuatl anoche fue omisa y hasta permisiva para que diputados con doble moral como el panista Omar Milton López Avendaño la hicieran de auditor, experto en obra y de plomero para que con una sola visita a las obras observadas en Zacatelco llegara a la inmediata conclusión que estaban correctas y que el cagadero existente debía ser perdonado por los legisladores.

El extraño comportamiento del mencionado diputado panista vinculado a los intereses del ex alcalde corrupto de Tlaxcala, Adolfo Escobar, hace suponer que habría recibido un abultado estímulo para cambiar su postura, tal y como lo tuvo contra la administración de la presidenta municipal de Texoloc, Maribel Cervantes Hernández, madre del también diputado perredista, Miguel Ángel Covarrubias Cervantes.

López Avendaño se la pasó exigiendo abrir la cuenta pública del 2018 de la actual administración de Texoloc, que pese a tener millonarias anomalías el dictamen era aprobatorio, pero el panista quería revisar a como dé lugar el expediente para lograr que éste fuera reprobado.

Luego de un encuentro con su homólogo Miguel Ángel Covarrubias, la postura de Omar Milton López cambió radicalmente y el diputado panista solicitó a los auditores que acudirían a revisar el expediente simular porque ya no había inconsistencias que documentar en la administración municipal perredista de Texoloc.

Los diputados que resultaron un factor clave para cambiar anoche el sentido de los dictámenes de las cuentas públicas del 2018 de los ayuntamientos de Zacatelco, Panotla, Yauhquemehcan y Teacalco fueron el panista Omar Milton López, los perredistas Miguel Ángel Covarrubias y Laura Yamili Flores Lozano, amiga incondicional del alcalde de Panotla, Eymard Grande Rodríguez, así como el traidor y convenenciero legislador del PES, José Luis Garrido Cruz y otros de la minichiquillada.

Una vez que se conozca públicamente el cambio del sentido de los dictámenes al interior de la corrupta Comisión de Finanzas y Fiscalización de Congreso del Estado, mas no el documento original del Órgano de Fiscalización Superior que seguirá intacto y que establece que las mencionadas cuentas públicas están reprobadas, se conocerán los detalles de las anomalías millonarias que se perdonaron y los nombres de los diputados locales que formaron parte de esa red de complicidades.

La cloaca en que se convirtió la Comisión de Finanzas y Fiscalización del Congreso del Estado a cargo de la morenista María del Rayo Netzáhuatl terminará por sepultar a la actual legislatura que salió igual de mala como las anteriores donde el PRI, el PAN y el PRD llegaron a tener el control del Poder Legislativo en Tlaxcala.

Morena y sus aliados del PT y del PES resultaron ser la misma gata pero revolcada. Qué pena.