[xyz_lbx_default_code]

Tuvieron manchi operadores padrones de Sedesol, revela García Portilla ante Meade

.

Y le pide llevar jornadas de la institución a su oficina de gestión política. Así se fraguó un triunfo tricolor en el contexto de una elección de Estado

Rixcardo Garcia Portilla, Diputado Cinico PRI, Jugo Padron Pobres Sedesol, Tlaxcala Online

Hace falta estar inconsciente o, pasarse de cínico, para ventanear ante el secretario de Desarrollo Social, el uso ilegal de los padrones de la Sedesol, o sea la lista de tlaxcaltecas más pobres, para operar con gran precisión el reparto de limosnas institucionales en plena etapa electoral.

Una nota de Reforma describe así el activismo del legislador federal, Ricardo García Portilla, durante la plenaria de su partido: «¿Por qué no nos da la oportunidad de llevar una jornada de Sedesol en nuestra casa de gestión? Imaginemos a Sedesol ahí, haciendo una jornada con su aprobación de manera institucional».

En palabras más llanas, este personaje calpulalpense dijo al titular de Sedesol más o menos lo siguiente: “estimado secretario Meade, y posible candidato presidencial de mi partido, el PRI, para qué le hacemos al cuento respetando la Ley si nos tocó la parte más cuchi cuchi de uno de los sexenios más corruptos de la historia… con los padrones ahorramos tiempo, atacamos donde la oposición ni se imagina y hacemos rendir más los recursos que deberían entregarse sin distinción de credo o preferencia partidista”.

Según la nota de Reforma, en el caso de Tlaxcala, añadió quien fuera secretario de Finanzas de Tlaxcala, la Sedesol les dio acceso al padrón de beneficiaros de estufas y les permitió participar en la entrega de los apoyos.

«Ya lo demostraron mis dos compañeras diputadas (Anabel Alvarado y Rosalinda Muñoz) y un servidor, que podemos ser eficientes desde la instrumentación de los padrones que nos dio, una cantidad específica, hasta la entrega de la última milla», detalló.

Cómo no va a estar interesado este falaz representante popular del tercer distrito electoral federal en hacerse un especialista en la manipulación de ese programa si, primero aspira a ser senador por su partido el PRI en el 2018 (el y Anabel Alvarado son la fórmula) y de paso, manda mensajito a José Antonio Meade, quien es una de las cartas del PRI, para que dirija la mirada a los operadores del capo di capi, Mariano, un gobernador a quien aparentemente hasta hoy la fortuna y la impunidad le han sonreído.

Pero le puede ocurrir la metáfora del concreto apizaquense.

¿En qué consiste?

Muy sencillo, en que las gruesas capas de un horrible tendido urbano de cemento y grava que costó arriba de 60 millones de pesos, comenzaron a esponjarse – como cadáveres en descomposición – justo en la etapa final del sexenio de las majaderías que intentan tapar la más espantosa corrupción registrada en Tlaxcala.

Ignoro si Meade lo hizo, pero un secretario de Desarrollo Social, en su papel de responsable de la institución encargada de asistir a los mexicanos, sobre todo a los más vulnerables, habría respondido al cándido o chueco legislador: “ignoro el tema al que alude, señor diputado, en la Sedesol somos celosos de no transgredir las reglas de operación… ni tenemos favoritos para canalizar recursos y mucho menos ponemos los padrones en manos de mapaches descarados, como usted comprenderá”.

Borrón y cuenta nueva

El diputado pizzero ha pedido a los panistas una tregua en busca de un: borrón y cuenta nueva, como líder de la bancada albiazul en la Legislatura.

¿Borrón y cuenta nueva?, ¿No equivocaría el susodicho, tiempo y lugar para afirmar semejante cosa?

Porque a lo mejor a sus colegas diputados les debió haber propuesto nuevas estrategias de operación política.

Y, abandonado por la efímera pasión que lo llevo hasta a patear puertas, aquello de borrón y cuenta nueva debe haber tenido otra destinataria.

¿No? Pues como dice el tango Volver, de Le Pera y Gardel, siempre se vuelve al primer amor…

En San Juan Huactzinco, qué delicado

Los hechos violentos suscitados en San Juan Huactzinco, saltan de enfrentamientos entre tiras, incluso intercambiando plomo, a una creciente inconformidad social que, podría tener cabos sueltos, porque todo acabó con la quema del edificio nuevo de la alcaldía.

Que lamentable la existencia de lesionados, sobre todo a estas alturas en que la inseguridad nos agobia. Los policías municipales de San Juan, en lugar de limitarse a cumplir con su obligación de servidores públicos, se dieron el lujo de confrontarse, en este brete, carente de cualquier lógica.

Los Molinos chic…

Hoy hace su impactante aparición el restaurante que habrá de ser el sitio de moda para los políticos de Tlaxcala, Los Molinos, propiedad de Erika Cisneros (hija de don Joaquín Cisneros Fernánde), quien ha hecho una de las inversiones más importantes en la ex hacienda que les platico.

Toda la clase política tiene que hacerse presente.

En contraste, El Mesón Taurino, famoso por sus platos de gusanos y otras especialidades – y unas cuentas de aquí al cielo – se encuentra en etapa de extinción.

Primero porque en diciembre vence el contrato a la respetable familia que se encargó de hacer grande a ese lugar.

Y segundo, porque a los altos mandos de Tlaxcala no les cuadró que en dicho mesón diese sus conferencias de prensa la perredista Lorena Cuéllar Cisneros.

Como quien dice, fiesta con unos y cara triste con otros.

Por cierto la inauguración es hoy por la tarde y correrá a cargo ni más ni menos que de Marco Antonio Mena Rodríguez, gobernador electo de Tlaxcala (si el TEPJF no dice lo contrario).

Etiquetas:, , ,