[xyz_lbx_default_code]

La manchi lista de candidatos al Congreso, una sumisión más de Marco Mena

.

¿Cómo incluir en esa manchilista a personajes que le hicieran sombra a marianito, si él va como abanderado por el Cuarto Distrito?… si esta legislatura fue, malita, aguarden la que viene

Lorena Cuellar Cisneros, PT, Mariano Gonzalez Zarur, Quico, Alberto Anaya, Manlio Fabio Beltrones, Caricatura, Tlaxcala Enlinea

Uno ve la lista tricolor de candidatos a diputados locales, y automáticamente relaciona la sumisión de Marco Antonio Mena Rodríguez al continuismo de Mariano González Zarur. ¿Acaso el PRI carece de nuevos rostros, ganadores, jóvenes o maduros, pero no cínicos mapaches, fardos en la entrada de Lira y Ortega 8 afianzados al suelo como los dueños temporales de la que ya sienten esa legislatura cómplice para animar el cuesta abajo de un estado que elección tras elección se vuelve más una familia cínica.

En el distrito uno, Eréndira Cova Brindis, el eterno proyecto con más ganas que capacidad, pero lista para soltar la garra. En el dos, Eduardo Vázquez Martínez, una vulgar cuota para alargar al mismo sujeto que vende protección a obreros y campesinos. En el tres, José Martín Rivera y el interesante triángulo que hace de la región oriente una de las rutas más inseguras del país, según la Cámara Nacional de Autotransporte de Carga (Canacar).

Bueno, de Mariano González Aguirre, se dicen tantas cosas… baste ver el gris grupo de individuos con un asterisco cuando uno trata de encontrar algo positivo en ellos. Pareciera que la línea es no opacarlo, al contrario propiciar una especie de alivio cuando en lugar de mirar a Fabiola Sue Nava, y sus traiciones en el OMPRI, trata uno de no manchar los conver’s de lona al atravesar este jardín minado.

Hay quienes ni mención merecen. Pero enterarse del enésimo contraataque de Enrique Padilla Sánchez, hoy por el distrito siete luego de haber dejado la delegación de la SEP, sin siquiera dar una explicación creíble, a uno le provoca uno como zica de la desvergüenza. Todo el respeto para Gabriela del Razo Becerra, en el ocho, y solo la pregunta ¿no hubo alguien con menos millas recorridas en el camino de la sumisión a Mariano González?

Digo, estos abanderados deberían tomar en cuenta que hoy la opinión de jóvenes, mujeres, mamás solteras, y en general gente en la miseria gracias a un sistema excluyente y bastante chueco como el del señor manchis, va a ser fundamental para hacerlos llegar o para mandarlos por un tubo con todo y sus despensas o su lanita envuelta para regalo y con el moño del cinismo.

¿Quién puede dejar de ser negativo en un análisis donde se ha de mencionar el nombre de Arnulfo Arévalo Lara, o del de la hija pródiga Eladia Torres Muñoz, una seño a la que nada más le hace falta militar en el partido de los pulqueros (saludo para nuestros amigos tlachiqueros y aguamieleros). Y si acaso un poco deja de ser vergonzante con abanicos como estos, hay que pensar en Madaí y su mala decisión de dejar el deporte para dedicarse a hacer fortuna como política, una tentación no mala, sino lamentable para aquellos a quienes en algún momento volteó a verlos un público plural, al que los colores no lo aflijan como sí en cambio que a Tlaxcala y a sus deportistas les vaya bien.

Perdón por los que faltó mencionar pero como dicen los jóvenes, hacerlo de plano da güeva…

¿Cómo que se les hizo tarde?

Los petistas se la hicieron buena a la senadora perredista con licencia, Lorena Cuéllar Cisneros. les salió plomo en las patas y en el derriere porque teniendo un día así de grande y luminoso se fueron presentando a la una cuarenta y siete de la madrugada.

Ayer compartíamos con ustedes el raro proceder de los petistas, encabezados por el pragmático Alberto Anaya Gutiérrez, un cuate dispuesto a ponerse de tapete para que Manlio Fabio Beltrones no se ensucie el calzado. Es que le debe el registro de su partido. A lo mejor hasta le hizo un bien a esta expresión de PRD que impulsa a Cuéllar, porque siendo Tlaxcala un laboratorio en junio podría hasta perder el registro los dos institutos políticos.

El caso es que en Tlaxcala, el PT y sus patas de plomo, obró igualito que en Oaxaca, donde el mismo partido decidió ayer romper con el PRD la alianza que apoyaba a José Antonio Estefan Garfias. Y nada más falta que en Puebla también rompa con Rafael Moreno Valle para quitar el apoyo a Tony Galy para que el cuadro esté completo.

Bueno se echaba de ver, en Puebla el trato con Rafita es que le pegue a AMLO hasta que se canse. Si cumple esa tarea y además crece su imagen camotera, será bienvenido a las grandes ligas y podrá también desquitarse de sus eternos enemigos panistas, Felipe Calderón Hinojosa y su esposa Margarita Zavala.

Ni hablar, ahora sí se la hicieron a Lorena. A estas alturas, el que se enoja pierde.

Sorpresas

Por cierto, ya ven que uno se entera de cada cosa… resulta que en unos días se hará pública la incorporación del futuro ex priísta Noé Rodríguez Roldán, a la causa de la candidata perredista al gobierno. ¿De qué tamaño es el enorme capital político del que presume? Eso lo veremos, como no lo vimos ahora que en el PRI le cerraron la puerta.

Otra que tiene un pie en el PAN, nos dicen, es la super priísta de cepa Guadalupe Sánchez Santiago. Filtraron que le andan proponiendo una plurinominal en el partido que de plano fue incapaz de satisfacer el equilibrio de género, en eso que suelen llamar paridad, y hoy se dedica al reciclado de personajes que ya deberían pensar en el retiro.

Bueno es que a Lupita le pasa lo del pastorcillo aquél que de tanto gritar, ¡el lobo, el lobo!, ya nadie le cree.

Ah, con la suplente de la senadora Martha Palafox

La seño Vero González Rodríguez, algún día va a aprender a leer, chance y ahora que sus ingresos tienen hartos ceros, en su nueva chamba: ocupar la curul de la senadora con licencia Martha Palafox Gutiérrez, la ya candidata del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) a la gubernatura de Tlaxcala.

A Vero González la acusan los socios de su hermano, Ángel Santos González, de ser depositaria de una fortuna mal habida.

Para empezar Ángel Santos González, falsificó firmas y actas del consejo directivo de Combustibles de Huamantla SA de CV. Para ello contó con el concurso del director del Registro Público de la Propiedad y Comercio, Cuauhtémoc Lima López, quien no contestó las denuncias en su contra y por consecuencia se declaró confeso de tales falsificaciones. En las mismas se encuentra la Correduría Dos en el estado de Tlaxcala, donde también ayudaron a Ángel Santos, a falsificar firmas y a obtener copias certificadas alteradas de asambleas donde el singular empresario quitó sus acciones a quienes hoy tienen el fallo a favor de parte de la autoridad.

Se trata del Juez Tercero de Distrito en el estado de Tlaxcala, Juan Pablo Rivera Juárez, quien sentenció a los González –bueno, la senadora suplente es solidaria con su carnal- a devolver acciones, pagar ingresos y aguardar la cárcel al haber tronado como ejote en el juicio ordinario mercantil 91/2014.

Los denunciantes, Hilda Gerardo Alfaro y Rodrigo Rangel Luna, son apenas la punta del iceberg de los negocios chuecos que, aquí entre nos hasta acabaron con la salud del señor padre de los traviesos hermanos González, de plano su progenitor dejó de existir al darse cuenta de la ruindad de su hijo y la complicidad de su hija, por cierto hoy muy sentada en una curul del Senado de la República.

La pregunta obligada es: ¿Qué va a pasar con Cuauhtemoc Lima López, y sus manos en la masa, como fue sorprendido por el Juez Rivera Juárez? ¿Qué va a pasar con la Correduría Dos de Tlaxcala, cuya titular también está hundida en este lodazal más arriba de su cintura?

Etiquetas:, , , , , , ,