[xyz_lbx_default_code]

Qué dicen los ex gobernadores en el proceso sucesorio

.

Todos tienen sus intereses en juego, y salvo Tulio Hernández a quien su estado de salud ya no le permite este tipo de emociones, el resto está desbordado en el proceso.

(etlaxcala) Jose Antonio Alvarez Lima, Hector Ortiz, Alfonso Sanchez Anaya, Mariano Gonzalez Zarur, Beatriz Paredes Rangel, Caricatura, Sucesion, PRI Tlaxcala O

La visita de Manlio Fabio Beltrones, fue una especie de: ¡engarrótenseme ahí! Y eso fue para todos, incluso para las senadoras que solo obedecen a su calendario propio. A los de su partido, el PRI, el mensaje fue, ¡no se hagan bolas!, y sobre todo a Marco Antonio Mena: ¡árbitro no compite!

A Mariano, los códigos de Manlio lo pusieron quieto. Le encendieron la luz interior por medio de la cual tiene una comisión: organizar, al tiempo de sacar las manos. Ya los priístas estarán diseñando el método infalible que por lo pronto tiene una caja –dicen- de 300 millones, mágica fortuna en manos marianas a manera de salvoconducto con la leyenda: ¡por Dios que sí le entro con quien quede!

Media el amasiato prianista, de la aprobación automática de cuentas públicas y de los ojos tapados para hacerse los invidentes con los estados financieros de un Ejecutivo bien listo y consciente de las bondades a partir de repartir el pastel con sus aliados adrianos.

Como sea pero el proceso sucesorio avanza. En él los ex gobernadores, tienen su injerencia, cada cual cuidando no ser excluidos de su derecho ilegítimo a la perpetuidad, en el ejercicio este de desmenuzar sexenalmente a una administración –en el caso de la actual- ni preocupada por los pobres, ni por la seguridad, ni por una buena entrega de cuentas.

En cambio, el señor manchis reza porque no llegue un ajeno al aquelarre, capaz de entambarlo luego de comprobarle ahí un par de movidas chuecas en contra del patrimonio estatal.

El troskista tricolor

Antonio Álvarez Lima, el priísta más amarillo en su tiempo conserva fresco en su memoria el destacado papel de una Anabell Ávalos, haciendo el trabajo de campo a través del DIF.

No olvidemos que Álvarez Lima y su sangre espesa no conmueve multitudes. Ni siquiera les llama la atención. Entonces necesitaba de alguien como la actual delegada de Sedesol, más metida en la labor y el contacto con la raza que en las relaciones públicas arriba.

Yo creo que por eso Mariano se da de topes. Se despojó de ella con sus asquerosos desplantes, y nunca reparó en reflexionar lo que viejos de la talla de JAAL son capaces.

Alguien le regaló una cachucha negra, y con ella cubre su calva. Y ese de la pelona, Álvarez Lima, tampoco encuentra obtusa la imagen del grandote de Calpulalpan, Noé Rodríguez Roldán, quien ayer demandó al nuevo líder tricolor condiciones equitativas en este proceso dentro del cual nunca hubo destape alguno con la visita del nuevo líder nacional del Revolucionario Institucional.

El carnal del carnal

Al ex gobernador Héctor Ortiz Ortiz, nadie le puede quitar de la cabeza el buen papel que puede desempeñar su hermano el ex rector Serafín Ortiz, en el gobierno de Tlaxcala.

Es el academismo al poder, contrastante con las rasposas acometidas marianas o las metidas sanchezanayistas de pata, necio con impulsar a la señora su compañera, quien no quita el dedo del renglón.

El orticismo se halla a la expectativa para aliarse con un proyecto viable, para nada algo como las inquietudes de la senadora Adriana Dávila Fernández, pero de lo demás creo que hay interesantes reservas y posibilidades.

El grosor del orticismo es más que apetecible para el proyecto con reales ganas de obtener sonoros triunfos.

ASA, el otro hacendado

Dicen que tiene presencia en el PRD y en Morena, sin necesariamente estar en persona. Bueno, tal vez su gran apuesta tiene nombre y apellido: Lorena Cuéllar Cisneros, a quien llevó al PRD e introdujo en ese mundo, hoy tambaleante por cierto del que se espera ya que ruede la cabeza de Carlos Navarrete Ruiz.

Aunque no sé cómo le va a hacer en Morena, si el propio Andrés Manuel López Obrador, lo ha dejado al margen.

Como no es el único camino en la pesada agenda del güerito de rancho, ahí tienen a sus incondicionales en el gabinete de su primo, organizándose para hacer algo en el PRD… yo creo que preparan el reapuntalamiento de la candidatura de Lorena.

Beatriz Paredes, la más pesada

Nadie mejor que nuestra actual embajadora en Brasil para conocer y aprovechar la grilla tlaxcalteca. Parece partidaria de Lorena, quien la vería en sus oficinas de Río, pero como Beatriz lo mismo dice una cosa que otra, lo único vigente es su interés por mantenerse vigente en el grupo de apoderados del patrimonio tlaxcalteca.

Dicen que gentes de su altura y peso político hasta ignoran la cantidad de propiedades en el estado. Ha de ser, por eso conviene a esta generación de sanchezpiedristas la llegada de alguien alivianado, no con la intención de meter orden… porque hasta ellos salen raspados.

Beatriz, una política acostumbrada a amoldarse a las cirucunstancias es tal vez la que menos aparenta ansias en este proceso sucesorio. Insisto, solo aparenta porque en realidad mueve sus piezas sin descanso alguno.

El señor manchis

Lo mismo apoya al junior su reemplazo que se truena los dedos porque no llegue alguien capaz de destapar el avispero.

Su jugada maestra fue un buen intento para diagnosticar su relación con el centro. La llegada de Manlio Fabio y su mensaje… terso pero rico en entrelíneas, sacó a flote ese diagnóstico… la jugada no cuajó; Marco Mena no va a ser, y hay que esperar instrucciones superiores, tal vez para volver a tener a Carlos Rojas custodiando su estate quieto en algún café de los portales de Tlaxcala.

Esa fue la forma en que el establishment tuvo sereno al bravo hacendado durante el tiempo necesario para la operación magistral de quienes se llevaron tres orejas en la loca corrida del siete de junio.

Cambiando de tema

Los enlaces de chavos siempre mueven los buenos deseos. No tiene porqué ser distinto con junior y Doris, próximos a matrimoniarse… por ahí de enero, dicen amigos de la familia.

Por lo pronto andan planeando donde hacer el bodorrio. Valquirio no porque lo van a criticar –con eso del agandalle de cientos de hectáreas ejidales- en el Instituto Tlaxcalteca de la Cultura (ITC), pues tampoco, porque se dieron cuenta que Wilebaldo le meta uña a las cuotas por prestar el lugar.

Bueno lo importante es que la próxima doña de Glez ande segura. Para eso ya trae bola de guaruras, ya saben, de ojo verde y cabello rubio, muy al estilo hollywoodense.

Enhorabuena por ese enlace.

Etiquetas:, , , , , , ,