[xyz_lbx_default_code]

La última del Congreso… y se van

.

Tienen en sus manos colocar a los mejores aspirantes a importantes cargos en organismos, pero ya comenzaron sus jaloneos para imponer cuates o recomendados.

img4349

Quien sustituya a Yadira Nava Robles, como contralora del Instituto Electoral de Tlaxcala (IET) tiene un buen paquete ante sí, pues bajo la lupa de esta se conoció el sesgo de la cosejera presidenta, Eunice Orta Guillén, hacia una empresa, que vendió las boletas a un precio infladísimo y por lo tanto contribuyó con el empobrecimiento del organismo que hoy, a 12 días de cinco elecciones extraordinarias se encuentra en la inopia.

Por eso el comportamiento de los diputados para palomear entre siete aspirantes a ese cargo debe ser el acto, tal vez más serio de su efímera vida parlamentaria. Sus nombres: María del Carmen Núñez Barrera, Alberto Gómez Saldaña, Ángel Felipe Benítez Díaz, María Guadalupe Zamora Rodríguez, Juan Carlos Cruz Jiménez, Carlos Alberto Guzmán Paredes y Lucero Rojas Rodríguez.

Así que cuando el diputado priísta Silvestre Velázquez Guevara, reconoce que sus homólogos antepondrán sus intereses políticos para seguir con su miserable tradición de colocar cuates, hijos, o recomendados, cabe hacerle una respetuosa reclamación, pues su papel no nos llena de orgullo… al contrario.

La agonizante asamblea ha alcanzado una habilidad admirable para  hacer como que trabajan reclutando candidatos a este tipo de puestos, luego, lidiando las peores luchas internas, pero al final, ciñéndose al poder superior que les autoriza mesadas o recursos extraordinarios.

Tienen también en sus manos seleccionar a los nuevos comisionados de Acceso a la Información, y a los magistrados que sustituirán a quienes ya deben irse del Tribunal.

Pero el contexto de corrupción, improvisaciones, liviandades y hasta reclamos a los reporteros, es una constante que se llevará el Congreso a su tumba, ¿acaso una ignominiosa placa en mármol negro, a la entrada del Palacio de Allende 31. «Aquí campeó la conveniencia y la flojera».

Deben hacer su último esfuerzo por lograr algo digno. ¡Una sola acción que salve los tres años!

Si el dócil Silvestre ya visulmbra el jaloneo para acomodar cuates y los demás andan en las mismas, le aseguro que nos hemos de quedar con el recuerdo de estos como los peorcitos en la clase política local.

La Mitra tiene que actualizarse

Persistir en los actos solemnes para hacer inalcanzable el diálogo entre las familias católicas, de a pie, y sus jerarcas locales, dista así de la nueva visión con la cual actúa el Obispo de Roma.

Hoy mismo, durante la exhortación del Evangelii Gaudium, Francisco llamó a mantgener los  «los templos con las puertas abiertas en todas partes».

Es preferible dijo, Iglesia «herida y manchada por salir a la calle, antes que una Iglesia… donde tantos hermanos nuestros vivan» sin la amistad de Jesús.

Seguramente ignora las acres condiciones impuestas a la feligresía, por ejemplo para contar con la visita del obsipo local en alguna fiesta patronal. Les exigen el pago adelantado de decenas de miles de pesos, bajo la amenaza que de no entregar las sumas casi al instante, pues no habrá bautizos, o bendiciones…

El Papa Francisco convocó a los religiosos y sacerdotes a no temer romper los esquemas, a ser audaces, creativos y a evitar transmitir «una multitud de doctrinas que se intentan imponer a fuerza de insistencia».

Como sus altísimas eminencias podrán ver hay una impresionante mira a lo social, a la evangelización y no al regaño y amenaza que sacerdotes llenos de lonjas profieren cansados de tanto ganar y tanto comer, a multitudes de fieles que, de todas formas les son leales.

El obispo Francisco Moreno Barrón, tiene la obligación de hablar, de corazón a su rebaño, pedirle perdón e iniciar una verdadera revolución. No tiene alternativa. Tiene que seguir el Alto ejemplo que viene desde Roma.