[xyz_lbx_default_code]

Siguen autoridades los pasos del alcalde apizaquense de mentiritas

.

A él, le interesa ganar tiempo. Comenzando el periodo de asueto, a quién van a reclamar las calles llenas de basura, la falta de seguridad, el corte de servicios básicos como el agua potable, por no pagar. Pero, va a ser difícil que huya de la entidad, al menos ese es el diagnóstico oficial.

Un escandaloso silencio en el Congreso del Estado, nos hace lamentar la situación deabandono en el que se encuentra Apizaco.

Ni siquiera es la grotesca burla del alcalde depuesto por el Legislativo, manipulando a regidores y presidentes de comunidad lo que da escalofrío, sino la parálisis de obras y servicios en el que cayó dicho municipio.

Acciones del primer regidor, Ayax Domínguez –designado nuevamente alcalde – descubrieron el inédito limbo económico y legal en que se encuentra el ombligo de Tlaxcala.

En este momento, las arcas se encuentran en ceros.

Y si integrantes del Cabildo se prestaron a la barbaridad propuesta por Alex Ortiz, se arraiga la sospecha del cohecho. Por consecuencia, el ex alcalde panista no será el único responsable legal de esta atrocidad administrativa y política.

Entonces, la desesperada maniobra por darse vida artificial en la alcaldía, no se sustenta en intenciones de servicio, sino en no ir solo a la cárcel.

Su lógica es: 1.- si enfrento yo solito la bandeja de denuncias, me vencen. 2.- si alío al cabildo a mi causa, de todos modos me vencen. 3.- Si de todos modos me van a dar tambo, pues me llevo entre las patas a más de uno.

Qué hábil verdad. Involucrar a parte del cabildo le significa una suerte de blindaje político, sabedor que cada regidor, cada presidente de comunidad –cómplices suyos, no todos – dispone de un determinado grupo de seguidores. Sumándolos hace grande el conflicto.

A eso le apuesta.

1.- Le interesa ganar tiempo. En unos días la administración entrará en período vacacional. Nada mejor para apaciguar la ira legislativa y el fracaso ante la justicia federal. Sin actividades, nadie (eso piensa) notará la crisis por la que atraviesa el municipio.

Es más, en ese lapso de asueto, podría hasta desaparecer, dejando a los alegres seguidores suyos con una causa loca en sus manos, mientras él, a buen resguardo, evitará entrar en el CERESO, sobre todo por el frío invernal que a los huesos los hace sonar.

2.- Es un magnífico distractor. Su conducta es delincuencial y demencial. Malo que tenga eco, como si se tratase de una banda de malhechores. Sabe el cúmulo de acusaciones en su contra y hace lo que puede para defenderse de unas seguras vacaciones a la sombra.

Pero, hasta qué grado están involucradas instancias del Ejecutivo, integrantes del Legislativo y hasta dirigentes partidistas.

Si en un momento pudo cohechar a más, ahora se encuentra solo. Instituciones, funcionarios y diputados, van a darle la espalda. Vamos, ni siquiera lo van a conocer cuando las investigaciones reviertan estas estruendosas acciones de impunidad.

Las notas periodísticas pagadas ocasionan confusión. Exhiben los intereses de voceros estatales dándole chance de publicar en los periódicos más leídos.

Pero un diario no es los tribunales competentes.

Caray, los buitres no descansaron hasta verlo completamente descarnado.

Cómo se ve que todavía hay tejido. Por eso ha aguantado. En cuanto se acabe, también lo hará su raquítica fuerza. Mire que oponerse a un mandato del Poder Legislativo, tiene que proceder de alguien, o con muchos arrestos, o con mucho cinismo.

Le digo una cosa.

Las autoridades siguen cada paso del señor presidente municipal de mentiritas. Y no tardan en echarle el guante.

Oiga, qué vergüenza.

Etiquetas:, , ,