[xyz_lbx_default_code]

Archiv para febrero, 2016

Un anfitrión muy especial para Lorena Cuéllar y la fiesta por su onomástico

.

Las hermanas de la candidata, Karina y Mónica, organizaron a Lore una divertida e interesante fiesta, a la cual parece no haber incomodado al hermano del candidato del PRI

(etlaxcala) Fabricio Mena Rodriguez, Anfitrion, Fiesta Lorena Cuellar Cisneros, Marco Antonio, Caricatura Tlaxcala Enlinea

Ni siquiera las viandas y los jaiboles fueron tan llamativos en la pachanga de petit comité organizada el sábado anterior para celebrar el cumple de la senadora con licencia, Lorena Cuéllar Cisneros, como el circunstancial anfitrión, el gentil y ¿plural anfitrión?, ni más ni menos que Fabricio Mena Rodríguez, cuñado de la susodicha, carnal y operador del abanderado tricolor al gobierno, Marco Antonio Mena Rodríguez, y obediente esposo de la señora Karina, una de las organizadoras de la pachanga (la otra fue Mónica).

¿Pluralidad o traición?, he ahí el dilema. Yo diría que es la obediencia propia del cortesano para el cual conceptos como dignidad y voluntad, son ese deseo que algún día podrá realizar… cuando su superiora le dé permiso. Y como ella le ordenó ser anfitrión y poner buena cara, a este no le queda alternativa.

Puro invitado del primer círculo, nada de cambrones o sesines… esos ya quedaron fuera del grupo cercano, vamos hasta removidos de la estructura con la que Lorena Cuéllar se prepara para ir a las urnas el próximo cinco de junio.

Es decir, habrá dos frentes paralelos: el de la senadora con licencia y por obvias razones, de su confianza absoluta, y el diseñado por los del partido amarillo (esos que no hallan momento para arrebatarse recursos, candidaturas y hasta citas con la candidata).

Bueno, y suponiendo que a la pachanguita de Lorena hubieran llegado Víctor Cánovas y Daniel Herrera Murga, qué incómodo para el cuñado Fabricio que la reunión haya sido en su residencia. A lo mejor otro –menos disciplinado- convence a la esposa de buscar otra sede, a lo mejor más amplia, más cómoda y sobre todo menos comprometida.

Pero los ricos que siempre han sido ricos cumplen sus caprichos. Y a los ricos que antes eran pobres, solo les queda obedecer, pisotear su dignidad… y bajar la mirada.

Hay de pobres a… ¡pobres!

Como el caso de Santiago Sesín Maldonado, un pobre diputado que ya no lo es; que de gran operador de la candidata de PRD a gobernadora, hoy se la vive operando la campaña del pseudo perredista que se volvió candidato panista a la alcaldía de Tlaxcala, Víctor Briones Loranca.

Otro pobre –Briones– que dio chico brincote cuando, de burócrata de la antigua SESA, irrumpió en el escenario de la política, haciendo lo que los pobres hacen… dejar que los ricos pasen (como en su momento le pasó con Alfonso Sánchez Anaya).

Ahora ya no es tan pobre, y hasta presenta su declaración patrimonial. Cuyos detalles por cierto, no hemos de conocer porque el señor Briones dice que entregó esa información al titular del OFS, Crispín Corona Gutiérrez. ¿Y?, ¿Qué no se trataba de que hiciera públicos esos datos? No, pues en manos del barón Crispín, ya estuvo que nos quedamos con las ganas conocer de los bienes de uno de los dos funcionarios de la comuna tlaxcalteca, encargados de la compra irregular del famosísimo terreno donde ya mero acaban la alberca, para dejar todo listo a los legítimos dueños del predio, los medios carnales Temoltzin (Martínez y Dorante).

Y de ¡pobres! a… ¡pobrecitos!  

Como el doctor Marco Antonio Mena Rodríguez, quien conmovió a los del Partido Socialista con su discurso evocativo de su abuelita, quien vendía carbón.

1.       Si a la abuelita de Marco Mena la detectan los del Partido Verde vendiendo carbón, ya parece que se la van a perdonar, ni los de la Profepa.

2.       ¿No será que al candidato le falta arraigo y trata de llenar ese vacío con nostálgicas historias, nada más para decirnos: neta que soy de aquí, lo que pasa es que me fui harto tiempo y pos por eso nadie me conoce, nadie me valora?

3.       ¿No habría sido mejor un discurso elogiando los grandes valores que su abuelita –a la que todos hubiéramos conocido- le inculcó, gracias a los cuales observó una conducta intachable, constructiva y admirable, al grado que al PRI no le quedó más que suplicarle ser su abanderado al gobierno?

Aplican la estrategia inventada por Manlio Fabio

Por lo menos en Apizaco, Zacatelco y Chiautempan, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) recurrió a ciudadanos con una imagen positiva, aunque carezcan de militancia. Ello lo puso en práctica el partido en otros estados y la jugada le está resultando. Jorge Rivera, Héctor Domínguez y Gonzalo Díaz, son los nombres de esos, “independientes” con los que en el partido tricolor comienzan a abrir brecha.

La pésima comunicación social de SESA

La nula política de comunicación de la Sesa, gracias a la complacencia, indiferencia o falta de confianza de su titular hacia la sobrina del Secretario de Gobierno, Lorena Flores Ordóñez, ha dejado paso directo al siempre anhelado deseo de Héctor Parker por hacerse de los recursos de dicha dependencia.

Resulta que, ante la ineficacia en la ejecución de campañas de prevención de la Salud y a que el año pasado no supieran ni cómo ejercer ese recurso, ahora es el Seguro Popular quien ordenará cómo deben emplearse 10 millones de pesos para dicha difusión. Trabajo que, a sabiendas de la titular, esta dependencia no tiene ni una sola idea de aplicarlo, la respuesta más fácil y sencilla es: dénselo todo a Coracyt, para que ellos hagan diseños de vallas, dípticos, diseños de publicaciones en medios, fotografía de gobierno, manejo de redes sociales, planes de medios, spot de radio y televisión (siendo estos dos últimos lo único que podrían realizar).

El titular de la Coracyt, amiguísimo de Raymundo Vega y Crespo, comparsa de Guarneros Chumacero y Ernesto Ordoñez Carrera, parece ser el portal para que en el año de Hidalgo, la rebanada del pastel se reparta entre estos miembros del FBI (Fuerzas Básicas del Inapam).

Si esto no es, podría ser algo más grave, el desvío de recursos para financiar la campaña a gobernador de Marco Mena Rodríguez, triangulando recursos federales que están etiquetados para promover hábitos saludables y prevenir enfermedades, política que la federación ha ponderado, y aquí en Tlaxcala, simplemente no les interesan.

Ugalde, elogios de más a Mena; a este le urgirían porras pero del CEN del PRI

.

Vecindad y militancia son escasas en Marco Antonio Mena, a quien la puerta cerrada de Presidencia y el PRI, ha provocado que otras se abran, como la de su ex jefe y amigo Carlos Ugalde

(etlaxcala) Luis Carlos Ugalde, Elogia Marco Mena Rodriguez, Jitomata Perejila, Caricatura Tlaxcala Enlinea

A falta de analistas de peso completo que propaguen filtraciones (como lo hizo Joaquín López Dóriga con Manlio Fabio Bletrones y sus malos augurios para el PRI en Tlaxcala), al candidato tricolor, Marco Antonio Mena Rodríguez no le ha quedado más alternativa que recurrir a las amistades, más que leales, como Luis Carlos Ugalde, para echarle flores.

Quien fuera presidente del extinto IFE elogió un poquito más allá de los niveles de la decencia política a su ex colaborador y cuaderno de doble raya.

Entrevistado por Pepe Cárdenas en Radio Fórmula el ex árbitro electoral dijo de las de acá: “Hay algunos buenos candidatos. “En Tlaxcala el PRI nominó a Marco Antonio Mena… es un candidato extraordinario, una persona muy preparada con una gran fama (¿?), que ha hecho un gran trabajo en el gobierno del estado (¿?). Entonces también se están postulando gente buena por todos los partidos”.

Algo tenían que hacer los priístas para apuntalar a su abanderado. Tras el zape asestado por el líder nacional del tricolor, vino la demoledora conclusión de Consulta Mitofsky, también colocando a Mena en el lugar de un individuo de muy bajo perfil.

Las porras de Ugalde, habrían servido un poco más si las hubiese gritado un priísta de buen nivel… ya no digamos el Presidente o el rasposo de Manlio Fabio.

Esta es la consecuencia de meterse al ruedo careciendo de vecindad y militancia comprobada. Si el nivel de conocimiento aquí es demasiado relativo, pues ya verán ustedes allá en las alturas, donde los años, las obras y los expedientes cuentan… vamos, hasta las fotografías. Pero, cómo hacerle con un priísta que toda la vida anduvo de tour, sobre todo internacional.

Y qué dicen las senadoras suplentes

Puede que alguna de las tres legisladoras tlaxcaltecas, Adriana Dávila (PAN), Lorena Cuéllar (PRD) o Martha Palafox (Morena), no regrese a sus actividades al Senado de la República porque, quién quita, y gana la elección del cinco de junio al gobierno de Tlaxcala.

Su ausencia, por ley ha de ser cubierta por sus suplentes. Y será definitivo el mes de junio para que culminen las licencias o en su caso respalden una ausencia definitiva.

De las tres suplentes que cubrirán temporalmente a las titulares, destaca la perredista Alejandra Roldán Benitez, como la única con experiencia legislativa pues ha sido dos veces diputada local, impulsada por el grupo que encabezaba el extinto líder Ubaldo Lander Corona.

Amelia Torres López, es una militante de bajo perfil en el PAN, que aceptó gustosa en su momento ser suplente de Adriana Dávila Fernández. A sus sesenta años de edad si algo ha de destacarse de Torres López, son su disciplina y sumisión al proyecto encabezado por Dávila.

María de los Ángeles Verónica González Rodríguez, ocupará temporalmente la curul de Martha Palafox Gutiérrez. Dos cosas llaman la atención, que el grupo parlamentario del PRD haya mostrado tanto interés al grado de considerar a dicha suplente como parte de su bancada –nos dicen que esto lo operó la senadora Lorena Cuéllar Cisneros-, y el supuesto control bajo el cual subiste González Rodríguez.

Nos enteramos que fungiría como prestanombres de un empresario gasolinero, su hermano Ángel González Rodríguez, socio de Grupo Cinco, perseguido por los integrantes del consejo directivo de dicha empresa, por haberlos defraudado con cantidades millonarias.

No nos sorprendería que González Rodríguez, a través de su hermana Verónica, quien ya debe estar cobrando la dieta de Palafox Gutiérrez, lo que en realidad busca es inmunidad a través del fuero de aquella a quien ha colocado al frente de negocios irregulares, desde gasolinerías construidas en terrenos ajenos, hasta malas jugadas hechas a sus socios.

Trascendió que habría varias órdenes de aprehensión en contra del hermano de la hoy legisladora Verónica González, a quien la PGR y el SAT tienen bajo un monitoreo constante, pues puede tratarse de un encumbramiento en el senado con serios vicios ocultos que tarde o temprano habrán de detonar.

¿No que no nos endeudaríamos?

Fue detectado un pasivo superior a los 33 millones de pesos en pleno proceso electoral. Ya nos damos cuenta de los porqués aquella alianza perversa entre ejecutivo y Legislativo, dio al traste aprobando reformas cono aquella que inhibía al estado de contraer deudas, aprobada en el sexenio de José Antonio Álvarez Lima (1992-1998).

Digamos que el pasivo es mínimo si lo comparamos con los 22 mil millones de pesos detectados por la Auditoría Superior de la Federación en varios estados de la República. Cómo no habría de llamar la atención el caso de Tlaxcala si de cero, nos fuimos a 33 millones de pesos.

Primero, la caja de cristal. Luego nada de familiares. Hoy, la deuda. ¿Qué sigue?

Nubarrones en el Magisterio

Bueno pues la USET se le hace bolas el barniz. Están apanicados porque fueron privados de la información necesaria para detallar al Magisterio quién operó la plataforma de calificaciones y observaciones. Como no le pagaron, se llevaron toda la información y ahora no saben cómo enterar de ello a los profesores que laboran en el sistema de tiempo completo.

Hemos visto movimientos tan violentos en momentos en que a los maestros quisieron tomarles el pelo que no dudamos ni tantito que pueda detonar un asunto demasiado serio.

Las percepciones que deberían ser liquidadas en febrero lo serán hasta marzo, según lo informó oficialmente el director de primarias de la USET, Rodolfo Suárez Pérez.

Es decir, comenzó una etapa de inestabilidad en la relación con el Magisterio. Y eso, me parece que no es casual. Si por un lado la administración estatal hasta recurre al endeudamiento para, supuestamente apuntalar un proyecto político, y por el otro carece de recursos para cumplir con sus compromisos con un sector tan explosivo como el de los maetros, puede que estemos en una de las partes incómodas que el año de hidalgo le está presentando al marianismo.

Urge en Tlaxcala Ley contra Crimen Organizado, chupaductos, secuestradores, atracadores…

.

No aseguramos que estén tras todos los delitos, pero sí de muchos. Es inocultable el involucramiento de servidores públicos en la comisión de múltiples faltas.

(etlaxcala) Alejandro Guarneros Chumacero, Salud Tlaxcala, Decadente, Reprobado, Caricatura Enlinea

En el robo de combustibles no hay escarmiento. Es fuerte la tentación, para ampliar el espectro de gendarme a secas, a gendarme con dinero mal habido. La comercialización mediante guachicoleros oscila entre ocho y diez pesos el litro de gasolina o diesel. Seguramente la mitad de ese dinero va a parar al bolsillo de algún mando medio, como Alfonso Delgado Ibarra, el comandante de la policía estatal enviado por su superioridad a Calpulalpan, a dar seguridad, no a ser un delincuente.

Tal vez los pormenores los conocen. De todos modos es bueno recordarlos. Una camioneta de tres y media toneladas circulaba el pasado 17 de febrero por la avenida Porfirio Bonilla, de Calpulalpan. Llevaba 3 mil 681 litros de diésel. Era escoltada por una patrulla de la policía estatal. Fueron detectados por elementos de Seguridad Pública de ese municipio.

¡Qué vergüenza, los municipales detectaron a los estatales escoltando un cargamento robado a Pemex!

Miren lo que ocurrió. Les marcaron el alto. Detuvieron al conductor de la unidad de carga, pero los estatales se fugaron. Tal vez pensaron que nadie los había identificado.

Cinco días después, el 22 de febrero fueron presentados a petición del Ministerio Público Federal.

Información difundida por la Procuraduría General de la República detalla: El 23 de febrero se realizó la audiencia de vinculación tanto del primer detenido como del comandante, resultando ambos vinculados a proceso, imponiéndoles como medida cautelar garantía económica, la presentación periódica en el Centro Federal de Justicia Penal, ubicado en Ciudad Judicial, y al Comandante la suspensión en el ejercicio del cargo.

Calpulalpan es una especie de punta del triángulo regional del robo de combustible. La parte más seria se encuentra en el estado de Puebla, comienza en Texmelucan y se va por el rumbo de Tepeaca, Palmar de Bravo, Palmarito Tochapa, tierras semidesérticas esta últimas, pueblos de paso y claro, con una afición irrefrenable a la extracción clandestina de combustible.

Allá han sido detenidas doscientas personas. Se registraron en 2015 no menos de diez muertos, la mayoría quemados; pero también cayeron abatidos por el Ejército o por la Policía Federal. Decenas de casas fueron afectadas y quedó muy claro que el robo de gasolina o diésel, es a los mandos medios a quienes pone loquitos, vendiendo protección a los chupaductos.

Ayer jueves en Texmelucan –que es el inicio formal de ese triángulo de los traficantes de combustibles- estuvo la procuradora Areli Gómez. Ante ella, el gobernador vecino, Rafael Moreno Valle Rosas, insistió en la promulgación de una Ley contra el Crimen Organizado, porque no cabe la menor duda que siempre las autoridades están inmiscuidas en este tipo de latrocinio. Y a ellas, como a los ejecutores y comercializadores, el Estado los tiene que castigar, físicamente y en su patrimonio, porque de otra manera no entienden.

En Tlaxcala, el combate al crimen organizado no puede dejar de apuntar, en primera instancia al secuestro. Recordemos el penoso episodio encabezado por Orlando May Zaragoza Ayala y sus compinches, que por cierto aguardan sentencia.

Aquí no podemos meter las manos al fuego por reconocidos personajes involucrados en el atraco en carreteras. Y en la comercialización de los productos robados. Hay bodegas. Hay la protección histórica de gobernantes a rateros de autos, camiones, tráileres. A los arrendadores de naves, ranchos y demás lugares donde se opera la distribución de esos productos.

Las escaleras se barren de arriba hacia abajo. Como no somos ingenuos estamos convencidos que no hay ilícito sin que la autoridad superior esté perfectamente enterada. Así ha funcionado Tlaxcala durante generaciones. El empobrecimiento de muchos ha llevado a la aventura a los menos y ha hecho millonarios a unos cuantos.

Claro que una Ley en Contra del Crimen Organizado, no va a ver diferencias entre aquellos chupaductos como los de Calpulalpan o Natívitas, como tampoco va a flaquear ante la compra de chamarras o cobertores a precios exorbitantes. Y tampoco va a tener clemencia contra los terroristas laborales para beneficiar a cierto partido político. Eso tiene el agravante de ser un delito de carácter electoral.

Me pregunto qué hacen al respecto los integrantes del Congreso del Estado, del partido en el poder y de oposición. Bueno, en este momento andan muy ocupados haciendo campaña. ¿Y antes?, bueno, antes se preparaban para hacer campaña. ¿Ajá y cuando ganan la elección?, ah, en ese momento no los podemos distraer porque inician una de las borracheras más largas de su vida, que empieza cuando rinden protesta y se prolonga período tras período hasta que se les acaba el turno al bat y vuelven a quedar como llegaron. Está bien, algunos hasta sin familia se quedan.

El OPD Salud de Tlaxcala en su peor crisis

No se había registrado una etapa de colusión tan descarada entre titular del OPD y el sindicato de trabajadores de esa institución hasta que se sentaron a la mesa Alejandro Guarneros Chumacero y Blanca Águila Lima.

Entonces, el concepto social de la salud cambió por el de la oportunidad de conseguir votos a través del tráfico de la salud. Organización, administración y atención de la Secretaría de Salud, dejaron de ser prioridad y la dupla Guarneros-Águila comenzó a operar, a la orden de Mariano González, un infame aseguramiento de votos. ¿Para cuando?, pues para el cercano cinco de junio.

Hoy en Tlaxcala hay que pensar dos veces en enfermarse, partiendo del supuesto que el Estado tiene la obligación de darnos un servicio. ¿Tiene un familiar con influencias, es usted cercano al gobernador, al secretario o a la lideresa?, ¿no?, pues mejor no se enferme porque la va a pasar mal.

IMSS estrena delegado

Creíamos que primero se iba el delegado Treviño de la Sagarpa, pero miren, le ganó Ariel Leyva Almeida, quien hacía un trabajo impecable en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Sigue el desmantelamiento del gobierno federal. También la imposibilidad del señor manchis para colocar a sus íntimos en esos puestos vacantes. Ya lo dejaron sin delegados de Sedesol, SEP, Segob, sabemos la tragedia que dejó sin titular a la delegación de Relaciones Exteriores, y hoy, miren, también el IMSS.

 

 

Moreno Valle y Adriana Dávila, diferencia entre competir y deambular

.

El mandatario poblano acabó por demostrar que el PAN sí puede ser competitivo, aun sin conseguir aliarse con el PRD; es que no se da el lujo de perder su plaza, va en serio a 2018

Rafael Moreno Valle Alianza Puebla 1, Adriana Davila Fernandez Florinda PAN, Exclusion,Tlaxcala En Linea Caricatura

Hay una marcada diferencia en los panistas que se preparan para la batalla del cinco de junio. Unos, como ocurre aquí en Tlaxcala, van solitos, resquebrajados, divididos y señalados, pero eso sí, muy dignos porque según la candidata Adriana Dávila Fernández, no necesita de otros partidos para conseguir un rotundo triunfo en las urnas.

Otros, como ocurre en el vecino estado de Puebla, sortearon los obstáculos puestos por el PRI y su decepcionante becario el PRD. El gobernador de esa entidad, Rafael Moreno Valle Rosas, logró una alianza, “Sigamos Adelante”, así la llamó. La encabeza el PAN con el Partido del Trabajo, Nueva Alianza (¿verdad que Elba Esther todavía pesa?) y los dos partidos locales Pacto Social de Inegración (PSI) y Compromiso por Puebla.

Es decir, aquí en Tlaxcala el grito de guerra de los panistas es un plato de lengua al ajillo. En cambio en Puebla, es el cambio de estrategia esperado de un sujeto de la política que así, se ha hecho competitivo, eleva la expectativa de conservar la minigubernatura, y afianza a multitud de panistas en todo el país, en desacuerdo con la política de exclusión encabezada por el ex presidente Felipe Calderón Hinojosa y su esposa Margarita Zavala, cuya insistente actitud regresiva se convirtió en una ayuda formidable para el PRI.

Guardando proporciones, aquí en Tlaxcala ese estilo albiazul de ir solos a la batalla encontró tierra fértil en la necedad de la seño Adri quien, hasta tuvo la oportunidad de los reflectores nacionales pues su decidida oposición impulsar la dinámica regional de la alianza entre panistas y perredistas, fue fundamental para refrenar el avance del vecino Moreno Valle.

La senadora Dávila Fernández pasó al PAN tlaxcalteca por una coladera por cuyos orificios se fue, ¿la mitad de los militantes?, ¿o más?, buena parte de los cuales se fueron con la otra senadora, abanderada del PRD al gobierno, Lorena Cuéllar Cisneros. Esos prófugos del adrianismo también se han vuelto simpatizantes del priísta Marco Antonio Mena, y hasta a Morena han ido a dar, con la senadora Martha Palafox Gutiérrez.

Blanca contra Gali

La senadora poblana Blanca Alcalá Ruiz, respaldada por la alianza PRI-Verde, tiene hoy un competidor bastante fuerte en el ex alcalde de Puebla, Antonio Gali Fayad, cuyo impulsor, Moreno Valle Rosas, aguardó hasta el último momento que la ley se lo permitió para afianzar la alianza que ya hemos comentado.

Lo que en realidad está en juego es su intención de contender por la Presidencia en 2018. No puede perder su estado. Hoy, con PT y PANAL en la bolsa, el mandatario poblano crece su abanico de opciones. Y al PAN lo coloca en el lugar que le corresponde. A estas alturas ha demostrado que carecer de los apoyos en el partido de la Derecha no es demoledor para él.

Demostró la lealtad de Luis Castro, el líder nacional del PANAL hacia el proyecto original, encabezado por Elba Esther Gordillo Morales, cuyo encarcelamiento según apreciamos no ha sido obstáculo para sacar a Nueva Alianza de la baraja que en Presidencia ya suponían muy suya. Ha sido un triunfo rotundo en la partida rumbo a 2018.

Como un plus, el dirigente nacional del PRD, Agustín Basave Benitez, no tiene intención de contender con algún candidato en la contienda poblana. Es una forma de ayudar a Moreno Valle. Aunque los perredistas locales tienen otros planes. Hacen hasta donde pueden para que la diputada-activista Roxana Luna Porquillo, sea su candidata a la gubernatura.

Bueno, aunque es una expresión legítima de la Izquierda poblana, poco podrán hacer ante un fortalecido Moreno Valle, el gobernador de las grandes obras y consecuente endeudamiento histórico de Puebla, unos 26 mil millones de pesos, bien ocultos según lo ha denunciado la Facultad de Economía de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (Buap), manejados bajo el esquema conocido como Proyecto de Prestación de Servicios, aunque a final de cuentas no dejen de ser un pasivo inédito.

También el ex rector de la UDLA, Enrique Cárdenas, asestó un severo golpe al morenovallismo, luego de hacer pública la operación a la cual recurre el mandatario, disponiendo del Impuesto del tres por ciento que en Puebla se cobra sobre la nómina. De esa manera tiene las manos libres para gastar como mejor le conviene a su proyecto.

Insisto, 2018 está de por medio.

Marco repunta

Regresemos al territorio estatal, donde parece que el exceso de confianza mantiene en picada al proyecto de Lorena Cuéllar Cisneros, cuya incomprensible sangre fría no es sino la predecible soberbia de quien se siente en caballo de hacienda. Ella se sustrae de la realidad perredista y ni oye ni ve el latrocinio amarillo que tiene dos nombres en marquesina: Santiago Sesín y Manuel Cambrón.

La realidad no es así. Diversas encuestas señalan un repunte de Marco Antonio Mena Rodríguez, el candidato de bajo perfil del PRI, a quien parecen dar buenos resultados las maniobras de Mariano González Zarur. Que lleven su característico sello, empapado de lodo, opacidad y manejo ilegal de recursos, eso según vemos son los medios. El fin lo está consiguiendo.

Nada más falta que de veras la estrella que se opaca sea capaz de demostrar al CEN de su partido que se basta y se sobra para ganar la elección de junio, pese a la marcada oposición del líder nacional Manlio Fabio Beltrones Rivera, y sus negativos pronósticos para Veracruz y Tlaxcala.

Hay que señalar; Mena rebasó con la alianza PRI-Verde a Lorena Cuéllar y a Adriana Dávila. Una escandalosa realidad cuando nos referimos a la primera y la lógica consecuencia de la soledad en tanto injustificada soberbia de la panista (a no ser que en eso consistan los supuestos acuerdos con Mariano).

Evangelina Paredes, las catacumbas de la política

Hacer política como el matrimonio Palacios-Paredes, muestra ese pragmatismo de jícara que ha sido históricamente una ventaja para los altos mandos, ávidos de encontrar bichos a los cuales alimentar en el pico y hacer con ellos lo que a sus intereses convenga.

La señora Paredes ha sido echada oficialmente del Partido Alianza Ciudadana (PAC).

Sostiene su barriga de la risa que tal le causa. Tiene así de alternativas legaloides para prolongar un litigio por dicho partido. Creo que el ex gobernador Héctor Ortiz, subestimó hasta dónde podían llegar este matrimonio chiautempense, bueno para el centavo, para el revoloteo y hoy vemos, para el pleito también.

De todo entre los candidatos: tibios, pseudo críticos, autistas y pusilánimes

.

Pero es muy buen tiempo para que pese a sus limitaciones, presenten sus respectivas declaraciones patrimoniales, y además nos digan qué actitud asumirán ante los manchi abusos

 (etlaxcala) Hector Yunes Landa Veracruz, PRI, Marco Mena Rodriguez, Deslinde Gobernador, Tlaxcala Enlinea, Caricatura

Pasaron de ser aspirantes al gobierno de Tlaxcala, a formales candidatos de sus partidos o alianzas de institutos políticos: Adriana Dávila Fernández (PAN), Lorena Cuéllar Cisneros (PRD), Martha Palafox Gutiérrez (Morena), Marco Antonio Mena Rodríguez (PRI-Verde-Panal), Serafín Ortiz Ortiz (PAC), Edilberto Algredo Jaramillo (MC).

Es tiempo de hacer superficialidades a un lado: “soy la mejor”, “yo, mis viejitos”, “continuar con el progreso”, y de poner sobre la mesa los datos duros que la gente quiere conocer.

1.       Qué van a hacer los candidatos ante la disposición de recursos públicos para adquirir –probablemente con sobreprecio- cientos de miles de chamarras y cobertores. No valen las sentencias retóricas. Aquí hacen falta denuncias concretas. En Nuevo León, por ejemplo, renunció un subsecretario de Gobierno, de la administración de Jaime Rodríguez “el Bronco” porque fue sorprendido pagando de más por cobertores. ¿Acaso en Tlaxcala no somos capaces de exigir cuentas, señoras y señores candidatos, al titular de la USET, Tomás Munive, y a su jefe el gobernador, respecto a los criterios usados para adquirir, con un diseño y colores alusivos al PRI, los mencionados chamarras y cobijas?

2.       ¿Serán capaces de volverse comparsas de la desaparición de 11 mil toneladas de fertilizante, a lo que la administración parece haber dado la vuelta a la página, y en ese mismo asunto, de dejar impune el asesinato de la mujer policía que trató de impedir el robo de una computadora con información, la cual de todos modos fue sustraída de la Secretaría de Fomento Agropecuario (Sefoa)?

3.       ¿Pasarán por alto los informes de un titular del Ejecutivo local, perdido en el narcisismo y culto a sí mismo, para cuya ejecución dispone de importantes recursos. Hay que ver la danza de helicópteros, el besamanos, la paralización de una capital para celebrar un acto fuera de protocolo con el que se da gusto un gobernante incapaz de presentar en la tribuna del Congreso, el estado que guarda la administración depositada en él?

4.       Tlaxcala es de los pocos estados que devuelve dinero a la Federación por falta de proyectos, por falta de organización y sobre todo por la mala fe de un mandatario a quien algo debe mover a dejar al estado en indefensión ante el crimen, pues renunció a equipo y armamento, regresando nada más en el rubro de seguridad pública más de 2 mil 500 millones de pesos.

Así que los flamantes abanderados al gobierno de Tlaxcala, “el laboratorio político” tienen tareas que realizar, a no ser que les acomode nadar de muertito, confiando su destino a las encuestas y a la buena voluntad de los votantes, en un escenario donde triunfe el menos malo.

No se dan cuenta, señoras y señores candidatos, que esa es la razón por la cual nos encontramos sumidos en un pantano de mediocridad, el cual ni siquiera alcanza el superlativo en la crítica, como para llamar la atención de instituciones como la Auditoría Superior de la Federación, dando pie a verdaderas investigaciones donde caigan desde los peces gordos que se enriquecen de la calidad blandengue de un estado sometido a tal por grupos y liderazgos determinados a no dejar el poder.

A la fecha, solo Serafín Ortiz (PAC) y Martha Palafox (Morena) han tenido expresiones abiertamente críticas contra la forma de conducirse del gobernador Mariano González. La Promotora de la Soberanía Nacional en Tlaxcala, Palafox Gutiérrez afirmó hace una semana que Tlaxcala se prepara para sufrir los embates de una elección de Estado, organizada por el grupo en el poder.

El resto de los candidatos van desde, nadar de muerto, hacerse desentendidos ante atropellos y abusos, y en el colmo de las decepciones –incluso para sus propios compañeros militantes del PRI- a un abanderado tricolor, Marco Antonio Mena Rodríguez, hablando de continuidad y alabando lo que llama la plataforma que Mariano González ha preparado para el despegue de Tlaxcala.

Deben saber que lo extraordinario de esta elección es la tecnología de la comunicación en manos de la gente. Hoy no es necesario que transcurran días enteros para que las informaciones se propaguen. Ya es posible comunicar las mismas en tiempo real; viralizar comentarios, imágenes o videos que antes debían aguardar para ser mutiladas o maquilladas.

Hoy, con velocidad vertiginosa la gente sabe de abusos cometidos por los gobernantes o, de dirigentes de partidos –como está pasando ahora miso-. Y una vez conocido el tema, la gente puede opinar. Se acabó la mordaza. De eso deben estar conscientes los candidatos, varios de los cuales se esmeran en construirse imágenes melosas, priorizando resultados de encuestas que solo ellos conocen. Sirven a intereses superiores manipulando a la gente. Pero no se quieren dar cuenta que los sorprendidos a final de cuentas serán ellos.

Lo pesado de las comparaciones

Pero a veces muy conveniente, como lo que ocurre en Veracruz, con el gobernador Javier Duarte de Ochoa, a quien ayer un nutrido grupo de pensionados no le permitió entrar a reunirse con ellos en el icónico Café la Parroquia. “Fuera, fuera”, gritaban los pensionados, molestos por la política asumida por el priísta, a quien poco interesa el futuro de quienes en esta etapa de la vida verán o disminuidas o desaparecidas sus pensiones. (¿dónde he visto un escenario muy parecido?)

En cambio aquí nos domina una especie de lástima y miedo. Y eso permite al gobernante que ya va de salida burlarse de los militantes y hasta del propio priísta que pretende sucederlo en el gobierno. “Soy una estrella que se apaga, Mena, una que se enciende”, dijo el apizaquense en la convención de delegados donde ratificaron al pusilánime.

Pero, por algo será que el CEN del PRI ha comenzado a recomendar a sus candidatos alejarse del gobernador. Así lo hizo con Héctor Yunez Landa, en Veracruz donde el abanderado tricolor se desmarcó de la administración de Duarte de Ochoa, “no somos iguales”, atajó al explicar que llegó a la candidatura pese a la oposición del regordete.

¡Ay!, ¿cuándo veríamos eso en Tlaxcala, con un abanderado tan delicado que primero se marchita antes que lanzar la mínima crítica a su creador, Mariano González?

Pregonar con el ejemplo

A propósito del reto planteado aquí para los candidatos al gobierno de Tlaxcala, creo que es tiempo para que los y las políticos aludidos presenten su declaración patrimonial.

Recuerdan aquellas lindas frases de Mariano, cuando nos ofrecía gobernar dentro de una caja de cristal, mandando al carajo a sus parientes. Todo resultó un pitorreo, una mascarada en la pachanga del año de hidalgo de González Zarur.

Borrego

¿Quién dijo que Serafín Ortiz acabaría por declinar a favor de cierta candidata? Que nosotros sepamos, el ex rector de la UAT está firme en su proyecto de buscar el gobierno de Tlaxcala.

Cesa INE a consejeros de Chiapas por menos de lo detectado en el ITE

.

El presidente del INE, Lorenzo Córdova y los demás consejeros, hicieron un escándalo al descubrir actos atentatorios contra la democracia, más que comunes aquí en el órgano local

(etlaxcala) Alcalde Adolfo Escobar Jardinez, Secretario Chocolate Benjamin Avila Marquez, Ayuntamiento, Tlaxcala Enlinea Caricatura

El Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE) puso el grito en el cielo con consejeros del órgano local de Chiapas al detectarlos desacatando los principios de equidad. Y acaba de ordenar el cese de tres de ellos.

En esa entidad, los dirigentes de los partidos políticos la armaron en grande al no ser capaces de completar las candidaturas priorizando el equilibrio entre géneros, a lo que hoy conocemos como Paridad. A los consejeros chiapanecos se les armó en grande, de fraudulentos y cochuperos no los bajaron en el INE. Incluso fue propuesto el análisis de cada uno de ellos para ver, en lo particular hasta dónde fueron capaces de atentar en contra de la construcción de la democracia.

Estimados amigos del INE, deberían dar una vuelta por Tlaxcala. Fíjense que aquí los partidos procedieron igualito que en Chiapas, bajo la creencia que nadie advertiría esa complicidad colectiva, y en el caso que alguien lo hiciera, pues lo más seguro –para ellos- es que se quedaría calladito. Es decir, hay un convenio entre partidos e ITE en el que los primeros no protestarán por dicho incumplimiento, y los segundos se harán los desentendidos.

De ninguna manera. Hoy, la falta de equidad de los partidos deber denunciarse casi casi por oficio. Y no tardan en conocerse presuntas intervenciones del Consejo General del ITE, emulando a sus iguales de Chiapas.

Bueno, a estas alturas seguimos con una manifiesta falta de información en el asunto de la redistritación. Tampoco conocemos a ciencia cierta si las alcaldías y diputaciones van a durar cuatro años y ocho meses, o nos van a salir con cambios de último minuto.

Pues cuántas ganas de que el INE dirija su mirada a Tlaxcala y ponga orden en un ITE a cuyos integrantes lo que les preocupa es cuánto van a ganar.

O díganme si, salvo el aspecto presupuestal conocen ustedes alguna acción plausible de los consejeros.

Adolfo, se le hace bolas el barniz

Y la pregunta al alcalde de Tlaxcala Adolfo Escobar Jardínez es, para que desmantelarse a estas alturas si se acaba de quedar sin Víctor Briones Loranca, su secretario-compañero de hartas batallas en su ayuntamiento voluntarioso. La lista de desempleados ahí la tienen ustedes: Celina Pérez, del Instituto Municipal de la Mujer; Jorge Lara Pavón, de Comercio; la titular del SARET y otra directora.

Es que con pinzas debería tratarse el asunto de Víctor Briones, porque en el PAN a la fuerza no entran ni los zapatos, ni este particular perredista, cuyo espacio fue ocupado, digamos por un panista de cepa, pero en condiciones más que irregulares.

Resulta que don Adolfo, dicen en la alcaldía, tiene una relación entre tirante y hostil con los integrantes del Cabildo (cuando quiere los convoca y cuando se le antoja los deja plantados). Entonces, ahora que los necesita para que le tomen la protesta de ley a Ávila Márquez, flamante secretario del Ayuntamiento, los regidores se las cobraron todas no han escuchado sus convocatorias para reunirse.

Así que está muy claro, Benja Ávila Márquez, carece del respaldo del colegiado edilicio, por tanto sus intervenciones rayan en lo ilegal.

El alcalde Fito mató dos pájaros de un solo tiro (pero en su contra). El primero consiste en haber puesto a los regidores en charola de plata la necesidad que tiene de ellos, pese a los múltiples atropellos cometidos en su haber. El segundo, ¿qué hace un político recién echado de la nómina?: contracampaña.

Eso es lo que puede padecer el corpulento ex secretario. Y conste que enfrente no va a tener a improvisados.

Se nota la diferencia

La senadora con licencia Blanca Alcalá Ruiz –a quien despidieron calurosamente en el Senado al mismo tiempo que a la legisladora tlaxcalteca Martha Palafox Gutiérrez– llegó impactando al estado de Puebla, con el respaldo de su bancada, encabezada por Diva Gastélum, y la declaratoria de guerra en voz de Emilio Gamboa Patrón.

Se nota el respaldo a la priísta. Valga el comentario porque al proyecto tricolor al gobierno de Tlaxcala, Marco Antonio Mena Rodríguez, el CEN de su partido no nada más lo dejó a merced de Mariano González Zarur, el gober que se siente estrella apagándose para que otra se encienda.

No, también le pronosticó el peor escenario en aquél polémico vaticinio hecho por el periodista Joaquín López Dóriga, a petición del líder nacional del tricolor, Manlio Fabio Beltrones Rivera.

Si hace un buen papel la paisana Blanca Alcalá (paisa porque es de Tlaxcala) eso ya dependerá de su estrategia. Pero con ese inicio, acompañado del respaldo de la prensa regional y nacional, uno se da cuenta de cuándo un proyecto es competitivo.

En cambio aquí, ahí tiene usted al joven Mena Rodríguez, pidiendo vales de gasolina en las dependencias y soportando el protagonismo del tremendo estorbo llamado Mariano González.

Se desmantela el ITE, renuncia director jurídico; Rodríguez Soriano veta a medios

.

El cambio fue radical; llegaron como ovejas pero resultaron unos lobos, soberbios e insensibles… en sus manos está organizar y vigilar la elección de junio próximo

(etlaxcala) Dracula 1, Dora Rodriguez Soriano, ITE, Decision Prescindir Medios Comunicacion, Caricatura Tlaxcala Online

Los consejeros del Instituto Tlaxcalteca de Elecciones (ITE), viven la acelerada transformación, propia de quienes nada tenían y algo llegan a tener. No tardó la voracidad de personajes como Dora Rodríguez Soriano, la consejera presidenta, para desbocar su deseo de control, comenzando por el encargado de los asuntos jurídicos, José Antonio Carrasco.

Sí, adivinaron ustedes. Carrasco les renunció. Vio impropio ser acotado en una responsabilidad que requiere de temperamento y apego a la Ley. El recién desempacado ITE tenía otra visión. Algo así como los corporativos capaces de pasar encima de quien sea, con tal de salirse con la suya.

Pasaron por alto su obligación. Dar certeza y rumbo al delicado proceso electoral.

Y en esa dinámica de manipulación también determinaron mandar a los medios de comunicación al diablo. No les hacen falta. Son autosuficientes. Deben tener pacto con el diablo o han de ser tan ingenuos que se imaginan una emocionada cobertura nada más por su linda cara. Omiten también que parte del entorno democrático al cual se deben es la mediatización de sus labores. De otra manera la gente no se entera de sus actividades.

Pasaron por su arco de triunfo la obligación legal de contratar con el periódico de mayor circulación y, pactaron con Síntesis. Es de conocimiento público que arriba de ese rotativo hay dos diarios impresos de mayor circulación. Pero esos son los mensajes del nuevo Consejo General.

Su desmantelamiento presenta dos momentos. Quedar sin director jurídico y sustraerse de los medios de comunicación. Ahí la llevan. A su lado, la cándida Eunice no era tan malita, a pesar de lo malita que era.

Por cierto, qué concepto tienen los consejeros de honestidad e imparcialidad, si varios de ellos siguen cobrando como maestros, pese a la prohibición expresa de la Ley, en el sentido que los consejeros deben ser de tiempo completo.

Convocan al: Todos Unidos contra Mariano

En voz de Domingo Fernández Ahuactzi, el Partido Alianza Ciudadana (PAC), llamó a los demás partidos políticos a conformar un frente contrario a los plantes perversos del gobernador Mariano González Zarur, a quien acusó de organizar reuniones al débil candidato tricolor, Marco Antonio Mena Rodríguez, con la estructura del gobierno.

Pero Fernández no habló de casos concretos. No presentó pruebas legales, evidencias fotográficas, testimonios y demás herramientas jurídicas con las cuales se cuente con algo para emprenderla contra Mariano.

Tal vez lo planteó con la arritmia característica de quien tiene una visible debilidad por el protagonismo. Qué distinto habría sido si el ex vocero orticista omitiese los lugares comunes y en lugar de ello llamara a partidos y candidatos a estar atentos a elevar la voz tan pronto detecten maniobras ilegales para proceder a su inmediata denuncia ante las autoridades.

Sensible pérdida

Dicho equipo de trabajo quedó sin la batuta de la reconocida Gisela Rubach, quien al detectar que sus indicaciones, a veces eran acatadas, pero casi siempre ignoradas, prefirió poner distancia de pormedio, pues seguramente sus vaticinios no fueron los mejores.

Organización y petición de voto entran por tanto en una etapa de ajuste.

Exponerse a obsoletas conferencias como la encabezada por Domingo es prueba manifiesta que el profesionalismo de la Rubach fue desplazado por apariciones expuestas y desgastantes, sin un propósito definido, salvo el llamamiento efímero y superficial de la atención de medios, para llenar el hueco que les dejó la profesional que se les fue.

Despedida con jiribilla

A la senadora Martha Palafox Gutiérrez, sus compañeros senadores la despidieron con porras cargadas de contenido, una vez que ha solicitado licencia por tiempo indefinido para buscar la candidatura de Morena a la gubernatura de Tlaxcala.

Ni en sus mejores tiempos de priísta habría recibido semejantes muestras de apoyo, por ejemplo de un senador Emilio Gamboa Patrón –quien al igual que Manlio le tiene bastante rencor a Mariano González Zarur. La senadora Diva Gastelum, coordinadora de la bancada tricolor, recordó a la tlaxcalteca que su corazón es rojo, aludiendo a su naturaleza priísta pese a haber optado por atender el llamado de Andrés Manuel López Obrador. Las bancadas de PAN, Verde, Movimiento Ciudadano, dieron a Martha una despedida que ni mandada a hacer.

Nadie contaba con este espontáneo detalle –también la despedida fue para la senadora poblana Blanca Alcalá Ruiz– y parece que en lo sucesivo las otras dos senadoras, que también dejarán al Senado para contender por el gobierno de Tlaxcala, Adriana Dávila Fernández y Lorena Cuéllar Cisneros, habrán de buscar consensos entre sus compañeros legisladores para que igual por lo menos algún detalle resalten de su paso por la Cámara Alta.

Veda Electoral

Bueno a partir de las cero horas de hoy y hasta el dos de abril próximo, buen cuidado habrán de tener partidos y candidatos para no hacer actos anticipados de campaña.

Llegada la fecha, ya podrán dedicar de tiempo completo sus esfuerzos a pedir el voto. Por lo pronto deberán limitarse a actos privados o el seguimiento de cuestiones internas en sus equipos de campaña.

Qué mejor vigilancia que la asignada por sus propios competidores. Los equipos están atestados de infiltrados y agentes de todas partes.

Ojalá la elección nos dé una lección de altura y no resulte el lodazal al que el señor manchis apuesta para poder moverse como pez en el agua… o como puerquito en el depósito de barro.

Tras una larga espera ungen a Adriana candidata del PAN a la gubernatura

.

Llega con más emoción que respaldo social en ese contrastante escenario, bajo el engaño que el panismo tlaxcalteca se puede comparar con cualquiera del país.

Adriana Davila, Edilberto Algredo, Martha Palafox, Serafin Ortiz, Lorena Cuellar, Candidatos Tlaxcala, Caricatura En Linea

Tras un prolongado y titubeante proceso, el PAN finalmente se inclinó por la senadora Adriana Dávila Fernández, para contender el cinco de junio por la gubernatura de Tlaxcala. Si es o no la mejor, ya lo veremos, pues de hoy en adelante la apizaquense no podrá alegar factores externos o intervenciones malévolas en su contra.

¿Quiénes la acompañan en esta aventura? Desde luego el ex presidente Felipe Caderón Hinojosa, Margarita Zavala Gómez del Campo, el senador Roberto Gil, Santiago Creel. Muy a la fuerza acabaron por aparecer en la foto el actual presidente del CEN albiazul, Ricardo Anaya Cortés y el ex líder nacional, Gustavo Madero.

Pese a presidir la Comisión Permanente del CEN, el que ni la nariz asomó es el gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle Rosas, perdedor en esta disputa cuyo fin era conseguir una alianza con el PRD. Dicen que su estrategia tendrá que variar para que no se caiga su proyecto de contender en 2018 por la Presidencia. Por lo pronto fue incapaz de franquear a esta oposición, muy decidida a no dejarlo pasar.

¿Qué respaldo social tiene Adriana Dávila, como para considerarse una candidata competitiva?

Escaso, a causa de la acentuada división. Ni siquiera logró, bajo el principio de equidad, candidatas y candidatos en todos los municipios. Y no siempre fue la escasez de militantes, sino la búsqueda de incondicionales a los cuales no le fuera trabajoso tenerlos con la mirada baja y la cartera abierta.

¿Quiénes colaboran con Adriana en el terreno local?

Bueno, comenzando con el siniestro mayordomo suyo, Carlos Carreón Mejía, un dirigente estatal sacado del sombrero de mago en medio de la impopularidad y la opacidad. Así, así lo requería. Y ahí lo tiene.

El diputado Juan Corral Mier, principal beneficiario de la franquiciataria panista, quien hizo hasta lo imposible por asegurarle su curul en San Lázaro. De empresario a la baja –y para nada motivo de orgullo de la comunidad española en Tlaxcala- no ha tenido empacho en poner su dignidad en un recipiente entre estrecho y permeable, al grado de perderla, eso sí bajo el silencio más productivo que los pasivos de su nostálgico almacén de muebles.

La hermana Irma, una especie de head hunter dentro del limitado espacio de su desempeño, con más emoción que academia, más o menos como la hermana Adri.

De ahí hacia abajo sería ocioso buscar nombres destacados.

Uno ve el protagonismo, por ejemplo de Roberto Gil en las decisiones nacionales, lo compara con lo conseguido con nuestra representante en ese grupo parlamentario, y acaba por sentir un poco de decepción. Pues a partir de ese desengaño… para abajo. Ese es el contraste entre los panista de allá y la de acá.

Allá pensaron que los arrebatos de quien resultó ungida contaban con un importante respaldo social. Bueno, eso les hicieron creer. Y le apostaron a Tlaxcala, como si fuese Veracruz, o Puebla, o Chihuahua. Nunca se dieron cuenta que la de aquí, pues hacía lo que podía en una plaza donde al remontarnos por ejemplo al sexenio de Antonio Álvarez Lima, nos demos cuenta que a los panistas los tenían que inventar en el mismo gobierno. He ahí a don Luis González Pintor, primer senador panista de Tlaxcala, cuya carrera costó más al demócrata pelón, que haber impulsado a algún priísta. Loco el piojo por echar maromas.

De entonces a la fecha una minoría convencida formó a un PAN de respeto. Pero jamás con la capacidad de ganar una elección. El resto de la historia ustedes la conocen. Llegó Héctor Ortiz, usó el emblema para ser gobernador e hizo autoridades por ejemplo a Adolfo Escobar Jardinez, a Benjamín Ávila Márquez, a Sergio González Hernández.

El PAN entonces tuvo una etapa de protagonismo, y creyó no necesitar vejigas para nadar. Ahí tienen el resbalón de Adriana Dávila en 2010 ante Mariano González. No pues ni a quien irle.

De entonces a la fecha, el PAN sufre una crisis moral de tales dimensiones como los osos que hace el cercano a Adriana, dedicado a lanzar improperios en las redes sociales, colocado su simpático sombrero con el que asegura su membresía a los Búfalos Mojados.

Ese es el PAN que hoy tiene la candidatura para contender con Marco Antonio Mena (PRI), Martha Palafox (Morena), Lorena Cuéllar )PRD), Serafín Ortiz (PAC) y Edilberto Algredo (Movimiento Ciudadano).

Ahora sí vamos a ver cuánto vale.

La PSN pide licencia

Sin goce de sueldo, así será la licencia de la senadora Martha Palafox Gutiérrez, quien hoy deja temporalmente el Senado de la República para registrarse como aspirante a contender por la candidatura del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) al gobierno de Tlaxcala.

Creo que Andrés Manuel López Obrador, no tiene los ojos puestos en otro proyecto. Así que lo más probable es ver a la Palafox como aspirante formal de dicho movimiento a la gubernatura de Tlaxcala.

Por lo pronto ve muy probable tener una nueva gira por todos los municipios, acompañada del señor Peje, y bajo la misma dinámica de reuniones con el sello característico de un discurso fuerte, crítico y bien recibido. Antes tendrá que cumplir con la agenda pendiente por las principales cabeceras municipales.

O sea, el arroz de las candidaturas ya se coció

Están prácticamente definidos los contendientes de la lucha electoral del cinco de junio. A partir de mañana 19 de marzo y hasta la primera quincena de abril, todo se traducirá en ejercicios internos de los partidos y sus candidatos, planeación y demás acciones del afilado de lanzas, pero de manera interna. Aquí veremos quién comete actos anticipados  por carecer de ese reloj interno más arriba de sus instintos.

Adriana Dávila Fernández, abanderada del PAN, Lorena Cuéllar Cisneros, del PRD, Martha Palafox Gutiérrez, de Morena; Marco Antonio Mena Rodríguez, del PRI; Serafín Ortiz Ortiz, de Alianza Ciudadana y Edilberto Algredo de Movimiento Ciudadano.

La desesperación de Mena por ascender no contempla las razones de raíz

.

Y seguirá así de soterrado mientras lo domine su carácter blandengue y sometido a la voluntad del… intenso Mariano González Zarur.

 (etlaxcala) Alfonso Sanchez Anaya, Maricarmen Ramirez Garcia, Movimiento Ciudadano, Caricatura Tlaxcala En Linea

 Fue muy negativo para el desempeño de Marco Antonio Mena Rodríguez, permitir que en su muro de Facebook, se mencionase la palabra gobernador dentro de una composición al margen de la ley. Luego de tres horas de mostrarse así a una creciente membresía en su página de Face –gracias a ciertos artilugios de la tecnología- parece haberse dado cuenta de la metida de pata, y optó por retirar esas palabras.

Pero hay la evidencia porque aunque virtual, existe la posibilidad de fotografiar ese tipo de resbalones legales, y luego llevarlos ante las autoridades-árbitro, a quienes no les quedará más que aplicar la ley.

Los intentos desesperados por subir el rating de un candidato, pasan por alto que su problema es de raíz. No podrá Mena superar su débil presencia en tanto siga en el redil dentro del cual lo tiene el gobernador Mariano González Zarur, quien por su lado carece de sensibilidad para darse cuenta que en este momento lo mejor que podría hacer es incluso irse del estado para no seguir afectando al PRI y a su abanderado.

La extraña alianza prianista en la capital

Víctor Briones Loranca ha quedado fuera del Ayuntamiento de Tlaxcala. Renunció para dedicarse de lleno a preparar su campaña en busca de la alcaldía a través de una alianza que comprometería a parte del PAN y a parte del PRD.

Es complejo el juego de Briones. Funge como el delfín del presidente municipal, Adolfo Escobar Jardínez, quien así opta por un perredista y no por un militante de su instituto político. Lo mismo ocurre con la senadora Adriana Dávila Fernández, quien en el municipio de Tlaxcala no objetó esta alianza, como sí en cambio siempre se opuso a hacerlo a nivel estatal, en esa disputa eterna con la otra senadora Lorena Cuéllar Cisneros, donde el fondo es tan superficial como el afirmar: yo soy mejor que tú…

Briones tampoco contó con el apoyo de sus compañeros perredistas, quienes se inclinaron en el proceso interno de ese partido por Paco Hernández.

Pareciera que el hoy ex funcionario de Tlaxcala, cambiará al PAN su chaqueta, y desplazará a la ex diputada federal Leonor Romero Sevilla, en una maniobra que muestra las profundas divisiones en el albiazul, donde aparezca la mano de Adriana.

Bueno, por ganas no paramos con Briones Loranca. Hay que ver qué tan fuerte resulta en la búsqueda de votos porque enfrente va a tener a la priísta Anabell Ávalos Zempoalteca, a la aliancista Alejandra Ramírez Ortiz y, ya lo decíamos renglones arriba a Paco Hernández.

A renuncia de Víctor Briones, se da en el contexto de la sucesión municipal, aunque siendo honestos, lo saca de la jugada cuando el problema en que se convirtió la construcción de la alberca semi-olímpica, en San Hipólito Chimalpa, pasó de ser la gran obra de la comuna tlaxcalteca al delicado problema legal consistente en construir en un terreno adquirido irregularmente, al que ya aparecieron sus legítimos dueños, por cierto los medios hermanos Temoltzin, José Juan y José Gilberto.

Y en la adquisición del predio mucho tuvo que ver el señor Briones Loranca.

Dante en Tlaxcala

Vino a respaldar la candidatura del ex diputado Edilberto Algredo Jaramillo a gobernador. Durante su visita, resaltó una pareja interesante: el ex gobernador Alfonso Sánchez Anaya y su inseparable compañera, Maricarmen Ramírez García. A esta última, el dirigente de Movimiento Ciudadano le habría ofrecido la primera plurinominal de su instituto político al Congreso del estado.

1.       Queda a la vista de todos que ASA y Maricarmen mudaron a MC a aquél frente político anunciado por el güero de rancho, en el cual lleva en paquete a quienes integran un nada despreciable capital político.

2.       También podemos atestiguar que los Sánchez Ramírez dejaron al Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) de una vez por todas.

Sánchez Anaya tiene la suficiente habilidad para no desaparecer de la actividad política. Lleva con él a su compañera de mil batallas, a quien hoy toca el turno de asumir el protagonismo que los años se encargaron de despojar al ex gobernador, quien por su lado no da tregua al paso del tiempo, pero si padece ya los estragos de una vida intensa.

Algredo Jaramillo tiene el difícil reto de crecer y dar la batalla por el gobierno de Tlaxcala, porque si mantiene los niveles de aceptación que actualmente registra, no descarte que Movimiento Ciudadano opte por apoyar la candidatura de Lorena Cuéllar, pues hay un interlocutor que puede generar esa situación y cuyo nombre es Alfonso Sánchez.

Camino libre a Martha Palafox

Sin el obstáculo que significó ASA al interior de Morena, la senadora Martha Palafox Gutiérrez, tiene ahora una ruta bien habilitada para seguir dando los pasos que la pueden llevar a colocar a Morena como la tercera fuerza, y en un descuido, más arriba. Pero también puede comprobar que ella no representa lo que el ex gobernador y que no logró posicionar al partido de Andrés Manuel López Obrador.

Es bien sabido el interés de Andrés Manuel López Obrador en dos gubernaturas en particular: Zacatecas y Tlaxcala.

Dada la división y el desgaste en los otros proyectos, no sería raro que Martha pudiera meterse a la pelea en serio. Por cierto, faltan las principales cabeceras municipales por recorrer en compañía del señor Peje, quien también en uno de sus cambios de agenda podría volver a planear un recorrido completo por todo el estado, pero ya en el contexto de la elección constitucional.

La Promotora de la Soberanía Nacional (PSN) de Tlaxcala es la menos golpeada las senadoras que aspiran a suceder a Mariano González Zarur, sin embargo eso no quiere decir que tarde o temprano sea sometida al escrutinio público.

Y aquí, es de mencionar una relación en particular: Manlio Fabio Beltrones Rivera y los varios retos que enfrentaron juntos en el sector popular del PRI. Desde esas fechas ya Mariano daba visos de su intolerancia que hoy de plano se desbordó. Pero si en aquellos ayeres Manlio lo tenía acotado, hoy, con el poder que le da ser el líder nacional del PRI, no descartemos alguna de esas maniobras fuera de serie que acostumbra el de Sonora.

Filtran en el PRI, es Mariano quien coordina la campaña de Mena Rodríguez

.

Decide con quién puede verse, qué empresas pueden colaborar, y hasta qué entrevistas puede conceder, dicen

(etlaxcala) Detesta Mariano Gonzalez, 1 Fabricio Mena Rodriguez, Marco Antonio, PRI, Coordinador, Caricatura Tlaxcala En Linea

Si es difícil de creer que el señor manchis coordine la campaña –ya a todo vapor- del señorito Marco, lo es más que este y su séquito de comparsas lo permitan.

Creo que a estas alturas, el abanderado de tricolor al gobierno de Tlaxcala, debiera brillar con luz propia. Tomar sus propias decisiones y hacer los nombramientos que convengan a sus intereses. A final de cuentas será él quien trepe al podio de ganadores o tenga que poner cara de fracasado si los resultados no lo favorecen en las urnas.

La respuesta es muy sencilla: es un político pobre.

Carece del recurso necesario para financiar una campaña, orillada a comprar decenas de miles de votos para asegurar el triunfo. Es el típico caso del empleado escogido por el jefe para darle un asenso… ah, pero qué caro le habrá de costar. Y todo por no pertenecer a las familias millonetas de Tlaxcala (esas que le buscan, se acomodan y echan cuanto pueden al carrito de las compras).

Mariano rechaza ser cacique. Le dolió que su apellido aparezca en una lista de familias históricamente adueñadas del estado, una investigación realizada por la UAT.

Ahora, falta que le creamos. Porque miren, hacer así y convertir sus terrenos de por Ciudad Judicial en propiedades de alta plusvalía, no lo hace cualquier politiquillo ahí que le den la oportunidad. No, tiene que ser un cacique. Hacer la carretera que lleva de esa zona al centro de Apizaco, no lo puede hacer ahí un constructor de medio cuño… no, tiene que ser un cacique.

¿Entonces para qué se resiste? Es tan cacique que, tiene en buylling permanente a Marquito, su incondicional, el que está a sus pies, al que le jalan los hilos.

¿Cómo? Pues lo espanta con el petate del muerto… “si no me obedeces, te dejo que pierdas eh”; “si no reaccionas al primer chasquido de dedos, te retiro el apoyo”.

Si los sorprendidos creíamos ser nosotros por tener en el poder a un manipulador, tratemos de ver las penurias del señorito Marco, sentenciado al zape –como en su momento estuvo Ritchie, el secre zapes- y a la humillación, acaso a las cachetadas guajoloteras cuando por alguna distracción o por ejercer el derecho a creer que es un candidato y no un remedo, le sale lo respondón. No, mejor ni les cuento.

Tarjeta roja

Tan es así que al brody de Marco, gente de confianza y lealtad probada (bueno, tiene sus asegunes, como cuando le dio por la tranza con los diputados Berruecos y Zambrano); la cosa es que Fabricio Mena Rodríguez, no es tolerado ni en pintura por el coordinador de los esfuerzos del dizque aspirante a sucederlo.

Lo tiene vetado, nos dicen. Hagan ustedes de cuenta que se trata de Joserra en TV Azteca, o de la Trevi en Televisa… cúchale, sáquese, fuu… así le dicen al inocente Fabiruchi, quien la tiene difícil pues, si toda la vida se ha dedicado a administrar –a su modo verdad- la lana, entonces ahora qué va a hacer. Ni modo de confrontarse con Mariano. Si ni su carnal, que es el candidato (si, ¿no?) se atreve, pues él qué va a ser capaz.

Nada más habían de ver, por ejemplo al añoso esta malhumoriento de Néstor Flores, que no lo deja de ver con ojos de pistola por donde quiera que lo jalle (je)…

Crispín no quiere dejar la ubre

Y ahora que se avecina el proceso de renovación de titular del Órgano de Fiscalización Superior (OFS) ya externó sus deseos de participar.

Bueno, tiene todo el derecho. Si no fuera porque la fiscalización a la tlaxcalteca es una pachanga desenfrenada; parte de un sistema que funciona en un contexto de corrupción que eleva a quien está al frente del OFS a la N potencia, pues en sus manos está perjudicar alcaldes, hacer favor a sus amigos diputados, o vender protección a munícipes tarugos o titulares con mucha necesidad –pues es que tienen hasta tres casas chicas, y a todas mandan gasto.

Si así como es de grande y cómodo el edificio (¿una manchi tranza más?) del OFS, fuese su pulcritud al momento de analizar estados financieros, no pues estaríamos en la gloria.

Mas ese tamaño de construcción es directamente proporcional a la dinámica sinvergüenzas dedicados a maquillar los proyectos para que parezcan las grandes obras, y así les permitan quedarse con la mejor rebanada del pastel.

Participe Crispín o no, de todos modos va a llegar a quien Mariano impulse. O sea, un incondicional para aprobar sus cuentas públicas presentadas en dos cuartillas (así como sus informes de gobierno, en puras hojas blancas, bueno eso dicen).