[xyz_lbx_default_code]

Archiv para enero, 2016

PRD, de la ilegalidad al porrismo

.

Se queda con la pluri Alberto Amaro, quien ha reconocido tener pendientes con la justicia, aunque anuncia que los va a arreglar.

etlaxcala-Gelacio-Montiel-Fuentes-Otra-Vez-Frustrado-Caricatura-Lorena-Cuellar-Cisneros-Virtual-Candidata-Tlaxcala-Online-PRD

En medio del debate entre perredistas y panistas, sobre el origen de la chapo-diputada sinaloense, Lucero Guadalupe Sánchez López, en Tlaxcala no podíamos quedarnos atrás. Resulta que con denuncias en proceso, el ex diputado federal y líder de comerciantes ambulantes, Alberto Amaro Corona, acaba de obtener la primera posición en las candidaturas plurinominales al Congreso del Estado.

No es ni ataque, ni insulto, pero los perredistas tienen la obligación legal de comprobar que dichos procesos en contra de quien seguramente llegará al palacio legislativo de Tlaxcala, está libre de toda culpa. Al hacerlo se confirmarán como sujetos respetuosos de Estado de Derecho. Pero si el silencio es lo que persiste, estaremos ante un nuevo episodio de escándalo en torno a alguien que sigue dibujando el desagradable escenario de la Ley de Herodes.

El propio Amaro reconoció ante medios, “tener algunos pendientes, que ha de resolver”.

Antes, responsabilizó a Giovani Montiel, hijo de Gelacio Montiel Fuentes, como el autor de ataques a su imagen, con el propósito de impedir que se quedara con dicha pluri.

Digamos que ambos carecen de las cualidades suficientes como para ovacionarlos. Pero son con lo que cuenta el pull de Lorena Cuéllar Cisneros. Con ellos integra aquél frente común a través del cual piensa la senadora obtener una votación histórica en la elección del cinco de junio próximo.

Amaro, es uno de los principales operadores de la campaña de Cuéllar. Espero que no sea ese una especie de chantaje para apuntar su nombre a costa de lo que sea. De que va a haber consecuencias ni quien lo dude.

Ratificada

Por cierto, la senadora Cuéllar Cisneros fue ratificada como abanderada del PRD al gobierno de Tlaxcala. Así lo determinaron los consejeros estatales al sesionar.

No podrían los amarillos tener una mejor candidata, pero son tantos los conflictos, casi siempre derivados de cuestiones económicas que, aun si fuera un personaje con logros a nivel global, de todas formas al talento amarillo para generar problemas acabaría por dominar.

También ratifican las influencias del tricolor

Uno se pregunta las causas en los cambios de ánimo de Agustín Basave Benitez, el presidente del PRD, y al enterarse de la reunión que este líder sostuvo en el restaurante el Cardenal, del hotel Hilton en la ciudad de México, días antes del Consejo Político estatal en Puebla.

El resultado lo conocemos. Las alianzas en Puebla y por consiguiente en Tlaxcala se fueron al diablo.

Y conociendo los métodos, infalibles, del líder nacional tricolor, no es de extrañarse que Basave, el becado por el PRI hubiese optado por impulsar la destrucción de esas posibilidades de llegar con candidatos aliados y competitivos en ambas entidades federativas.

Queda al descubierto el proceder de los perredistas, cachando lo que a su alcance les genere beneficios de corto plazo, aunque a la democracia se la lleve el diablo y a los cándidos militantes los sigan utilizando como carne de cañón.

Cinismo de los diputados

Con un retraso tan grave como los son los siete meses de analizarlo sin llegar a conclusiones, hoy en el congreso de Tlaxcala se dan cuenta que no hay un candidato consistente para encabezar la Comisión Estatal de Derechos Humanos.

Es una prueba de que los legisladores tienen temas más importantes en los cuales ocupar sus horas, que en poner atención en algo tan delicado como lo es el respeto a las garantías de la gente.

La mala o cínica memoria de Adriana; hoy busca aliarse con Héctor Ortiz

.

Lo hizo perder la elección en 2012, cuando su contracampaña apoyada con dinero de Presidencia hundió al ex gobernador, hoy manda a su mozo Carreón, a clamar por una alianza

(etlaxcala) Adriana Davila Fernandez Resposable Fracaso PAN Tlaxcala, Carlos Carreon, Caricatura En Linea

Que a estas alturas nos salga el presidente estatal del PAN, Carlos Carreón Mejía, con deseos de pactar alianzas con el PAC, Nueva Alianza o Encuentro Social, nos muestra el verdadero rostro de una brutalidad operativa aderezada con ignorancia que lastima.

Pero Carreón es de quinta categoría en Acción Nacional. Se limita a acatar las órdenes de su jefa, la senadora Adriana Dávila Fernández, a quien estos días tal vez los fuertes vientos de la víspera de un febrero loco levantaron unas naguas bajo las cuales aparecieron huesos descarnados y no la tremenda pantorrilla que ha insistido en vendernos, que le compró la familia Calderón-Zavala, que ha sido una constante de engaño para cientos de militantes, sabedores hoy que el fracaso tiene nombre.

No es Carreón sujeto para ovacionar, pero sí para hacerle un justo reclamo porque ha sido un fardo encargado de impedir cualquier avance de este partido, que de oposición activa tiende a terminar en el sótano de la indignidad, roto por el desbordante odio interno y sobre todo por la deshonestidad con la cual, esta élite provinciana se ha conducido.

Del instituto político que se llenaba la boca en afirmarse suficiente como para ganar solito la elección de junio, está a la vista de todos un proyecto quebrado, incapaz de completar por sí mismo el listado de candidatas y candidatos.

Adriana perdió la vergüenza y acabó por buscar el apoyo de Héctor Ortiz. Eso significa el desesperado llamado de Carreón a una alianza con el Partido Alianza Ciudadana.

Cayeron más rápido estos habladores de lo que pensábamos.

¿Se darán cuenta que su coqueteo para aliarse con los Ortiz, destapa la vieja herida de 2012, cuando Adriana Dávila se empleó a fondo –con el concurso de Felipe Calderón– para ocasionar la derrota del ex gobernador Héctor Ortiz, entonces candidato panista en segunda fórmula al Senado de la República?

Con qué cara, hoy Adriana dice más o menos a Héctor… verás, mi alianza con Mariano fracasó, las cosas no salieron como nos imaginábamos, ¿no quieres volver a hacer equipo conmigo, recuerda que hace cuatro años ocasioné tu derrota, apoco te dolió?

La señora Dávila tiene una memoria cínica. Cierto, posee cualidades destructivas sobresalientes. Solo le ha faltado orientar esos talentos a desafíos que con el tiempo no se le reviertan. Como esta muestra que la exhibe desesperada, al grado que prefiere desactivar su memoria si con ello vislumbra una tabla salvadora.

Hoy, la información cruza al país en instantes. Las redes sociales, los medios electrónicos, tienen a su alcance la herramienta para descubrir anticipadamente y con extraordinaria precisión, los éxitos o los fracasos protagonizados por políticas y políticos que tuvieron la oportunidad de actuar con un mínimo de honestidad, mas prefirieron hacer el caldo gordo a un PRI que los tiene becados, y que hoy, sin mayor problema avanza, pese al bajo perfil de su candidato.

PRD busca otros escenarios

Sí, donde ni los ciudadanos ni los periodistas los conozcan. Así como lo hicieron ayer miércoles la virtual candidata a gobernadora, Lorena Cuéllar Cisneros, y la retahíla de vividores colocados a sus espaldas y presentados en la Ciudad de México como el próspero equipo por medio del cual el Partido de la Revolución Democrática (PRD) en Tlaxcala piensa lograr la proeza de ganarle al PRI.

Algunos rostros son de comentar. Por ejemplo, el de aprendiz de político que echando a perder progresa, Santiago Sesín Maldonado. El del fresco fracasado Manuel Cambrón y hasta la pragmática escondida en la causa de la equidad, Eréndira Jiménez.

Ellos encabezan el equipo ganador de Lorena Cuéllar, quien por su lado accionó ante medios nacionales el poder de la lengua y anunció un frente común en su apoyo. ¿Cuál?

Se me hace que la seño Lore tuvo que utilizar mentirilla tras mentirilla, tratando de inventar nuevos escenarios, mediante los cuales halle alguna forma de quitar lo deprimente a su lucha.

Es otro caso con la idea que por alternar sedes van a librarse de la velocidad de los medios electrónicos y las redes sociales. Me parece que incurre en el exceso de contar mentiras con kilómetros de distancia, bajo el supuesto que eso no va a llegar a los inquietos críticos suyos en el terruño. Hizo el oso.

El PRI y su abanderado de bajo perfil

Ahí va, a empujones y marianazos, pero va llenando los requisitos para llegar medianamente armado a la elección del cinco de junio. Tal vez Marco Antonio Mena Rodríguez, carezca de un brillo propio que lo dote de liderazgo y sed de triunfo, pero ante una oposición que se inmola cada que puede, hasta un chamaco de párvulos es capaz de obtener buenos resultados.

 

El PAN que… va a echar al PRI, incapaz de completar una lista decente de candidatos

.

 Descubierta la jugada de Adriana Dávila: el triunfo electoral es lo que menos le interesa; esta es evidencia que se dedicó a hacer el juego al PRI y a su aliado, Mariano González

Adriana Davila Fernandez, Cae Su Mentira, Partido Escaso Fracturado Caricatura, Tlaxcala En Linea

Sería deseable que en la conferencia de prensa panista, convocada para hoy miércoles 27 de enero, fuese abordada la numeralia que, presenta dos partidos con el mismo emblema: el que se habla de tú con el ex presidente Calderón y con su esposa Margarita, y real, crudo y deprimente como la incapacidad que ha tenido Acción Nacional en Tlaxcala para registrar, bajo el principio de equidad, candidatas y candidatos en cada uno de los municipios, y de las comunidades.

Ese es el verdadero albiazul en Tlaxcala, el que en voz de la senadora Adriana Dávila Fernández, se basta y se sobra para derrotar al PRI.

Es el que siempre se opuso a conformar una alianza con el PRD –pero si los amarillos tienen lo suyo- bajo la premisa siguiente: es tanto el magnetismo de nuestra virtual candidata que las plazas serán copadas de entusiastas partidarios de la señora legisladora, incluso se requerirá vigilancia especial, pues semejante tumulto será difícil de controlar. ¡Cómo no!

Hoy resulta que esos tumultos, ni lo fueron, vamos, ni siquiera es tumulto sino todo lo contrario, escasez… miseria, soledad, desdicha, aislamiento.

Un informe del partido sostiene:

  • en Lázaro Cárdenas (el PAN) no registró ningún aspirante
  • en veinte municipios solo registró un aspirante
  • en diez municipios registró dos aspirantes
  • en cinco municipios registró cuatro aspirantes
  • en un municipio registró cinco aspirantes (Xicohtzinco)
  • en un municipio registró seis aspirantes (Chiautempan)

Esto significa que lo conseguido por el gran instituto político (es que solito AN al PRI le parte su mandarina en gajos) pudo registrar 31 mujeres 23.48 por ciento, contra 101 hombres 78.52 por ciento.

Cuando estas propuestas lleguen ante la autoridad electoral, las van a echar abajo. Incumplen con la cuota de género.

Si para alcaldes hemos visto la pobreza azul, nada más vean cómo viven el proceso para síndicos.

  • Lograron 85 aspirantes, 69 propietarios y 16 suplentes
  • En 19 municipios no hay aspirantes a síndicos
  • En 23 municipios pudieron registrar un aspirante, en 13 municipios dos y en tres municipios tres aspirantes.
  • Sólo en un municipio registró cinco aspirantes
  • Y nada más en la Magdalena Tlaltelulco hubo hasta siete aspirantes

Aquí la equidad sufre un fenómeno inverso. Las aspirantes a síndicas superaron a los hombres. Sesenta y tres mujeres (68.33 por ciento) contra 22 inocentes hombres (25.88 por ciento) tampoco hubo equidad.

Sale sobrando hablar de regidores y regidoras.

En pocas palabras el PAN es un proyecto flaco, mermado por la permanente disputa que alienta la seño Adri. Carece hasta de la capacidad para presentar plantillas completas. Los registrados van a enfrentar el problema de la falta de equidad, y al llegar a manos de la autoridad electoral… los van a tronar.

En el PRD

Apenitas, el señor Manuel Cambrón Soria, se dio cuenta que el coordinador de los esfuerzos, conformó una alianza perversa con la seño Adri, y eso dio al traste con las alianzas electorales y con las candidaturas comunes.

A Cambrón le cae el veinte casi con un año de retraso. Le pasaron de noche los mega cambios en el Congreso, donde a sus compañeros de partido los echaron, no por opuestos o por respondones, sino por inútiles y porque les crecían las panzas de servirse con la cuchara grande, haciendo negocio con cuentas públicas o haciéndose los interesantes a la hora de aprobar las manchirreformas, por cierto hechas sobre las rodillas y susceptibles de caer como zapotes maduros en cuanto alguien les dé una leída.

Consejeros avorazados

Y en estas andamos cuando nos enteramos que entre la escasa cúpula del Instituto Tlaxcalteca de Elecciones (ITE) fue rapartida la fortuna de su presupuesto, rayando en los diez millones de pesos.

Mire que es peligroso poner tanto dinero en manos de estos rapaces. Dado el aislamiento de San Manuel, sede de dicho instituto, primero los afecta el alcoholismo. Luego se nos deprimen, pues a sus oficinas ni las ratas llegan. Y lo peor… con las bolsas atascadas de dinero, pues ya sabrán: lo que menos les interesa es la certeza, legalidad y democracia en el proceso que ya viene.

Hombre, ¿no se dan cuenta de los riesgos que corren nuestros consejeros?

Qué bochorno

Y pensar que el gobernador vecino, Rafael Moreno Valle, pensaba echar toda la carne al asador con estos perredistas, un poco desinformados, otro poco desfasados, pero eso sí, gustosos de recibir dinero de quien sea, no le aunque que se trate del grandulón de aquí a lado.

De los panistas, pues qué vamos a opinar, si ahora nos damos cuenta de los desfondados que se disponían a ir a la batalla.

Creo que son estos datos, que muestran la insuficiencia de ambos institutos políticos, lo que siempre trató de ocultarse con conflictos y desacuerdos.

Estamos en plena etapa de regresión, cuando el PRI tenía que inventar senadores o diputados críticos para no sentirse mal por quedarse con todo el pastel.

 

Tiende oposición local a extinguirse; sus líderes son incapaces de entender el ciclo

.

Al PRI le fue interesante valerse del PAN o del PRD para que grupos comandados por Sánchez Anaya (1998-2004) y Ortiz (2004-2010) ganasen. Hoy no son negocio, y van a desaparecer

Oposicion 1 titeres Mariano Gonzalez, Caricatura Tlaxcala En Linea

La oposición tuvo en sus manos la oportunidad de crecer ante la impopularidad del priísta Mariano González Zarur. No la aprovechó. Al contrario, entró al festín organizado por una clase política responsable de la parálisis en la que se encuentra la entidad.

El PAN por ejemplo, se perfilaba como un importante contrapeso. Al principio demandaba transparencia, tenía de su lado a constructores inconformes con la inequitativa distribución de la obra pública, disponía de información valiosa para meter a los grupos priístas empoderados en cintura.

En 2015, Mariano, coordinador de esos esfuerzos, despojó a perredistas inútiles a su causa del negocio que en realidad es la aprobación de las cuentas públicas, y se lo dio al PAN. Cambió a los conflictivos amarillos por los puritanos que con el tiempo serían presas del delirio de poder. Hace poco veríamos a uno de esos potentados del sexenio, alardeando de poder en la casa habitada por su propia familia. A ese extremo llegó la descomposición del gran proyecto encabezado por Manuel Gómez Morín.

Paralelamente apoyó una obesa burocracia dedicada al análisis de la cuenta pública. La dotó de un ostentoso edificio a un costo infladísimo, pero no detonó la digitalización, pues entonces semejante aparato habría dejado de justificarse. Obligan a los ayuntamientos a llevar cientos de cajas con papelería, estorbosa y anticuada.

En realidad creó un monstruo con una actividad paralela a la de la comisión de finanzas del Congreso, en el contexto del festín protagonizado por esa clase política, determinada con Mariano a no dejar en Tlaxcala piedra sobre piedra.

Consiguió su confianza

Panistas, perredistas y uno que otro de la chiquillada, útil a estos intereses, utilizaban sus horas en devorar grandes cantidades del migajón arrojado en calidad de embutes. Y se volvieron dependientes de esas mesadas. Despareció cualquier interés por criticar a un gobernador sirviéndose con la cuchara molera, y también alimentando a los paleros, pobres en su mayoría que, de la noche a la mañana lograron su sueño americano con este raro concepto de política.

Se convirtieron en unos cerdos en engorda cuya felicidad se veía ensombrecida por la inminente llegada de las elecciones.

Unos y otros sintieron amenazado el pesebre. Y comenzaron una disputa con los resultados que hoy podemos apreciar: una oposición que se esmera en dividirse, en tanto maniobra que hace ganar a unos cuantos, los líderes, y tiene confundidos y decepcionados a los militantes.

¿De qué otra manera podríamos explicarnos la oposición inamovible para conformar una alianza, en primera instancia, o una candidatura común como última alternativa?

Está muy claro. Quienes hicieron el papel de obstáculos a dicho mecanismo para competir con el PRI, cumplieron con la encomienda hecha en esas altas esferas donde las plazas se negocian con meses, a veces años, de antelación.

Y se declararon derrotados aún antes de ir a las urnas.

Ah, pero eso sí, nos hacen creer que dan una lucha férrea, por ejemplo como la panista mejor posicionada según sus encuestas, pero incapaz de venderse como producto aceptado por las mayorías.

Del PRD ni hablar. Creo que la virtual candidata se halla en el lugar equivocado, a la hora errónea y con el partido que menos le conviene. ¿El resultado? El grave riesgo de caer a niveles insospechados tras la elección de junio.

Y si no fuera por la muy probable intervención del gobernador poblano Rafael Moreno Valle, para impulsarla, luego de la derrota propinada a manos de Ricardo Anaya (al que tanto apoyó) y del ex presidente Felipe Calderón Hinojosa, convertido en sparring de su esposa Margarita Zavala, el PRD y su candidata pudieran estar en riesgo de hacer un papel peor que el conseguido en Colima, donde su votación no llegó al dos por ciento del padrón, y por lo tanto habrán perdido su registro.

Tulio diría, la chin… nos arrastró buen trecho

La picardía del ex gobernador Tulio Hernández Gómez, es una buena forma para explicarnos el comportamiento de la oposición.

A panistas y perredistas, la chingada (expresión del simpático ex de Silvia Pinal) los arrastró un buen trecho. ¡Todavía no se los lleva en forma definitiva!

Y si no ha ocurrido es porque son necesarios en este particular sistema democrático a la tlaxcalteca, en el que los partidos de oposición dejaron de ser interesantes para los políticos priístas quienes en su momento los adquirieron a manera de franquicias y a través de sus registros nacionales ganaron el poder ejecutivo.

Alfonso Sánchez Anaya, con el PRD en 1998; Héctor Ortiz con el PAN en 2004, utilizaron dichas siglas, porque sus miembros eran tan débiles y tan pobres que, los enloqueció la posibilidad de convertirse en autoridades.

Ahí tienen ustedes a Adolfo Escobar Jardínez, un secretario de gobierno de utilería en tiempos del orticismo. Con el tiempo acumuló riqueza, dio la espalda a su inventor y hoy, hasta anhela competir por el gobierno.

Así que la oposición ha entrado en una irremediable purga. Tiene que desaparecer para que en un futuro, cuando carezca de militantes un poco ricos y un mucho conflictivos, el PRI la pueda volver a utilizar como mecanismo de llegada al poder.

Por lo pronto, se trata de unos cerditos obesos y peleoneros que de poco sirven al ranchero Mariano para dar prosperidad a su proyecto personal.

 

Habituado a ordenar, esta vez Mariano tuvo que pedir… la mano de su nuera

.

La boda tendrá lugar el 16 de abril; familiares, amigos y hasta adversarios hacen votos porque el inminente esposo, ya siente cabeza, madure, y se baje del helicóptero

(etlaxcala) Piden Mano Doris Mariano Gonzalez Zarur, Aguirre, Casamiento, Caricatura Tlaxcala En Linea

¡Caracoles, se nos casa!… Junior ha dado su brazo a torcer, y a estas alturas del partido, y con todo y su incipiente calvita ha tomado una de las decisiones más importantes de su vida. Sentar cabeza, y ya comenzarse a portar serio. Bajarse tantito del helicóptero y reconocer que ya le urge que alguien controle su caótica vida.

El pedimento fue el viernes… no, las familias, con sus mejores mudas el suegro de Doris se puso la corbata rojita, se pintó las patillas y se preparó a hacer lo que pocas veces: a pedir (es que siempre ordena) a preguntar si la otra familia no tiene inconveniente (porque generalmente da la cátedra, como a Peña Nieto y a Manlio Fabio les acaba de hacer con el destape de Marco)

Después de la conmovedora petición seguramente tronaron por lo menos dos docenas de cohetes porque, oigan cómo no celebrar que el más muchacho ya deje tantito la parranda, y las malas compañías (ya ven que hace poquito hasta al innombrable le andaba haciendo la fiesta) y sobre todo la adicción… a la mentira, verdad, porque ya lo veo, soltero y con poder, nomás porque nos salió malo para el aula, porque por ejemplo ya ven al hijo de Pepe Murat o a los hijos de AMLO, aplicados los condenados.

Esperamos con ansia la invitación para el bodorrio, que tendrá lugar el 16 de abril. Pa’su mecha, ambas familias, sobre todo la más presumida, van a echar la casa por la ventana. De seguro van a matar al becerro grande y a decretar tres días de pulque y música de viento para celebrar que el amito ya va a sentar cabeza.

Es que le hace muchísima falta, como quien dice la niña Doris llegó como enviada divina. Ojalá su buena vibra sirva para enderezar, aunque sea tantito al casi casi libanés, que ya con este casorio podrá sentirse satisfecho que para algo le sirvió el sexenio. Primero a la hija y ahora, pues al hijo.

Felicidades. Y que dios les dé hartos hijitos. Ora sí han de salir güeritos.

Descorrieron la cortina

Los temas de alianzas y candidaturas comunes, si de algo sirvieron en Tlaxcala fue para evidenciar las pésimas condiciones en las que sobreviven PAN y PRD, vulnerables ambos a las embestidas marianas que acabaron por dividirlos y que sirvieron a otros personajes como, la seño Adri y una bola de revoltosos amarillos para informar a su alto mando: ¡misión cumplida!

Otros personajes se han encargado de dar el estoconazo a sus partidos. Auro no podía quedar atrás y apenitas casi celebra el aciago destino de su querido instituto político.

Hay quienes prefirieron ocupar otras trincheras para acabar de hacer pomada al PAN. Más o menos como Margarita Zavala que, en cuanto se destapó como independiente a la Presidencia, soltó metralla contra Gustavo Madero y la protección que en su momento ofreció a la chapodiputadada de Sinaloa, Lucero Guadalupe Sánchez López (esa legisladora que nomás anda haciendo ojitos).

Del PRD, ni hablar. Los porros al frente suyo si algo tienen es eficiencia para ganarse la abultada beca asignada por el sistema. ¡Acabaron con el partido! Y si en Tlaxcala, el activismo de la senadora Lorena Cuéllar Cisneros ha de servir para mantener a salvo el registro del amarillo, entre chuchos, cambrones y sesines, se han encargado de alumbrar los lados más obscenos de un perredismo atestado de vacas flacas en busca de alcaldías y diputadciones, como las personas que andan buscando chamba y pidiendo a Dios no hallarla.

Con razón el señor Cambrón era de la opinión que si después del sábado anterior no cuajaban las candidaturas comunes, una vez que militantes de su partido han creado derechos entrándole a la disputa interna de dichas candidaturas, para estas fechas resulta entre ocioso y de mal gusto volver al tema de compartir espacio con el PAN en las boletas electorales.

O sea, estos dirigentes centaveros, del PRD y del PAN, jugaron a perder. Y si algo han podido rescatar son los dineros malhabidos por la venta de las candidaturas.

Estamos ante un panorama desolador. Estos partidos han perdido la elección meses y meses antes de la fecha fatal.

Eso sí, para ellos y sus cuates serán las escasas curules y alcaldías, en franca regresión a los tiempos de José Antonio Álvarez Lima, cuando oposición no había y hasta tenían que inventar personajes que actuaran como contrapesos.

Pasivos ante un hecho consumado

Marzo de 2015. Personal del Colegio de Bachilleres denunciaba ante el contralor del Ejecutivo, Hugo René Temoltzin Carreto, la destrucción de los siguientes archivos: el apoyo por los años de servicios del 2011 al 2013, así como pólizas del capítulo 1000 para el amarre de nómina del 2011, 2012 y 2013, deducciones de nómina del 2011 al 2013, horas comisionadas a sindicatos del 2008 al 2013. Impuestos de veladores y vigilantes del periodo del 2010 al 2013, liquidaciones de trabajadores, correspondencia de planteles, cálculos de exámenes extraordinarios y título de suficiencia, carpetas de pagos por cheque del 2011, solicitudes de cambio de categoría de docentes del 2009 al 2014, información de captura de nómina 2010 y 2011, además de la impresión de nómina de los planteles 22, 23 y 24, por inicio de actividades de los años del 2012 y 2013.

El contralor se hizo desentendido. A lo mejor andaba buscando respaldo para realizar su sueño de participar en la elección del ayuntamiento de Tlaxcala, pero ahora portando los colores del PRI.

Diez meses después, la Comisión de Acceso a la Información Pública (Caiptlax) ha encontrado gravedad en las acciones realizadas por la contralora de dicha institución.

Cuando Temoltzin recibió las mencionadas denuncias consideró que en unos cinco meses habría resultados. Fueron investigados tres funcionarios, cuyos nombres se guardaron herméticamente.

Lo que sí quedó a la vista de todos es que dichos servidores públicos actuaron bajo la tutela de la ex dirigente priísta Josefina Espinosa Cuéllar.

La podredumbre afloró en cuanto David Flores Leal, llegó a hacerse cargo del Cobat.

 

Partidos con escandalosos casos de acoso lejos de cumplir con equidad en candidaturas

.

Para el anecdotario negro el caso de una candidata obligada a la intimidad con el político que dice haberla hecho, en la misma camioneta usada para traslado en la campaña

Caricatura, Acosador, No Cumplen Partidos Equidad, Tlaxcala En Linea

Una cara, de equidad y avanzada, intenta dar a los ciudadanos la mayoría de partidos políticos, y otra, la real, de exclusión de género, de la insistencia en las candidaturas machistas o en el peor de los casos en el condicionamiento de posiciones, a la sumisión y aceptación de intimidad como parte de esas cuotas ignominiosas e injustas, características de políticos viles, más o menos como el hacendado… okey, lo que queda del hacendado mandamás.

La realidad hoy es que los institutos políticos son incapaces de cumplir con la equidad exigida por el árbitro electoral. Salvo casos muy contados –no por ello justos- hay una incipiente tendencia a aceptar las nuevas reglas del juego político, donde las mujeres tienen derecho a las mismas oportunidades que los hombres.

Hay casos de escándalo, por ejemplo de una candidata –su nombre, claro lo reservamos- obligada al servicio carnal con el energúmeno que dice haberla hecho; ¿dónde?, en la misma camioneta de los traslados de cierta campaña proselitista. El caso es que a estas alturas, ella, con resultado positivo en la urna, también debió ausentarse por la delicadeza de su salud, que en realidad fue la maternidad en medio de la más ruin circunstancia.

Episodios así abundan. Seguramente en la prehistoria de la política tlaxcalteca se puso muy de moda. Hoy las cosas son distintas. Por eso los partidos han de cumplir con una cuota legal de género basada en la equidad. No se trata que a los líderes o mecenas les cuadre. Es su obligación. Tanto como también lo es el respeto a las mujeres que lleguen a ser candidatas.

Ellas deben estar seguras que surgen como factores, primero de competencia y si el voto popular las favorece de poder, mirando siempre al futuro promisorio que tienen derecho. Creo que su única preocupación debe ser una administración pulcra, ejemplar y, a salvo del acoso de género de aquellos a quienes la cárcel es su única alternativa, por aprovechados y abusones.

Por lo pronto, PAN y PRD se las ven negras para cumplir con la equidad.

No pasa lo mismo con el PRI, donde la cuestión de género cuenta con entidades del nivel del ONMPRI (Organización Nacional de Mujeres) atentas en velar los derechos de sus compañeras militantes. Tampoco en Alianza Ciudadana o Morena, donde la actividad de género tiene rato de buscar la equidad.

No nos salvamos de la nueva espiral violenta

Tlaxcala está inmerso en la creciente de violencia que al día de hoy nos coloca, con ocho secuestros, entre los estados más afectados por este fenómeno.

Reforma publica hoy datos duros que retratan un país donde los delitos crecen como una bola de nieve. En 2015 se registraron 17 mil 13 averiguaciones previas por homicidio, lo que significa un incremento de ocho por ciento en relación a 2014, cuando esa penosa cifra llegó a 15 mil 653 asesinatos.

Tan presentes estamos en esa cruel dinámica que cada vez con mayor frecuencia aparecen personas muertas, incluso con huellas de tortura, o decapitadas y desmembradas, en casos extremos.

El Estado de México es el estado con mayor número de asesinatos; el año pasado fueron muertas con violencia dos mil 70 personas. En Guerrero, 2016. La lista incluye a Sinaloa con 993; en Chihuahua 945; en Jalisco mil 17; en el Distrito Federal 854; y en Baja California 830.

En 2015, las procuradurías y fiscalías estatales reportaron mil 53 secuestros en todo el País, 24 por ciento menos casos que en 2014, aunque sin contar las indagatorias de la PGR. Entre las entidades donde aumentó el secuestro están Coahuila, de 16 a 25; Hidalgo, de 18 a 19; Nayarit, de 5 a 10; Querétaro, de 8 a 19; Tlaxcala, de 7 a 8; y Zacatecas, de 16 a 18.

Lo peor es que Tlaxcala también entra en el penoso grupo de entidades sorprendidas por la Auditoría Superior de la Federación, triangulando programas cuyos recursos finalmente no se utilizaron para el fin que fueron liberados. Dos procesos de este tipo se vivieron en los sexenios de Mariano González y Héctor Ortiz, de acuerdo con datos de la ASF.

Ocho estados, simularon haber devuelto los recursos desviados, que originalmente pertenecían a los fondos de Aportaciones para los Servicios de Salud (FASSA), de Aportaciones para la Educación Básica y Normal (FAEB) y de Aportaciones para la Seguridad Pública (FASP), entre otros.

Se trata de Veracruz, Michoacán, Guerrero, Colima, Oaxaca, Chiapas, Tabasco y Tlaxcala. Ese desvío superó los 8 mil millones de pesos.

Con razón, secuestros, asesinatos y robos nos asuelan. Pero nos llenamos la boca asegurando que somos de las entidades más seguras del país.

 

Tres casos patológicos de soberbia: Mena, Cuéllar y Dávila… cuesta abajo

.

Viven tres momentos de suma gravedad a causa de su laberintoso avance rumbo a la elección de junio; se basan en la manipulación de datos y en los negocios por adelantado

Chilindrina Lorena Cuellar, Florinda Adriana Davila, Quico Marco Antonio Mena, Carcicatura Tlaxcala En d

Siguen sirviendo la sopa de soberbia. ¿Más? Así parece. En el PRI de aquí un silencio chicho por el exceso de confianza de quienes postulan a Marco Antonio Mena Rodríguez, seguros que despierta un día de estos. En el PRD, apurado el dirigente estatal Manuel Cambrón Soria, emplaza a las dirigencias nacionales panista y perredista a acordar este fin de semana la candidatura común, o ya no moverle porque le desacomodan su negocio con las demás candidaturas, y en el PAN, el mayordomo Carlos Carreón, cierra también la puerta a la posibilidad de una candidatura común, pues la senadora Adriana Dávila, desde agosto de 2015 no camina, flota de tan arriba en las encuestas y solita, se basta y se sobra para torcer el rabo a todos el próximo cinco de junio.

Encienden la luz amarilla

¿Hasta dónde pesa en el CEN que un ex dirigente estatal del PRI, pase por su arco del triunfo la filosofía Beltrones que primero condenó a los árbitros con ganas de entrar a la cancha y hoy –lo dijo en una comida con periodistas- considera que entrar a ese juego es inequitativo y desleal porque de una u otra manera acabará por fracturar al partido?

Debe ser por eso que los patrocinadores de Marco Antonio Mena Rodríguez, lo prefieren de bajo perfil, esperando un descuido en Isurgentes Norte para decirles, ¡miren, nuestro candidato es floreciente y ascendente… y congruente y leal al partido y no es inequitativo!

Ellos, comenzando por lo que queda de Mariano, prefieren mantenerlo soterrado, como protagonista de esta nueva versión de El Ceninciento.

Bueno, hoy el columnista de Excelsior Francisco Garfias, publica respecto al postgraduado en Stanford: En Tlaxcala, nos dice garganta roja, que el PRI agarró el “peor” candidato. El que nadie conoce. Se trata de Marco Antonio Mena Rodríguez, exdirigente estatal del partido. Su mérito es ser el delfín del gobernador Mariano González Zarur.

Cierra su comentario argumentando las razones que han llevado al tricolor a mostrarse receloso ante el caso Tlaxcala porque, han sacado la escoba y piensan barrer en las doce entidades donde se elige gobernador. Ya ganaron con diez mil votos de diferencia la extraordinaria en Colima, donde Ignacio Peralta se alzó con un indiscutible triunfo sobre Jorge Luis Preciado.

Su forzada postulación encendió luces amarillas en Insurgentes Norte. Dos mujeres de la oposición están mejor ubicadas en las encuestas: Laura Cuéllar, PRD, y la senadora del PAN, Adriana Dávila, así lo expresa Garfias, uno de los columnistas de El Periódico de la Vida Nacional.

Cambrón: mejor ya no le muevan

Con el tiempo los líderes amarillos se vuelven cínicos. Cuidan sus intereses por muy miserables que se exhiban. Como Manuel Cambrón Soria, para quien la posible candidatura común PAN-PRD debe definirse este mismo fin de semana, o de lo contrario, ya que todo lo dejen como está, pues podría repetirse el minervazo, que hundió en 2010 a Adriana Dávila Fernández.

Lo que el curioso dirigente no explica es el avance en los negocios-candidaturas en municipios y distritos, algo a lo que llama procesar o no la posible candidatura común.

Cambrón ha de pensar que a todos nos mueve el dedo en las encías. Así que procura dosificar sus palabras clave: “procesar”, “efecto minerva”, y los adereza con número alegres: si se logra la candidatura común tendríamos una ventaja entre diez a doce puntos sobre el PRI.

Esa es la falta de seriedad de quienes han hundido al perredismo en una especie de pitorreo permanente y negociación inescrupulosa. Ahí tienen a Agustín Basave Benitez: “no… de que renuncio, renuncio”, y días después: “es que estaba yo enojado”.

El líder estatal del PRD seguramente usa las encuestas realizadas por su propia firma –manejada por su cónyuge-, a través de las cuales juega a endulzar el oído de Lorena, consigue acentuar su creencia de una popularidad fuera de serie, pero nada tonto, para nada que levanta su puesto del tianguis donde bien que ve la oreja a cuantos incautos pollos puede.

Sus planteamientos son formidables… “la democracia te necesita”, “pugnemos por una oposición responsable”. Su cambio es dramático en cuanto le son liquidadas las candidaturas. Bueno eso dicen sus críticos y nosotros, ni crean que nos resistimos a creerlo.

Uno muerde el pescuezo, la otra, el glúteo

Mire si no va a ser más efectivo el sistema panista de Adriana Dávila Fernández y su mocito, Carlos Carreón (al cual ahorita tiene en el PAN). Como el sábado anterior la dirigencia estatal llegó a la conclusión que no habrá candidatura común, ella nada más lo replica ante medios locales y nacionales.

Lo que no explica es que cada acción de Carreón es activada por una cuerda de títere, manipulada por ella. “Estamos con la firmeza, con la convicción de que no solo encabezamos las encuestas, sino que tenemos una candidatura, una propuesta sólida que nos va a permitir sin duda, ganar las elecciones del cinco de junio próximo”, eso lo dijo a la reportera de Milenio, Elba Mónica Bravo.

Mi duda es, si Adriana ha alcanzado semejante nivel en su partido, por qué a estas alturas no han definido su candidatura.

En realidad tiene una parte del PAN, que entre otras ventajas le permite dar órdenes a Carreón, a quien le toca poner chica carota cuando por ejemplo le preguntan por Alejandro Aguilar López, pero en cambio usa su mejor sonrisa cuando piensa: con todas estas chuecuras diosito me va a permitir un día ser un político próspero, respetado, ah, y con mucha autoridad. (la cosa es que ya no lo mande Adriana)

La alianza PAN-PRD frustrada; sus graves daños colaterales e irreversibles

.

Es evidente el desconocimiento de la plaza de los líderes nacionales de esos partidos, situación aprovechada por dos protagonistas locales para exhibir su egolatría

(etlaxcala) Alianza PAN PRD, caricatura, Ricardo Anaya, Agustin Basave, Tlaxcala Enlinea

PAN y PRD se han desgastado de tal forma que al día de hoy son los partidos de la especulación rumbo a los comicios de junio. Sus dirigentes nacionales, Ricardo Anaya Cortés y Agustín Basave Benitez, han sido incapaces de acudir a mesas de acuerdos una vez superadas sus respectivas diferencias internas. Y de dichas propuestas sólo se conoce el mensaje de sus virtuales candidatas, reacias a ceder a una alianza dados sus respectivos roles protagónicos.

La senadora perredista Lorena Cuéllar Cisneros, tuvo inicios muy positivos para su causa. Poco a poco se fue perdiendo en ese mar de declaraciones y desacuerdos con la senadora panista, Adriana Dávila Fernández, cuyos amagos de aparecer en las boletas, con o sin el apoyo del PAN, echaron por tierra los avances de Anaya y Basave respecto a la alianza.

A estas alturas, ni Cuéllar ni Dávila, tienen el antídoto para aliviar los bombardeos mutuos. No fueron capaces de aliarse, pero hoy tampoco son capaces de orientar discurso y acciones hacia la racionalidad demandada por un universo de votantes, hastiado de escuchar las porras de una y las porras de otra, y demandante de conocer las claves con las que piensan sacar a Tlaxcala de la parálisis, económica, social.

Qué daño les significó la falta de conocimiento de sus líderes nacionales. Basave Benítez hacía números alegres. Pronosticaba alianzas en por lo menos ocho estados y llegaba al regocijo del reparto del pastel: cuatro para el PAN y cuatro para nosotros –decía- y todo lo tenía solucionado.

Fue incapaz de asomar la nariz a cada una de las plazas para disponer de información amplia y confiable que le permitiese conformar una bitácora sustentada en la realidad. Tenía que darse cuenta que al menos aquí en Tlaxcala dos senadoras eran las mamás de los pollitos en su corral, y ni pensar que una cediera el nido a la otra. Al contrario, en tal caso llegarían a aniquilarse.

El resultado hoy lo vemos. La senadora Adriana Dávila, dispone sólo de una parte del panismo tlaxcalteca. Su propuesta es ir sin aliados, pero cómo hacerse competitiva solo con el porcentaje de partido que le asiste. La sigue Adolfo Escobar, pero la combate Aurora Aguilar. ¿Qué parte del albiazul tiene, el 40 por ciento, el sesenta por ciento? Eso lo vamos a ver en la urna.

Por cuanto a la senadora Lorena Cuéllar Cisneros, no tardaron en llegar las disputas de dirigentes y líderes que van tras su futuro inmediato. La gubernatura –se ve- no es su prioridad, sino asegurar posiciones para sí. Actuaron con la confianza de quien se sabe con sobrada ventaja y se dedicaron a dilapidar lo poco que esfuerzos mil, las circunstancias y el activismo de la legisladora habían conseguido.

Pero tuvo que llegar Agustín Basave y su desconocimiento de la plaza. Y ahí tiene usted a la precandidata única del PRD con los números más bajos de lo pronosticado. Esa, su calidad de única, es lo que dio al traste en el comportamiento de vivales como Santiago Sesín, como Gelacio Montiel, para hacer trizas lo logrado. No se trata de elementos dispuestos a armarse para ir a la batalla. Los muy ladinos repartieron los cargos con antelación.

Los otros candidatos

Concentrada en una estrategia distinta, la segura abanderada de Morena, senadora Martha Palafox Gutiérrez, priorizó la distribución masiva de su informe de actividades en la Cámara Alta. Su estrategia consta de recorrer el interior del estado, acompañada por Andrés Manuel López Obrador. Y sus números son consistentes.

El ex rector Serafín Ortiz Ortiz, virtual candidato del Partido Alianza Ciudadana, es otro caso que merece la pena analizar. Al día de hoy es el único con una crítica sostenida y un discurso que lo retrata como el académico que es. No tiene los grandes despliegues como los que tan caro han costado a azules, amarillos y tricolores, pero tiene el pulso que en el trayecto de la fecha fatal le puede permitir acuerdos basados en votos diferenciados, y enfilados a los proyectos convenientes a su causa.

Qué decir de un PRI castigado por el estigma de quien se llena la boca afirmando que él hizo a Marco Antonio Mena Rodríguez. Pero en la primera oportunidad lo niega.

Esa no es división, es mala leche de un político decadente que se empeña en mantener cerrados los ojos para advertir hasta dónde está hundido.

La consecuencia son los números que no crecen. Y al igual que antes de la designación de Mena, se hallan muy por debajo de lo esperado. Como partido puede que sus expectativas sean altas. Pero la elección consta de una multiplicidad de elementos, todos con cifras sobresalientes. Es la diferencia entre ganar… y perder.

La vergüenza del sexenio

Igual que Puebla y otras siete entidades, las fuerzas de seguridad de Tlaxcala están reprobadas en las evaluaciones aplicadas por el Gobierno Federal.

Bueno, aquí tenemos personal de custodia personal de un gobernador, que uno de tantos días decidieron accionar sus armas y matar a un agente federal, y herir a su hermano. Lo peor es que el jefe de aquellos parece haber iniciado una campaña en contra de los familiares de las víctimas.

Aquí también tenemos cabezas de los acreditables inmiscuidos en el delito de secuestro. Capturados con las manos en la masa.

Tenemos cifras alarmantes en el delito de extorsión, muy a menudo aparecen muertos incluso con huellas de tortura, pero la declaración constante es que Tlaxcala es uno de los estados más seguros de la República.

Lo grita lo que queda de un gobernador en su besamanos organizado para los cuates. Y lo presenta de tal forma que hasta los invitados lo creen.

Con los millones de pesos devueltos por falta de proyectos. Con la permisividad de un mando más interesado en seguir medrando que en ejercer un poder responsable, pues la evaluación no debería sernos extraña.

En materia de seguridad estamos reprobados.

O sea, no somos el estado más seguro, como se emepeñan en difundir las autoridades.

Comienza a invadir la duda a Mariano jr; su padre no le da tregua

.

Busca júnior apaciguar a los muchos y muchas que  dañó, pero no desiste en hacerse diputado por Apizaco

(etlaxcala) meme marianito para caricatura

Mal padre ha de ser el que induce a su crío a la arena de las perversiones y los sarcasmos; y peor el que  además de hacerlo, lo celebra y lo pregona como cosa buena en su contexto.

Ha de ser maldito el que  arrima a su sangre al abismo, con la doble culpa, por ser incapaz de superar la insaciabilidad, en tanto patología que, decía hace unas líneas lo ha privado de los valores de la decencia y el temor, porque pudiera surgir ese mal momento a partir del cual sobrevenga la desdicha.

Me ha llamado la atención la incipiente iniciativa de un Marianito con señas de enmienda entre los múltiples casos de atropello bajo la dinámica del imparable e insensible carromato de la arrogancia propia de ese estrato, destrucivo por semilla pero también con visos de buscar la paz interna.

Hace unos días, cuando su viejo volvió a colocarse en el altar y ante las loas de los gorrones y los soberbios mandatarios que  ni para orinar bajan del helicóptero  (es una forma de andar en su nube ) le llegó su hora al histrion.

Como lo suele hacer, con ojos enjugados y temporal dilatación de sus pupilas, el ruco (el de la mano temblorosa) se refirió al muchacho su vástago con expresiones de particular gratitud por ser el compañero de mil batallas a lado de quien ha cogobernado (roto, deshecho, destruido, robado y burlado).

Ay qué ternura. Los potentados hasta derramaron la lágrima por pensar en sus respectivos pequeños tiranos, cuyas fechorías hasta son tiernas y cuyos excesos, cosa de muchachos amados por sus apás. Miren que  para eso es bueno el que ya va de salida, de veras sabe conmover con su mirada nostálgica y apuesta pose (aunque por dentro ha de sentir harto remordimiento, ¿o no?).

Si, han visto al hijo de la señora Aguirre haciendo su cuarto paso. Pero a la ex pareja de sor yeye, ni hablar que lo afecte tantita conciencia. El ara derechito el surco. Ni ve despeñaderos, ni celdas. El a lo que va. Derechito adonde va.

Así se las gasta la soberbia con fulanos débiles de voluntad, sin valor alguno (no tiene madre ni padre, ni partido), y por tanto expuestos a las consecuencias ocasionadas por anteponer siempre el instinto.

Ya lo veo emplazando a su propio junior a no dar ni un paso atrás. Al contrario, a abrir la llave de ese sarcasmo, tan de él como para tomar con un poco de seriedad a la vida.

Cuesta abajo

Mientras tal ocurre miren ustedes a Marianito palomeando candidatos a alcaldes, diputados y regidores.

Y asimismo observenlo procurandose para si un lugar en el próximo Congreso .

¿Dónde quedó pues el supuesto desconocimiento mariano de Marco Antonio Mena Rodríguez?

En el diván de sus farsas.

Lo malo es que sigue en el plan sumiso de la mediocridad de alguien derrotado de antemano, obediente a su instrucción superior y decepcionado a quienes han llegado a creer su cuento.

Otro extremo

Hay que ver los boletos sin retorno de quienes para bien o para mal viajan en aerolíneas Beltrones.

Advierto un ambiente distinto por ejemplo, en el tejido fino para elegir alcalde en Tlaxcala.

Será o sólo es una percepción exagerada que Anabell Avalos viene con una dinámica distinta por competitiva. Ya se verá.

No domina a sus demonios

Ha de ser triste para un sujeto de poder -como el que ya se va- sentirse impotente ante si, exponiendolo todo por no saber retractarse.

Así le pasó cuando se opuso a su misma amá (quien le indilgó la excomunión ) por oponerse (era alcalde de Apizaco) a que el querido párroco Marcialito, descansara en el altar mayor de la Basílica, una de sus grandes obras.

Pone sus ojos el PRI en otros estados, menos complicados que Tlaxcala

.

Adriana se impone, ganan Felipe y Margarita a Moreno Valle; pero el plan original tenía otro guión; hoy, los otrora aliados definirán hacia donde decantan sus cultos a sí mismos.

(etlaxcala) Espionaje Manlio Fabio Beltrones, Mariano Gonzalez, Adriana Davila, Caricatura, Tlaxcala Enlinea

El PRI no ha reparado en meterse hasta la cocina en las doce entidades que eligen gobernador, para disponer de la suficiente información que le permita palomear a su mejor opción. Y convertirlo en el candidato del presidente Enrique Peña Nieto.

Por ejemplo, Ignacio Ayala en Colima, cuyo triunfo sobre el perredista Jorge Luis Preciado, en la elección extraordinaria de ayer domingo parece irreversible; por ejemplo la senadora Blanca Alcalá en Puebla, que emparejó la competencia con Tony Galy, delfín del gobernador Rafael Moreno Valle.

El tricolor no esconde las ganas de dar la pelea en 2016 y quedarse con la mayoría de las gubernaturas en disputa. ¿La mayoría? Sí porque parece que algunas plazas podría estimarlas material de sacrificio, para no llevarse el pastel completo, y con ello la rechifla de los electores que insisten en ver el vaso medio lleno de la democracia en México.

Claro, hablo de Tlaxcala. Mil mensajes fueron enviados al terco coordinador de los esfuerzos para imprimirle un poco de sensibilidad sobre quién sería la candidata de Peña Nieto. Mas las viseras a lado de sus respectivos oclayos le han impedido una visión panorámica. Y se concentró en el surco en dirección del cual ara su alianza aldeana.

Paralelamente en el CEN panista culmina el agarrón entre Margarita Zavala y su marido Felipe el expresidente, en contra del gobernador de Puebla Rafael Moreno Valle, mano en la comisión nacional permanente y precursora de alianzas con el PRD. Ello alumbra en el sentido que la candidata del PAN va a ser Adriana Dávila Fernández.

De nueva cuenta va a tener la oportunidad de demostrar de qué está hecha, con qué porcentaje del PAN va y hasta dónde el voto de los tlaxcaltecas por el albiazul puede ser tan abundante como para permitirle un sonoro triunfo el cinco de junio.

Las cosas ocurren a la inversa del plan original escrito bajo la siglas adri-manchis. Se suponía que el de Apizaco quedara fuera de escena para poder apuntar sus baterías a la causa de su paisana. Pero sin perder el control. Escondido entre las naguas de una gobernadora que casi todo se lo debiera a él. Y de nuevo, el fantasma de la traición invade el recinto de estos dos… ¿Cuál lo merece, cuál habrá de mandar? Eso no estaba en su guión.

Nada es cosa del azar. Hasta pareciera la manota del big brother Manlio Fabio Beltrones, metido hasta el tuétano de los actores y constante en el flujo de cualquier cambio.

Solo estaba disponible la habitación 1408 (terror, 2007 dirigida por Mikael Hafströn) y puede que enloquezcan poco a poco, presas de la desesperación porque todo comenzó por salir de su control y, al paso de las horas nuevas complicaciones surgen. El más vulnerable es al que le tiembla la mano, o sea, espantado ya andaba. Este susto es una raya más al tigre.

Al mal tiempo

He ahí la plaza para quien la pueda tomar. Como una contribución de un tricolor satisfecho en sus acciones de colocar trampas y cebos.

¿Quién dice yo?, ¿Adriana, Lorena, Martha, Serafin?

Facilita este escenario la insistencia de Marco Mena por no quitarse de enfrente al estorbo que lo siente su subordinado. Y luego lo niega.

Digamos que este es el anexo de la habitación 1408, operada por un tal manchis con la creencia que organizando el nuevo cochinero en 2016 le van a permitir el uso de los colores del PRI para afianzar el puente que le permita salvar el pellejo.

Como veo las cosas Tlaxcala tiene ya su lugar ganado, pero en el limbo, donde hasta ahorita, nada para nadie, salvo que algo extraordinario ocurriera:

  1. El cuasi cadáver político que le estorba a Marco Mena, podría renunciar y llevar su vibras malas a lugares donde no provoque los daños que aquí.
  2. Se podría fingir enfermo. Ándale, hacer como que la mano de los temblores ya no le permite apariciones en público.
  3. Pedir clemencia pese a lo avanzado del brete en el que por su necedad se metió.

Mire que un cuate en el contexto del presidencialismo y sedicente respetuoso de los protocolos del partidazo, no debió dar rienda suelta al instinto, que embiste y bufa sin control, aunque después se arrepienta. Pero, palo dado ni Dios lo quita.