[xyz_lbx_default_code]

Archiv para 20 marzo, 2015

Acusan autoridades inseguridad y violencia; Mariano dice que es por la riqueza

.

 Vaya ridículo del presidente de la Conago, asegurando que abandono y violencia son resultado de la bonanza vivida en el estado dentro de su administración.

Atracos Se Deben A Tanto Dinero Generado en Su Gobierno,Dice Mariano Gonzalez Zarur, Tlaxcala Online

Miren que salirnos con: “hoy sí hay lana, no como antes”, y atribuir a ese supuesto el incremento de atracos en una zona como el nuevo camino pavimentado entre San Diego Metepec y San Jerónimo Zacualpan, es una de las posturas más superficiales y faltas de compromiso, de quien ni más ni menos tiene el cargo de Presidente de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago).

Supongamos que el marianismo trajo consigo un tremendo progreso, acompañado del alza en los ingresos de las familias (nada más es una suposición, no se molesten).

¿Por esa causa se justifican los delitos denunciados frente a él, por las autoridades de aquellas comunidades, y la presencia de personajes como el alcalde de Tlaxcala, Adolfo Escobar y la directora del Centro SCT?

Claro que no.

Mariano ha vuelto a ser víctima de los improvisados discursos que, en su condición lo arrastran a verdaderos panchos. El líder del sindicato de gobernadores no puede ser tan irresponsable.

Llevar el galimatías de la gira mariana de ayer jueves al plano nacional, equivaldría a celebrar el monstruoso número de desaparecidos debido a la violencia que desata el crimen organizado, peleando entre grupos o sembrando el terror en zonas que más tarde atracarán.

El ciudadano gobernador aprovechó el foro de su gira para presumir un estado de bonanza difícil de creer. Mezclo esa atropellada idea con la sorna provocada ante los llamados de auxilio de los presidentes de comunidad.

O sea, se burló de todos.

Es lógico, verdad, como hoy sí hay una gran riqueza en Tlaxcala, pues los rateros vienen a surtirse, como en botica.

  1. La respuesta esperada habría sido: “instruyo al comisionado de Seguridad Pública, a multiplicar rondines, operativos y revisiones, y a reforzar el trabajo de inteligencia, porque la integridad de los tlaxcaltecas es mi prioridad.
  2. Sin embargo, llevó la problemática planteada a una comparación tan burda, como decir, preparamos mucho chicharrón en la pachanga… por eso hay muchísimos gorrones.
  3. Y exhibió su grave limitación, ante las autoridades presentes, y ante un foro nacional que esperaría más del presidente de la Conago.

Entre Metepec, Texoloc, Teacalco, Natívitas, Zacatelco y demás comunidades colindantes con el estado de Puebla, hay espacios que obligan a una seguridad extrema.

Es lugar para tirar cadáveres, dijeron los asustados presidentes… para venir a dejar autos robados, para cometer violaciones y otros delitos.

La falta de alumbrado, la soledad de incontables parajes, en un contexto de transformación genera este tipo de fenómenos de inseguridad.

Antes, esta era una zona dedicada básicamente al cultivo forrajero. De tres años a la fecha, inició la pavimentación de caminos vecinales como parte de una incipiente urbanización de una zona vista como polo de desarrollo de la monstruosa capital poblana.

Comenzó la especulación de terrenos. Hoy vemos lujosos fraccionamientos en terrenos y casco de la ex hacienda de Santa Águeda. En predios vecinos pasa lo mismo. Esto se va para arriba.

En consecuencia, faltan servicios, seguridad, certeza en la tenencia de la tierra.

Esto no es sino la desinformación por medio de la cual se busca desalentar a los legítimos dueños de los terrenos, de seguirlo siendo, y eventualmente optar por la venta de grandes extensiones, que seguramente se tasarán a precios estratosféricos.

A Carreón le falta talento

El líder estatal del PAN, Carlos Carreón Mejía, arrastra a su partido y a sus candidatos a diputados federales, al limitado nivel en el que desempeña. Muestra el protagonismo de alguien cuya falta de conocimiento lo ha llevado a la monotonía.

Debe ser miedo. A los obligados cuestionamientos que, por ejemplo genera Orlando Santacruz Carreño, el abanderado albiazul por el primer distrito, con abundancia de pendientes, comprobatorios y administrativos. Al presunto patrocinio del gobernador poblano, Rafael Moreno Valle, a favor de Miguel Ángel Polvo Rea, a la escasa presencia de Lilia Caritina Olvera, en un tercer distrito que, al día de hoy le resulta un reto muy complicado de superar.

Entonces, el señor Carreón Mejía, acciona el botón “mute” de su desvencijada maquinaria y evita sorpresas frente a la prensa. A los reporteros los lleva al extremo de soportar un discurso tan falto de sustancia como la voz francamente apagada e impotente, a manera de mensaje: no osen meterme en predicamentos porque no se los permito…

Puede ser que su inventora, la senadora Adriana Dávila Fernández, lo haya programado para actuar como autómata. Y no la culpo, pues hay ahí una falta de talento que afecta lo que debería ser un indiscutible liderazgo, oigan se trata del presidente estatal de uno de los principales partidos de oposición.

Tal vez le ordenó un comportamiento reservado, discreto y con un discurso inteligente.

El resultado fue: un protagonismo que lastima, y un miedo atroz a la iniciativa de la conciencia de Tlaxcala. Así se las gasta Carreón, a unos días del registro de sus abanderados y a escasos tres meses de ir a las urnas.

Hombre, con ese presidente del PAN, los candidatos no necesitan competidores.