[xyz_lbx_default_code]

Archiv para 14 agosto, 2014

Escatiman dinero en políticas sociales, no en el equipo de Los Coyotes

.

Financiar un proyecto así suena tan sobreactuado, sobre todo porque el del gusto es torero, no futbolista… ** Hoy a las cuatro, la asamblea del truene del Siete de Mayo.

Caricatura 1, Arturo Tecuatl, Siete Mayo, Roquesenial, Edgar Tlapale, Lider Charro, Comic Politico

Pero si el del gusto, en el caso de los Coyotes de Tlaxcala, es torero (por cierto no muy bueno) pero, los del gasto somos todos, porque vemos cómo a la hora de hablar de pensiones no queremos tirar el dinero al caño, y en materia de fuentes de empleo, no nos tiembla la mano para hacer los grandes despidos.

Miren si no es contra natura: el lobo estepario presenta a los coyotes.

Conste que a los linces (de los desplazados Cervantes) los echaron del Estadio Tlahuicole, alegando no contar con recursos para remodelar el coso.

Yo creo que Junior tomó la decisión en alguno de los partidos del Mundial de Brasil… como es un chavo tan emocionado, debe haberse dicho, si Azcárraga puede con el América, ¿yo por qué no con los coyotitos estos?

Armaron aquello del proyecto con más de un año, involucraron a La Providencia, el patrocinador del sexenio por antonomasia (sí, al que los policías estatales le cuidan el changarro, en San Pablo), y sin más rubor presentaron al equipazo de segunda división.

Ni se les ocurra perder partidos porque les cierran la llave. Y así como se las gasta su principal patrocinador, corren el riesgo de verlo alguna vez dentro del campo arrimándoles su zapes por zonzos…

Gastemos… pues se trata de un gustito del muchacho.

¿Otro gusto?

La candidatura…

¿Y si pierde?

Pero, el gusto, ¿quién se lo quita?

Quién jala los hilos

Hoy a las cuatro en el Centro de Convenciones, el oficial mayor, perdón, el legítimo líder del Sindicato Siete de Mayo, Edgar Tlapale (el charro) demostrará el arrastre que tiene, encabezará la asamblea, y definirá el destino de diez problemáticos ex dirigentes.

Realmente no se juega la titularidad de la secretaría general, sino la incondicionalidad de un gremio cercano a los tres mil miembros. De un grupo independiente a otro, comiendo de la mano de una autoridad, esta que está muy metida, con una proclividad muy personal al pistolerismo (recuerden la toma de la Capam).

Se trata de un escenario que con el tiempo decantó en lo que es: una poderosa agrupación gremial que concentraba un poder en unas cuantas manos. Y por diez años esas manos fueron las de la familia Erazo-Rodríguez.

Y se la creyeron. Tal vez se vieron como líderes a perpetuidad. No les había tocado un operador de la talla de Ubaldo, estudiando por años sus movimientos; señalando sus puntos débiles y tomando nota, para que en el momento adecuado diese el golpe definitivo.

A los Erazo-Rodríguez no solo los aguarda ser despojados del poder, sino humillados porque tienen que regresar mañana quince de agosto a sus chambas -aludiendo a las expresiones del oficial mayor- y créame, no hay peor castigo que ver a los otrora influyentes, checando su tarjeta, como cualquier trabajador.

A Pedro Erazo, por ejemplo, le aguarda su planta en el Zoológico del Altiplano, por cierto, dependiente de la USET. A doña Lupe Rodríguez, su escritorio de secre en el Tribunal de Conciliación.

Tal vez hablamos de la principal obra de este gobierno a dos años de llegar a su fin.

¿Por qué suspendieron la sesión?

El presidente de la comisión de Fiscalización del Congreso, Salvador Méndez Acametitla, decidió postergar la sesión donde el Órgano de Fiscalización Superior (OFS) daría los pormenores de la Plaza Bicentenario y la Central de Abasto.

¿Con qué criterios actuó el perredista?, ¿para qué seguir ocultando dos de los asuntos más espinosos en los que la administración González ha dilapidado influencia y recursos?

¿Ganando tiempo, este sistema logrará aminorar las multimillonarias sanciones que le aguardan, tras romper el contrato con la poderosa firma Cementos Mexicanos, constructor de la Central de Abasto?

El perredista Méndez Acametitla, acabó por ser un instrumento tan insignificante para los grandes intereses a cuyos pies ha fungido siempre como un tapete…

Denuncian por 14.5

Nos dicen nuestras fuentes que en la Procuraduría General de la República, tendría su curso una denuncia de constructores tlaxcaltecas, revelando que para aspirar a alguna obra, les ex condicionada una comisión de 14.5 por ciento del total.

Tal vez por alguna causa, esta querella ha permanecido en la congeladora, pero como se trata de un tema candente, ha comenzado a filtrarse y no tarda en convertirse en un escándalo más.

Como quien dice, por cada cien pesos que vale una obra, 14.50 se quedan en las manos que la autorizaron, casi la sexta parte.