[xyz_lbx_default_code]

Archiv para agosto, 2011

Monta Mariano en cólera en la guerra priísta que él mismo propició

.

En un país temeroso de la violencia lo que menos hace falta es la rabia de autoridades, víctimas de su temperamento… los enemigos deberían ser, pobreza, marginación y corrupción, no los medios que únicamente cumplen con su función de informar.

Como podrá usted advertir, los ingresos pretendidamente irregulares del secretario de Salud, Jesús Fragoso Bernal (en el IMSS), y de la alcaldesa de Zacatelco, Blanca Águila Lima (en SESA), no encuadran en un fenómeno de generación espontánea.

Es una lucha encarnizada entre dos grupos priístas, cuyo objetivo es la descalificación ante ese partido para adjudicar candidaturas al Congreso de la Unión.

El secretario Fragoso Bernal, inició las hostilidades siguiendo la instrucción –más claro ni el agua- de su jefe el gobernador Mariano González Zarur:

1.- Destituye al director del Hospital Infantil de Tlaxcala, Daniel Romero López, activo de Blanca. El resultado ya lo conoce usted; se destapa la cloaca del desmantelamiento del HIT, uno de cuyos más escandalosos episodios es el atentado contra el Seguro Popular que garantiza tratamientos e insumos para cientos de niños con cáncer.

2.- En forma simultánea difunde que Blanca sigue cobrando en SESA, hecho minimizado por la afectada, quien no lo niega y al contrario, argumenta que ese ingreso es legítimo y obedece a la comisión sindical mediante la cual ostenta diversos cargos, como el de secretaria general de la Sección XXVII del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (SNTSS), entre otros.

La respuesta no se hizo esperar.

Bajo la premisa de una candidatura en la bolsa, gracias a la poderosa organización gremial de la cual forma parte, detona el contra ataque:

1.- Joel Ayala, líder de la FSTSE, ha tomado como personal el caso Tlaxcala y, habría planteado vapulear las acciones del gobernador González Zarur, si fuese preciso mediante la movilización de la burocracia agremiada en su enorme mayoría a la federación que encabeza, lo que equivaldría a paralizar al gobierno reviviendo viejas demandas, en el terreno de lo utópico, pero funcionales a la hora del amedrentamiento.

2.- Exhibir el latrocinio en el HIT, del grupo afín al mandatario, sería a penas una muestra de la vasta información respecto a compras irregulares de medicamentos, mobiliario, organización de jornadas de salud al margen de los programas federales y por tanto en perjuicio del presupuesto del OPD Salud de Tlaxcala. Todo ello conformaría un grueso expediente, listo para circular en cuanto incremente la violencia marianista.

¿No que eran aliados?

Digamos que ambas partes conocen sus puntos neurálgicos, mas la memoria marianista de corto plazo le ha impedido aquilatar los daños irreparables auto infligidos, a causa de las candidaturas ideales a sus intereses, pero propuestas de manera unilateral, evadiendo la influencia de los demás bajo la ingenua creencia de un poder infinito.

Y aparecen los demonios de la rabia marianista, lo mismo ordenando a control remoto suspender aquella polémica sesión de las protestas de víctimas del HIT,  a su títere en el Congreso, Sivestre Velázquez  que, exhibiendo su explosividad ante los representantes de los medios de comunicación, como lo describe Beatriz Guillén de e-consulta a través de estos párrafos:

“Molesto por la pregunta de los medios de comunicación sobre el tema, el mandatario enojado respondió: Te consta, te consta, porque yo no puedo hablar de algo que a mí no me consta y que no es serio… González Zarur molesto dio terminada la breve entrevista y con empujones se abrió paso entre los reporteros para subir a su camioneta”.

Las palabras fueron lo de menos. Lo grave es la rabia para decirlas. El nivel de coraje mostrado por Mariano fue tal que, de haber tenido un fuete en la mano no habría dudado en saciar su ira sobre el rostro del reportero que lo incomodó.

En estos tiempos de violencia lo menos funcional es una autoridad desquiciada.

Nos resistimos a tales niveles de intolerancia y creemos que el gobernador debe una disculpa a quien lo cuestionó pues, ha de saber el mandatario que su interlocutor no se configura como ente particular para causarle indignación, sino un portavoz de sus lectores, con todo el derecho de una permanente búsqueda de la verdad.

No es posible que a estas alturas, una autoridad electa constitucionalmente se manifieste en dictador y califique las preguntas posibles de plantearse, maldiga las que le mueven el tapete y, arrogante la emprenda a empellones contra los medios para hacerse el enojado, dejando en el aire demasiadas dudas a las que el pueblo tiene derecho a saber.

Si esa fue la reacción del amo ante un reportero (que no le pide ni los buenos días) ya imagino las madrizas a personajes como Noé Rodríguez Roldán y su trasnochado destape, o la ridícula creencia de Arnulfo Arévalo, el líder gris del PRI que ha dejado correr la versión respecto a ser el gran proyecto para suceder a Mariano y, para ello ahora mismo se le prepara…

La bronca es entre priístas, pero quién pierde

Se están dando hasta con la cubeta y están en su derecho, mientras no afecten a una población harta de la palabra corrupción en alguna de sus muchas manifestaciones y a la falta de eficacia de un gobierno, disfrazada de súbitos mohines y desplantes con maña.

La salud del gobernador de Tlaxcala no es tema sencillo. El temblor en una de sus manos, sobre todo en momentos extremos, evidencia que es urgente atender su enfermedad de Parkinson. No la tomemos como una descalificación infame. Al contrario, pese a los malos tratos, debemos ser solidarios con la persona en medio de tal patología.

Y en la otra esquina…

No vaya usted a pensar que en el PAN la proximidad del proceso del cual habrán de salir sus candidatos es miel sobre hojuelas.

Dividido entre Adriana Dávila y los grupos tradicionales, la representación de ese partido en cada municipio tlaxcalteca, es muestra de la autodestrucción grupal en aras de defender proyectos personales, bajo la seguridad que les otorga el irreparable conflicto priísta.

La elección de 2012 no padecerá de vacas flacas, sino de candidaturas surgidas de procesos de odio. Y créame, así no se puede ira a las urnas.

No se trata de llegar a cualquier costa. Hay que hacerlo con el concurso popular y demostrando proyecto, hechos según juzgamos, fuera del interés de quienes convirtieron en arena anticipada el lapso en el que hemos de renovar a nuestros representantes en las Cámaras de Senadores y Diputados, y desde luego en la Presidencia.

La comparecencia de Fragoso asunto menor para el Congreso, ¿Qué, qué…?

.

No puede ser un asunto menor explicar ante los representantes del pueblo tlaxcalteca el gasto infame del Seguro Popular de cientos de niños enfermos de cáncer, como lo plantea el diputado don Silvestre, el mismo que ayudó a Ortiz a comprar Las Cuevas en Tlaxco.

A propósito de la celosa defensa emprendida por el diputado Silvestre Velázquez, al secretario de Salud, Chuchito Fragoso Bernal (digo, para que el médico del IMSS, perdón, del Hospital Central, otra vez perdón, quise decir el médico de cabecera del estado de Tlaxcala) para no comparecer ante diputados tras el escandaloso dispendio del Seguro Popular de enfermitos de cáncer, pues uno no se explica cómo usan los colores de su partido para aparentar una lucha legítima.

Dicen que en aquella sesión, de las manifestaciones de pacientes de cáncer y sus papás, lo que vimos no fue la iniciativa del ex alcalde de Tlaxco (por cierto más orticista en su tiempo) sino el acatamiento al pie de la letra de una presunta instrucción telefónica de, ¿a ver, de quién? (según nuestros pájaros en el alambre, del mismísimo mandamás)

Decretar que la sesión culminaba debido a la protesta fue un acto nada heroico, como lo fueron los otros legisladores en fila india abandonando la sala de sesiones. Peor fue apagar las luces y quitar el sonido a los que se quedaron a dar la cara.

Pero lo que no tiene nombre es considerar un acto de escaso interés para la Legislatura la presencia de Chucho Fragoso, para explicar –entre otras linduras- aquello de la pésima administración del Seguro Popular que cubría los tratamientos de muchos, muchos niños cuya salud quedó pendiendo del delgado hilo del cinismo de servidores públicos comprando medicamentos como parte de lo que puede ser una terrible estrategia de enriquecimiento a costa de lo indescriptible.

Hoy, el asunto no tiene mayor relevancia. Esa es la postura de don Silvestre, el mismo siendo alcalde, inmiscuido en la adquisición del predio aquél de cuarenta y tantas hectáreas en Tlaxco, en cuyo interior se halla hasta una zona arqueológica.

Es el principio de la desactivación de un movimiento más, demostrativo de la conducta reprobable de quienes deberían estar de lado del tejido social, humillado y expuesto a un fatal desenlace a causa del grotesco retraso en el pago de nutrientes parentales y quimioterapias, entre otras muchas irregularidades.

Yo creo que el señor diputado presidente de la mesa directiva, debería escuchar el llamado del supremo (¿?) a la reflexión, para anteponer el interés de la mayoría al sucio arte de mostrarse a bordo de una aplanadora, créame tan vulnerable por el rechazo social que, ojalá quepa en él un ratito de concordia, haga a un lado su naturaleza autómata y actúe bajo el compromiso al que le obliga haber rendido protesta como legítimo representante del pueblo.

A cada capilla le llega su fiesta

Qué rápido se olvidó el gobernador Mariano González Zarur, de aquellas maldiciones a su antecesor Héctor Ortiz, por el enriquecimiento que este propició a ciertas familias o individuos, así como las mascotas del sexenio. Hoy, las cosas son muy parecidas, claro los beneficiados otros pero, ¿y qué onda con aquellos que nos fuimos con la finta del cambio?

No cabe duda que este es el sexenio del grupo Apizaco. Si antes la UAT jugaba un papel protagónico en el desempeño de Tlaxcala, hoy la palomeada se llama Universidad del Valle de Tlaxcala (cuyos dueños son parientes del amo) o, qué me dice del Hospital Humanitas (de antes) al Hospital Central de Apizaco de hoy… y la que nos espera con transportistas, restauranteros, dueños de farmacias, similares y conexos.

Que puedan ser de Apizaco no tiene mayor problema. Pero la codicia mostrada para ciertas empresas, familias o individuos, es lo que no cabe en un gobierno emanado de partido en plena transformación (al menos es lo que dice Humberto Moreira).

Tome nota: de los detallazos del amo hacia la Universidad del Valle, pues contratarle cualquier curso de capacitación. Hoy por ejemplo, el Fipadic lo hace sin algún rubor, por orden de su directora honorífica, Mariana González Foullón (la amita), quien dio órdenes precisas a la directora operativa, Yethi Jiménez Pérez, para contratar nada más con mencionada universidad.

Y Yethi tuvo que hacerlo muy a su pesar, pues aún recuerda cuando fue despedida de esa institución de la manera más fea.

Hoy, es insultante la influencia alcanzada por personajes como  el rector de la UVT, Miguel García Méndez Salazar  -sobrino del hacendado, o de Antonio Carbajal (émulo del gran liberal pero en un papel diametralmente opuesto), quien jugó un papel preponderante como operador financiero de la campaña y, aquí entre nos, socio de la UVT.

Otra de… cultura

A finales de 2010 el Conaculta autorizó un presupuesto de 15 millones de pesos para cada estado de la República, de tal forma que sus representantes en provincia podrían organizar actividades con una cierta solvencia.

Pues los meses se van como el agua entre las manos y, así que digamos mucha actividad pues no hay… vamos, salvo ridículos amordazamientos a autores durante la presentación de sus obras críticas, somos demasiado conservadores en esos ámbitos.

La desconfianza no nada más es nuestra. En las oficinas centrales del Conaculta, tampoco saben qué destino se dio a ese recurso. Ni hay comunicación con la administración del amo, ni la iniciativa de aquí pa´llá para comprobar un buen uso de ese dinero.

Carlitos Gerson Orozco, director del Instituto Tlaxcalteca de la Cultura, tiene en su haber como servidor público más intervenciones desafortunadas (como la injustificable descortesía a Luis Humberto Crosthwaite que le platico), pero por ejemplo el Museo de Arte lo tiene cerrado, el estado de las portentosas Fridas, nada más lo conoce él y, aquellas ofertas de campaña de colocar a Tlaxcala en la marquesina nacional, se quedaron en puros planes.

Las ausencias de Noé o, una noche de copas para su destape a destiempo

.

Se rodeó de alcaldes y les pidió, tequila en mano, el apoyo para ser el próximo gobernador de Tlaxcala. Lo que no calculó es la boca floja de varios de esos invitados, a lo mejor que más cuerda le dieron…

Ah con estos tiempos marianistas tan de moda, y a veces con detalles entre la desgracia y lo ridículo, como aquello de que cualquiera se ve en el mediano plazo investido gobernador de Tlaxcala, igualito que le pasa al charrito güero y simpático que despacha en la Aguanaja, Jonhatan Galeazzi, hasta los que presumen cercanía con el mandatario mexiquense, Enrique Peña Nieto, aspirante presidencial del PRI, como el actual secretario de Gobierno, Noé Rodríguez Roldán.

Y en esa locura sucesoria que ya invadió a miembros del gabinete, resulta que hace unas semanas, baby face rizos de plata (más conocido como Noé) convocó a varios alcaldes de Tlaxcala y los llevó a Puebla. Comida y tragos fueron el pretexto para que el jovenazo entrara en confianza y pidiera el apoyo de los ediles para apuntalar, según él, su carrera para llegar al gobierno de Tlaxcala.

Las horas pasaron y la suma de las bebidas crecía en Puebla. Mientras, aquí en Tlaxcala, al patrón se le ocurrió preguntar por su secretario de Gobierno. Búsquenlo, ordenó.

Pasaron los minutos y el funcionario se hizo ojo de hormiga porque nadie lo pudo localizar.

Al otro día, lo volvieron a buscar y nadie supo nada, porque dicen que Noé estaba  un poco indispuesto (creo que se la pasó con la jaculatoria esa de, si bebiendo te ofendo, en la cruda me sales debiendo…).

No piense usted que Mariano lo buscaba para pedirle algún informe respecto a la política interior del estado, pues en realidad esos asuntos los arregla con el Mario Armando Mendoza Guzmán (sí hombre, el de las amenazas) quien a su vez, cuenta con la simpatía y protección del influyente Chon Orihuela.

Tras una pequeña investigación que realizó el Oficial Mayor del gobierno estatal, el eficiente Ubaldo Velasco, el amo se enteró de las travesuras de su peón. Más que provocarle un enojo, el hacendado comprobó lo que siempre había sospechado de Rodríguez Roldán, que  el bisoño funcionario tenía ambiciones.

Desde ese día, los bonos del secretario de Gobierno bajaron como no tiene usted una idea, claro y con ellos sus aspiraciones políticas también se fueron en picada.

Dicen los que conocen a Mariano González que después del primer informe de gobierno se conocerá el verdadero gabinete y sobre todo dónde se ubicarán los afectos del mandatario estatal, pues un dato que no hay que perder de vista es que hasta el momento los nuevos funcionarios que han asumido sus cargos como Noé Rodríguez y el secretario de Seguridad no rindieron protesta ante el gobernador corajes (así ya lo conocen en el PRI) sino ante Ubaldo Velasco, y eso para las formas que desde la perspectiva mariana son fondo, eso tiene un profundo significado.

El éxodo

Tras conocerse que varios funcionarios orticistas ya enfrentan órdenes de aprehensión, algunos ya decidieron emigrar a otros estados para evitar el incómodo encuentro con las rejotas del bote, como la ex oficial mayor, Teresita Salas, quien con amparo en la bolsa se mueve por Aguascalientes.

Otro, que también ya nadie lo ha visto es Gerardo Lozano, sobrino de la esposa del gobernador panista, Héctor Ortiz, Guadalupe Lozano Tovar.

Tierra de por medio puso asimismo Carlitos Lima Gutiérrez, director de Adquisiciones en el gobierno pasado y cuñado de Guadalupe Lozano. La semana pasada se conoció que ya pesa en su contra una orden de aprehensión.

Del Idet saldrían los cheques…

Un lugar donde El pelón y Mariano deberían poner atención, es en la nómina del Instituto Tlaxcalteca del Deporte, donde cobran muchos de los operadores de HIOO. Fueron contratados en la administración pasada como entrenadores, pero en realidad son operadores políticos.

Acepta marianismo fallas en salud y se compromete a subsanarlas

.

Pero los servidores públicos involucrados deben irse pues, los códigos marianistas de la intolerancia –propia de un contador haciéndola de político- no aceptarían ni la décima parte de esta ineficiencia, para correrlos, exhibirlos y no volverles a dar trabajo.

Niños con cáncer encabezando una manifestación. ¿Dónde se había visto algo así? Nada más aquí, donde la intolerancia hizo presas a casi todos los diputados tricolores y conexos, al ver la enjundia de esas pequeñas víctimas y sus papás, cuyo aplomo es mucho más alto que las justificaciones del secretario Fragoso y las intimidaciones de un tal Mario Armando.

Se armó en grande. No había de otra. ¿Apoco creyó usted aquello del recorrido por el HIT para comprobar que funcionaba sin irregularidades?

Eso es una burla. Se parece al oficio en manos de Jesús Fragoso Bernal, fechado por el proveedor de quimioterapias desde el día 15 de los corrientes, antes que enfermos y papás exhibieran las corruptelas del sector.

¿Ese documento es válido?, ¿Quién lo respalda?, ¿Mete usted las manos al fuego por este tipo de servidores públicos?

Lo bueno es el compromiso pactado por la administración estatal para superar esta crisis. En él va implícita la aceptación de que sus funcionarios fallaron. Y tienen que ser sustituidos. Carecen de credibilidad. Ya no hay confianza.

Los códigos marianistas de la intolerancia –propia de un contador haciendo el papel de político- no aceptarían ni la décima parte de la falla detectada a las Lilian, a las Karen y a su superior.

Creo inconveniente sostenerlas en cargos donde se privilegia la honestidad. Estos, y otros diez por lo menos, tendrían que devolver comisiones, Boras, y sobre todo resarcir el tejido social no nada más roto… humillado, burlado y pisoteado.

Ya vimos que la insensibilidad no puede llegar a semejantes límites.

Con la salud de los niños es imposible medrar. ¿Sabe?, esas comisiones de las que le hablo salieron demasiado caras a los pescadores en tiempos de este río revuelto.

Son una vergüenza.

Van tras las patentes de notario

No tiene usted idea del ímpetu marianista por eliminar las patentes incómodas de notario, al grado de iniciar todos los pleitos posibles ante cualquier instancia.

Prueba de ellos es la demanda interpuesta por Juan Ignacio Temoltzin Carreto (carnal del secre xolo…) ante la Sala Administrativa del Tribunal Superior de Justicia (TSJT), donde acuerdos cupulares garantizan el apoyo del Ejecutivo a los personajes afines a quienes hoy detentan el poder, a cambio de desaparecer las patentes que le comento.

Las agresiones son grotescas. Retención y negación de libros a los notarios –no a todos- es una de ellas, pareciera que a petición de una parte muy interesada en acaparar los negocios y los servicios propios de los notarios, aprovechando el entorno de amiguismo y al mismo tiempo de desprecio por aquellos al margen de la agenda de los afectos del amo.

Un vulgar mecanismo se ha puesto en práctica. A los hijos de los notarios “amigos” puede permitírseles el uso (y hasta se les provee) de los libros de papi; pero si no se cuenta con tal  ventaja, entonces la que les espera.

Mire lo que ocurrió ayer mismo con la hija de Gonzalo Flores Montiel, cuando en la Dirección de Notarías se revisaban sus libros.

Sin razón de por medio fue despojada de aquellos. Y sus protestas se acallaron con la fuerza pública, vamos, a empellones y palabras impublicables cuando la directora supo que su acción era grabada en video.

Entonces llamó a la policía. Y la notaria Flores debió probar la hiel del maltrato en estos tiempos retro de los hacendados en pleno siglo XXI.

Pero cuando uno ve las ventajas de un cierto notario charro y sus dependientes o afines, como que se remonta a alguna cinta de la época de oro, en una casa llena de macetas y con Sara García (en blanco y negro, claro) esperando –con todo y puro- al mula de su enamorado hijo, víctima de los alcoholes que llegue a ingerir y de la pistolota al cinto con la cual, se mete en cada problema…

Yo pensaba que escenarios así se habían ido al baúl de los malos recuerdos, pero ya ve, así se las gasta en estos tiempos de cambio (ajá).

El frente número cien

Corresponde ahora a la Suprema Corte, resolver la disputa entre Silvano Báez y Felipe Badillo, respecto a la presidencia del Tribunal de Conciliación y Arbitraje, luego de sendas declaratorias de incompetencia por parte de la autoridad judicial.

Ninguno de los involucrados cede, y al contrario la lucha se torna tan intensa luego de dos amparos concedidos a Silvano que, en este momento sería imposible advertir alguna ventaja, por mínima que fuese.

Se trata de uno de los primeros descontones del marianismo a la herencia orticista en las instituciones. Engrosa una admirable fila de expedientes en este y otros casos, donde la ley se supedita a la política.

También es evidencia de la inefectiva estrategia del rompe y rasga bajo el egocentrismo del amo, el gobernante que de acuerdo con estadísticas serias abrió en el corto plazo el mayor número de frentes en todos los ámbitos… si el resentimiento fuese moneda de cuño corriente en esta administración, no requeriría de presupuestos para demostrar solvencia.

Condenados por su conducta, temen autores del “hitgate” confrontar sus culpas

.

Muy a pesar de los testimonios y las pruebas fundamentadas de una actuación demoledora de la salud, las autoridades recurrieron a la negación en primera instancia, como parte del cortoplacismo en el que se desenvuelven y la escasa memoria con la cual se conducen.

Reunidos con carácter urgente, funcionarios involucrados en el dispendio de recursos del Seguro Popular, para atender a cientos de pacientes del Hospital Infantil de Tlaxcala (HIT), así como otros servidores públicos con familiares dueños de farmacias, beneficiados con la compra inflada o triangulada de insumos, analizarían la tarde-noche de este miércoles, el tremendo problema en el que se metieron y, arrastraron a una multitud de enfermos.

Antes, los altos mandos del sector salud, efectuaron una predecible maniobra: recorrieron el HIT y confirmaron -así lo difunde el gobierno- que su funcionamiento ni atraviesa por fallas administrativas y, mucho menos se registra desatención o falta de medicamentos.

Es una verdad a medias.

Es la negación, en primera instancia de la más escandalosa atrocidad cometida en perjuicio de la endeble salud de enfermos de cáncer y otros males no menos delicados.

El peso de esta cadena de corruptelas, acreditadas con documentación oficial, es de tal magnitud, que la simpleza asumida resulta degradante a la expectativa de caja de cristal, planteada por el gobernador Mariano González Zarur, al asumir el poder.

Lejos de pensar en las consecuencias político-electorales (que a estas alturas pasan a segundo término) el atentado contra una de las partes más vulnerables del tejido social, conformada en su mayoría por familias pertenecientes a una clase media es un acto imperdonable que debe llevar a la cárcel a los responsables de los delitos de omisión y negligencia.

Lo menos que debe hacer el secretario de Salud, Jesús Fragoso Bernal, es presentar su renuncia, disculparse ante los tlaxcaltecas y enfrentar, a lado de una decena de cómplices los señalamientos, ante cuya claridad no existe salida posible.

Es menester que los tlaxcaltecas conozcan las amenazas contra e-consulta, salidas de la subsecretaría técnica de la oficina del despacho del gobernador.

Cubrir como los gatos sus despojos administrativos, llevándolos al terreno de la intimidación, es otra infamia agregada a la bandeja de desgracias de la talla de este vulgar acto de compras trianguladas, con beneficios puercos a empresarios afines y dispuestos a regalar autos último modelo, como ha ocurrido entre los encargados de realizar compras en el sector.

A Tlaxcala no se le debería ver como un botín tras las insistentes ofertas de pulcritud en el ideal gobierno laxo para la visión marianista del mando.

Existen evidencias que lastiman. Actos que avergüenzan. Dinero gastado a manos llenas, aun bajo la advertencia protocolar de la inversión casuística del seguro catastrófico, llamado Seguro Popular y hasta difundido como bandera partidaria por el presidente Felipe Calderón Hinojosa.

Dejar las cosas en su actual estado evidenciaría la complicidad del Gobierno de la República, tan dedicado a autopromoverse en un plan que rechaza el término de su contrato inquilinario en Los Pinos.

Ignorar la burla cometida por este puñado de servidores públicos de cuño tan devaluado, sólo confirmaría el arte de las mentiras expresadas en forma infinita por el Presidente que ha desafiado al crimen organizado.

Pero el daño ocasionado al grupo indefenso y dependiente del recurso federal para que sus hijos no mueran, ese no tiene nombre.

Hacen falta gobernantes con liderazgo ganado a pulso. Estos ya demostraron que valen poco ante el infame placer del dinero fácil a costa de lastimar a gente indefensa.

Cinco funcionarios de SESA en la mira, atentaron contra el Seguro Popular

.

Dónde fueron a parar los millones de pesos del Seguro Popular, destinados a atender a casi doscientos niños con cáncer… ¡no me diga que a la campaña de Eruviel!

La responsabilidad que recae sobre cinco funcionarios del sector salud es tan grave que, requiere su inhabilitación para enfrentar el señalamiento de papás con hijos cuya vida se extingue como vela, sin nutrientes a través de sus venas, sin las sustancias vitales para contrarrestar el avance de células cancerígenas.

Uno se indigna cuando ve a Armando, un niño con leucemia que tiene semanas sin dormir porque su tratamiento se interrumpió. Regresaron mareos, vómitos y convulsiones. La fiebre es compañera constante y la tristeza se advierte en sus ojos entreabiertos, rodeados por una ojeras que presagian muerte.

Es ofensivo saber que un puñado de servidores públicos se dedicó a tirar los presupuestos asignados a la atención de cientos de pacientes en estas condiciones.

Supusieron que nadie se daría cuenta de su infamia. Creyeron haber encontrado una inagotable mina, porque entre más pedían, más dinero les enviaban.

Pero esos montos tenían un propósito. Y usarlos para comprar cosas diez veces más caras de su valor suena diabólico. Otro origen no puede tener. Mire que atentar contra la vida de seres indefensos, dependientes de tratamientos pagados por el Seguro Popular y, con fundadas esperanzas de vida, nadie lo puede justificar.

¿Qué destino tuvo ese dinero?

¿Acaso fue a parar a la campaña de Eruviel, en el estado de México, como ocurrió con dinero del Ayuntamiento de Tlaxcala?

Oiga, yo no meto las manos al fuego por la gente involucrada en este escándalo, incipiente y afanosamente acallado.

Pero en cuanto llegue a instancias superiores, algo gordo va a pasar en Tlaxcala.

Medrar con los tratamientos de niños enfermos no tiene nombre.

Más de 170 casos enfermos de cáncer, un número indeterminado de víctimas de insuficiencia renal, males cardíacos, en fin, todos ellos dentro de un programa que involucra a los gobiernos federal y estatal en una alianza plausible, pero falible.

El problema no es nuevo. Se remonta a los aciagos tiempos de Rodolfo Ortiz, como administrador del HIT y lejos de desaparecer resurge con nuevos estilos con Lilián Rivera Nava.

Tan malos los giros como los colorados.

Eso es otra versión del crimen organizado. Es un asesinato múltiple con premeditación y demasiada ventaja.

Si los enfermos graves pudiesen defenderse comenzarían por aporrear a esos criminales de traje y bata.

Es un frente más abierto en la actual versión de poder. Ahora en contra de las clases medias de Tlaxcala. Gente decidida a dar la vida por recuperar la salud de sus hijos.

Pero una voluntad superior cometió el error de ver a este hospital de tercer nivel la posibilidad de un centrito médico.

Papás en estas condiciones de apremio acusaron a cinco servidores públicos de acabar con los presupuestos del Seguro Popular para cada uno de los hoy enfermos indefensos.

La lista comienza con el secretario de Salud, Jesús Fragoso Bernal. Involucra a su asistente Hugo Montiel, y sigue con Karen Rojas Rodríguez, administradora del OPD Salud de Tlaxcala y, llega hasta Luis Enrique Vega Cubillas, enlace entre hospitales.

Ahí está la tranza.

Pero no cualquiera. Es de dimensiones escandalosas.

Los papás, no piden mucho. Nada más que el presupuesto asignado a cada uno de los pequeños enfermos sea aplicado correctamente.

No se trata de una lucha política. Que si el gobernador es bueno o malo… que si el PRI gobierna bien o mal.

Hay señalamientos concretos. Compras ficticias. Farmacias beneficiadas, con dueño.

Es una chamba grande para la Función Pública. Y créame que ha de llagar la Auditoría Superior de la Federación, pues se trata del Seguro Popular.

Panistas y priístas metidos hasta las manitas en esta pachanga. Y la salud de cientos se extingue.

El presidente Calderón lidia una guerra contra el crimen organizado.

Y esto, dígame, ¿qué es?

Corresponsabilidad… el discurso de moda que no creyeron los maestros…

.

En este sexenio se puso de moda el discurso-regaño, como para impresionar a quienes lo escuchan, pero hay gremios como el magisterial cuyos líderes no se chupan el dedo y al contrario, salieron respondones.

La palabra corresponsabilidad tiene un efecto de ida y vuelta en un gobierno como el actual, porque –como lo plantea el gobernador Mariano González Zarur- implicará cumplirla al pie de la letra o exponerse al silbido del respetable, como pasó ayer lunes durante el inicio de clases en la Secundaria Técnica Número 1.

Al llamado marianista de asumirse corresponsables, el líder de la sección 55 del SNTE Armando Ramos Flores, contestó con un “órale, somos corresponsables, pero no se haga desentendido cuando se trata de aclarar la bola de irregularidades tanto en el ISSSTE como en Pensiones Civiles”.

La moda retro del discurso-regaño, muy del actual mandatario, dispone de una serie de evidencias que ya hicieron callo en sus interlocutores, alguno de los cuales nos dijo en corto… “como buen ranchero que es, tienes que hablarle en el mismo tono y, si se puede un poco más arriba, pues lo pones quieto”.

Y mire usted con lo que le salió el secretario general de la 55.

Recordemos el descontón que el señor manchis asestó a los intereses de la maestra Elba Esther, al botar de la USET a Miguel Ángel Islas Chío, para dar entrada al antigüito Tomasito Munive Osorno.

Pues lo respondón de Ramos Flores, es una prueba de la piel resistente de quienes cogobiernan o coexisten en estos tiempos en que los regaños, maltratos, sobajamientos y humillaciones, vuelven a estar de moda.

Aunque a unos, el regaño les entra por una oreja y…

Digo, para prueba el botón de la Loncha Vázquez Soto, a quien cualquier regaño del amo le queda guango, según pudimos enterarnos.

El singular personaje vive a plenitud su río revuelto en calidad de pescador con ganancias exponenciales, pues gracias a los resortes que tiene como ginecólogo de SESA, habría podido surtir una tremenda cantidad de medicamentos mandados a comprar a las farmacias de su carnal “El Tejocote Vázquez Soto”

Ahora resulta que en plena temporada de la corresponsabilidad, el gobierno compra aspirinas al mil por ciento… imagine usted lo que Finanzas paga cuando se trata de medicamentos caros… es una locura.

Estos días en que el desabasto de medicamentos se combinó con las cachetadas entre el secretario chocho Fragoso (Chucho, verdad) y la alcaldesa de Zacatelco, pues la loncha y el tejocote hicieron su agosto… y para acabarla de fregar, transcurre el mes de agosto…

Así que las poses de regañón y exigente de corresponsabilidad, así como mucha seriedad no tienen eh… se trata de uno de tantos marianismos que se disipa al paso del tiempo, aunque en ese trayecto algunos se enriquecen, como está ocurriendo con la ya famosa Loncha, quien por cierto, también es socio del Hospital Central de Apizaco… hágame el favor!

Por si fuera poco,  esas farmacias serían las encargadas de surtir de medicamentos a los trabajadores del gobierno del estado, así como a los trabajadores afiliados al sindicato 7 de Mayo y del SNTE.

La que se va a armar en el Tribunal de Conciliación

Trascendió que los ex trabajadores del Colegio de Bachilleres que fueron despedidos hace unas semanas por las autoridades centrales de la institución, pronto documentarán la forma en que Felipe Badillo Santiesteban, presidente del Tribunal de Conciliación y Arbitraje, recibió recursos económicos para fallar a favor del Cobat.

Dicen que tienen grabaciones que demuestran como Badillo Santiesteban recibió 10 mil pesos en efectivo y como él y el personal del tribunal acudió a una comilona organizada por los directivos del Cobat para agradecer el favor y la resolución que permitió dar de baja a muchos orticistas. El tema amenaza con convertirse en un escándalo.

Y hablando de corrupción, trascendió que Vicente Hernández Roldan, ex delegado de Diconsa en Tlaxcala y hoy flamante delegado de la Secretaría de Gobernación en el estado, pronto se podría ver envuelto en un escándalo de corrupción que involucra varios millones de pesos.

Dicen que en esos posibles malos manejos estaría involucrada la ex candidata del PAN al gobierno de Tlaxcala, Adriana Dávila Fernández. No lo cuente pero los priistas ya andan tras la pista y pronto darán a conocer los presuntos malos manejos en esa dependencia del gobierno del presidente Felipe Calderón Hinojosa.

Los negocios del novillo

Cansado de no tener un equipo para asistir con la cuatitud a comprobar que las caguamas ya no rinden como las de antes, el amito anda en pos de una oncena de segunda división.

Cada esfuerzo en ese sentido ha carecido de éxito, por aquello de las percepciones de los jugadores, pero cuando tienes oportunidad de meterlos a la nómina del gobierno, pues ¿cuál es el problema?

Verdaderos sicarios de la política, los operadores marianistas del conflicto contra SNTSA

.

Primero, destruir la imagen de quien se sienta con fuerza de hacer sombra a Noé, el en tercer distrito o en el Senado. Luego, agenciarse la autoría de la inversión multimillonaria, conseguida por los que ya no hacen falta, pero demasiado tentadora para los que se quedan.

Hay dos posibilidades en el complejo ambiente palaciego de Tlaxcala. Al gobernador Mariano González Zarur, lo enteran a medias respecto a los problemas que hay, o los funcionarios sólo se limitan a seguir sus instrucciones, sabedores que se ha calculado el impacto de la acción que se trate.

Aquella trilogía destructiva (Finanzas-Función Pública-subsecretaría técnica) parece haber vuelto a las andadas y, tras el exitoso desmantelamiento de la Segob, en tiempos de Anabel Ávalos, ahora se fueron a la yugular de Blanca Águila, presidenta municipal de Zacatelco y supuesta aliada de Mariano, pues los votos conseguidos por sus seguidores fueron fundamentales en la sumatoria que dio el triunfo al hacendado.

Ahora, aquí hay una diferencia, pues mientras Ávalos Zempoalteca, se encontró en absoluto estado de indefensión –comenzando porque esos tres la dejaron sin presupuesto- Águila Lima, es una autoridad electa, dispone de presupuesto y depende de un Cabildo.

De todas formas, se autorizó una ráfaga de AK-47, cuyos proyectiles primero aniquilaron a Daniel Romero, el director del Hospital Infantil de Tlaxcala (HIT) y luego, se dirigieron a la humanidad de la alcaldesa, a quien el secretario de Salud, Jesús Fragoso Bernal, acusó de cobrar en la Secretaría de Salud (SESA) sin devengar la percepción (como de 12 mil pesos cobrados hasta agosto).

Las verdaderas causas

1.- Con toda anticipación, los sicarios marianistas de la política, adelantan tareas tratando de destruir la imagen de Blanca, arriba de Noé Rodríguez en diversas encuestas (incluso en la ordenada por el propio PRI). La gente conoce más a la ex candidata a diputada federal por el tercer distrito y le volvería a dar su voto, situación que no ocurre con el actual secretario de Gobierno, Noé Rodríguez Roldán.

2.- Lo mismo ocurriría con la candidatura al Senado, reservada por la furia marianista para babyface Rodríguez, quien actualmente se desempeña como secretario de utilería en la Segob.

3.- Mañosamente, Águila Lima, no responde el golpeteo marianista y, al contrario parece haber calculado la respuesta al tiroteo, de la manera que más enerva al mandamás –o sea, dándole su avión- pues en el fondo se trata de un pleito personal de nuevo cuño, del gobernador de Tlaxcala contra la Confederación de Trabajadores de México (CTM), el primero por pretender la curul que habrán de heredar los actuales líderes de la FSTSE, Joel Ayala, y del Sindicato de Trabajadores de la Secretaría de Salud, Marco Antonio García Ayala.

4.- Y todavía no llegan a las cuentas públicas de Zacatelco o a organizar manifestaciones por la causa que usted quiera, pero muy oportuna para el interés marianista.

No hay arreglo

El secretario de Salud, Jesús Fragoso Bernal, no es más que un instrumento de golpeteo, utilizado por la trilogía Sefin-SFP-subsecretaría técnica, en este momento caótico. Lo aprovechan para sacar raja y proteger a sus incondicionales, como la sobrina del gobernador (ajá) Lilian Rivera, “suspendida temporalmente”, como administradora del HIT.

No me cabe la menor duda que esta bronca ente priístas está llegando demasiado lejos, luego que el señor don manchis ha abierto tantos frentes que ya no sabe ni de cuántos se trata.

A los ojos de las familias tlaxcaltecas, el agarrón entre políticos podría darse en una arena de boxeo, en un foro acondicionado para verter en él todas las ofensas  que uno y otro bando conozcan o de plano, a cachetada limpia.

Pero sin afectar un proyecto que ahí va, tambaleándose después que Fox se fue a descansar y a mantener la boca cerrada (mientas se pueda verdad…)

No se vale que en la víspera de una inversión de más de 300 millones de pesos, de empresarios convencidos de concentrar aquí su lana, hoy salgamos con que no sabemos trabajar coordinadamente, para facilitar la llegada de ese mundo de dinero.

Advirtamos que en la gestión original el hoy ex director del HIT, Daniel Romero, tuvo el protagónico.

Concretado el big deal con la fundación referida, entonces actúa la trilogía infernal, su extensión la seño Lilian (sí hombre… la sobrina) (jeje), y pues parece que el encargado de cerrar la pinza es el ciudadano mandamás.

Y si de frentes se trata…

Rubencito Santacruz Caltempa, ahí iba, luego de la enfermada que le causó ser encargado de despacho en la Secretaría de Seguridad Pública. No esperaba el mordisco del secretario xoloescuintle, quien lo inhabilitó (aunque hoy se hace desentendido), y se dispuso a sumarlo a su lista de 22 sacrificados en lo que va de la administración.

Primero lo usaron como apagafuegos ante aquella enardecida policía rebelde (antes de entregar la plaza a Genaro García Luna, que los mandó a aplastar).

Ya adentro, se dio cuenta de la existencia de así de negocios… ya sabes, la cuota por cada patrulla, por cada moto, por cada crucero… no, no, no, eso es para hacerse rico, en serio…

Entonces, el amo se dio cuenta de semejante atrevimiento y sin mediar razón, lo mandó al carajo. Así se las gasta. Implacable, decidido, firme… caray…

Y los que faltan, porque sabrá usted que en esto del gobierno, se trata de tener recursos para aguantar el paso, pese a los alardes de trote de tipejos como los tres que le platico.

Corre Mariano del HIT a Romero y se confronta con el SNTSS

.

El gobernador Mariano González Zarur, formalizó el rompimiento con el grupo de Blanca Águila, alcaldesa de Zacatelco y lideresa moral de los burócratas del sector salud, al botar de la dirección del HIT a Daniel Romero López.

Este miércoles, el secretario de Salud, Jesús Fragoso Bernal, concretó el rompimiento del gobierno priista de Mariano González Zarur, con el numeroso grupo que encabeza la actual alcaldesa de Zacatelco, Blanca Águila Lima, y con ello adquiere el control absoluto de las instancias del sector en la presente administración.

Daniel Romero López, fue echado de la dirección general del Hospital Infantil de Tlaxcala, puesto obtenido como premio de consolación, ante la negativa del González Zarur a nombrarlo secretario de Salud, como lo había comprometido ante Blanca Águila y el dirigente nacional del SNTSSA, Marco Antonio García Ayala.

La secretaría de Salud sería una especie de cuota que González tendría que pagar para recibir el apoyo de la base trabajadora de dicho sector. Sin embargo, el gobierno comenzó a funcionar y aquél compromiso fue desconocido por el ejecutivo local, como muchos otros.

Dicha secretaría fue ocupada por Jesús Fragoso, cirujano gastroenterólogo del Hospital Central de Apizaco, propiedad de Fernando León Nava, quien es cuñado del gobernador de Tlaxcala y por decreto del mismo, médico de cabecera de la burocracia al servicio del gobierno estatal, pues a partir de enero de este año los trabajadores de gobierno que lo requieren son canalizados a dicho nosocomio para su atención, a cuenta del erario estatal.

Fragoso Bernal tenía entonces muy claros sus objetivos: agenciarse cuanto negocio hubiese en el sector y, el Hospital Infantil de Tlaxcala (HIT) con sus elevados costos de operación, propios de un hospital de tercer nivel le representaba una sangría.

Ello orilló en marzo al mandatario estatal a condenar lo elevado de la nómina conformada por transplantólogos, cardiólogos y nefrólogos de primer nivel, y sin embargo durante este primer semestre se lograron transplantes de corazón y riñones, a niños cuyas familias se habían mantenido fuera del estado, buscando dónde atender los serios padecimientos de sus seres queridos.

“Lo vamos a hacer un centrito médico”, declaró entonces el mandatario, quien no dejó de ejercer presión, hasta este miércoles en que decidió deshacerse de Daniel Romero, para tener a su disposición un importante número de plazas, donde acomodar a simpatizantes suyos, no importa que no se trate de especialistas.

Romero López, ex director de Servicios Médicos de la SESA en el sexenio anterior y operador político de García Ayala, a través de la ex secretaria general de la sección XXVII del SNTSS, sumó cientos de simpatizantes a la causa marianista, mas no lo haría por lealtad al hoy gobernador, sino por el proyecto en el que Blanca es protagonista.

Amiga personal de Beatriz Paredes Rangel, la actual alcaldesa de Zacatelco es una de las herederas de curules cetemistas, dos de cuyos padrinos y aliados las ocupan actualmente: Joel Ayala líder de la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado (FSTSE) y Marco Antonio Ayala, del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (SNTSS).

El despido de Daniel Romero es, por tanto más complejo que un simple cese, “por organizar protestas en contra de la directora administrativa del HIT”, según lo reportó el secretario Jesús Fragoso a su jefe el gobernador, pues con ello lo sumó una amplia planta laboral a sus activos, aunque ello signifique sepultar uno de los proyectos regionales, considerado como lo positivo en la administración del polémico presidente Vicente Fox Quesada

Extra, extra… Adriana presidenciable… no es pitorreo, así se las gasta el PAN

.

Y de la gente seria, con propuesta y discurso en ese partido, pues no queda otra que aceptar las recientes ocurrencias de evaluar por ejemplo a Adri, a Xóchil Gálvez y hasta a la bella procuradora Maricela Morales… pitorreo puro del blanquiazul.

El PAN padece los embates de la indecisión respecto a quién contenderá con sus colores por la Presidencia, en el próximo cotejo electoral, pues desde que Calderón, manifestó lo productivo que sería pensar en un destacado personaje de la sociedad civil, un caos interno empujó al instituto a episodios desde el crudo descarte de externos, cuyo prestigio se baraja sin su consentimiento, hasta el pitorreo de evaluar a cualquiera, en quien se aprecie aunque sea así de gracia, carisma… simpatía, vamos.

Nos habíamos de sentir orgullosos porque en esas ocurrencias albiazules (consignadas hoy en Excélsior) aparecen nombres como el de Adriana Dávila Fernández, el de Xóchil Gálvez y hasta la reina de la cirugía estética, Marisela Morales.

La lista es larga, pero uno se pregunta qué pasó con los nombres de Josefina Vázquez Mota, Ernesto Cordero, Alonso Lujambio y Santiago Creel.

De plano la autoestima de los panistas tocó fondo con estas muestras de desesperación, porque suponga usted que la seño Adri fuese ungida candidata presidencial… pues recordando a Don Pedro Ferriz Santacruz, en tal posibilidad el humilde servidor de ustedes no sabría si reír, llorar o, ponerse a rezar… y luego anda uno extrañándose por los elevados niveles de suicidio… oiga usted, con semejante pitorreo, es urgente demandar seriedad al PAN, ¿hombre pues qué les pasa?

Ahora vamos con las ocurrencias del PRI

Ocurre que a la niña Mariana (bueno aquí entre nos ya no es tan niña) le dio por dejar su época de presidenta honoraria de relativo compromiso (o sea flojita, flojita) a piadosa comadre en potencia, dispuesta a ser madrina de niños en situación vulnerable.

Aplaudo la emoción de la niña Mariana. Su buen corazón la llevó de la mano a terrenos fangosos y la orilló a meter la pata, desafiando al estado laico al amparo del cual, toda autoridad, por muy honoraria que sea, debe respetar, por mandato constitucional.

La ahora madrina Mariana, jaló a media docena de servidores públicos y los obligó a apadrinar a más niños en dichas condiciones de desventaja. Igual que ocurre con ella, los otros compadritos debieron anteponer el Estado de Derecho, a su vocación católico-pachanguera, pues ahora no les queda otra que renunciar al cargo destinado a gente seria, para dedicarse a organizar la fiestecita verdad, con el concurso de monjitas, curas y querubines, aunque aquellos chamaquitos en situación vulnerable pero no católica, se tengan que morir de hambre y desprecio, por el solo hecho de no pertenecer al club de los compadres.

Muchos esperan el padrinazgo del amo… hombre tener un padrinote de esas dimensiones, tan piadoso y generoso (ajá), tan devoto del Niño de la Sonrisa, divino líder de las gentes con pulso movidito.

Pues con una muestra como la de la niña Mariana, créeme, quienes vivan en el error de no ser católicos caro lo pagarán, aunque sea por este sexenio o, lo que duren en el encargo según lo decida la Divina Providencia.

Fluye el tema de los notarios

La seño doña Estela Sánchez García, directora por sus fueros de Notarías y Registro Público de la Propiedad, se declaró en rebeldía al Código Civil de Tlaxcala (artículo 1224), ahora que se puso necia con aquello de no proveer de libros a los notarios, pues porque no le da la gana, y porque ha de tener el encargo de beneficiar nomás a los considerados amigos (las malas lenguas señalan hacia José Luis Macías).

Información obtenida entre fedatarios sostiene su firme creencia de que el proceder de la Sánchez García es un abuso de autoridad, pues los oficios que ha recibido para expedir los libros solicitados simplemente han sido ignorados. Es decir, nunca ha informado las razones por las cuales se niega a entregar los libros de protocolos normales y de protocolos de actos de gobierno.

Insisto, su forma de actuar pareciera responder a órdenes superiores, ocasionadas a las reuniones cuasi clandestinas que desde hace más de un mes se realizaron entre: Marcela Flores, Aldo Calva, Raquel García, Raúl Cuevas y Eduardo Lozano, así como el notario Tizatl, de Zacatelco. En ellas analizaron cuáles acciones serían las indicadas para contrarrestar la actitud destructiva de dicha funcionaria pública. Para ser precisos, la reunión que le platico tuvo fecha el pasado siete de julio.

Y esto apunta a un deseo cada vez más abierto del gobernador Mariano González Zarur, para llevar la pugna a tal nivel que se llegue a una negociación. Sólo así renunciaría a la negativa de proveer libros.

¿Qué se negociaría?

Lógico, la cabeza de notarios de cuño orticista. Haberlo dejado fuera del negocio es una ofensa inaceptable. Ahora que tiene la sartén por el mango no dudará en usar cualquier recurso para exigir la parte del botín de la que se siente merecedor.

Ahora, si en el inter salen perjudicados aquellos ciudadanos solicitantes de algún servicio (de esos desesperados por el rezago en escrituraciones) pues en mal momento se les ocurrió hacer algún movimiento. ¿Qué no se fijan que los grupos se disputan el tesoro de las notarías?

Ah, si serán…

Y hablando de incongruencias, con qué cara el diputado panista Alejandro Aguilar acusa al legislador del verdeecologista Gregorio Cervantes de no tener calidad moral para hablar de cuentas públicas y transparencia, cuando él siendo alcalde de Huamantla le reprobaron dos cuentas públicas y hasta fue denunciado en la Procuraduría General de Justicia.