[xyz_lbx_default_code]

Archiv para septiembre, 2009

Julián a las ligas mayores y, el gobierno ¿en su mira?

.

Tras el intenso cabildeo de semanas, esta madrugada se dio la gran noticia para un tlaxcalteca: es el presidente de la Comisión de Salud, ¿nada más por cuatro meses?

A partir del nuevo encargo como presidente de la Comisión de Salud de la LXI Legislatura, el ex secretario de Salud de Tlaxcala, Julián Velázquez Llorente, dispondrá de una intensa propaganda gratuita durante un lapso de alrededor de cuatro meses, para luego, renunciar, y dedicarse de lleno a la campaña más importante de su vida, la que le permitiría ser gobernador de su estado y dar continuidad al proyecto orticista, del cual forma parte.

Habría que remontarnos a aquella conversación sostenida hace algunas semanas en las playas de Varadero, donde ron en mano y de cara a las azules aguas que rodean la isla, Héctor Ortiz y Julián Velázquez, emulaban aquella conversación en otro sitio paradisíaco, Manzanillo, donde se vieron al timón del gobierno de Tlaxcala.

En esta nueva oportunidad de vislumbrar, ya se trata de un proyecto de continuismo, del que depende la sobrevivencia de este, hoy por hoy el grupo político más poderoso de Tlaxcala, al que el ex rector Juan Méndez, advierte como la posibilidad de un cacicazgo académico.

Uno a uno van saliendo los planes. Primero, el apretado triunfo, aquél noviembre de 2004. El pasado cuatro de julio, cuatro contundentes triunfos, “aiga sido como aiga sido” que colocaron a Ortiz en la cúpula de gobernadores con interesante presencia en San Lázaro, con todo y que a las primeras de cambio, la legisladora Oralia López Hernández, “aiga” aprovechado para lanzar los primeros desplantes, porque ella también quiere se gobernadora, y despreció una gira de trabajo a la que asistiría el propio Ortiz, que por cierto, la hizo diputada federal.

Ahora, el estimulante triunfo en la distribución de las 44 comisiones. Una, sólo una estaba en su mira: Salud. Y la ganaron. Y con ello, Ortiz emula –guardando las proporciones – a Enrique Peña Nieto, en tanto factor de influencia para conseguir una serie de comisiones imprescindibles para el proyecto de aquél y más que claras para hacer por la continuidad en el ámbito local.

Hay que ver el cambio de imagen al cual fue sometido el diputado Velázquez Llorente, cuya cabeza cana luce ahora con un gris evocativo de mejores tiempos, acaso el princpio de la más cruenta lucha que habrá de lidiar en su muy propio proyecto de convertirse en gobernador: su edad.

Conste que imponerse a la juventud y dinámica de personajes como Minerva Hernández y Lorena Cuellar Cisneros, es un desafío en el que el culto personaje, deportista, vegetariano, ávido lector y pediatra obsesivo, tendrá que utilizar la magia del fotoshop para conseguir lo que el votox y el colágeno pudieron con otras cuyos lindos rostros (ajá) pueden apreciarse hoy por todos lados, sin que alguien lo haya pedido.

El añoso contra las jóvenes. El pletórico de experiencias contra las impetuosas.

Y sin embargo, aquí la paradoja es que pese a los sesenta y tantos años de Julián, su estrategia advierte las más modernas técnicas de posicionamiento, como no lo hicieron sus adversarias en tan singular propósito.

De la muerte digna que propuso y le valió ser hoy presidente de la comisión de Salud, hay que anotar el avance del país en la posibilidad de interrumpir la vida cuando esta se da en condiciones de sufrimiento. Más claro, la eutanasia será una realidad en México con la llegada de Julián.

El otro tema, la medicina con carácter social, previó meterse en la médula de priístas y perredistas mediante una propuesta con la rúbrica del PAN, nada sencillo eh, porque es el descendiente de españoles, republicano emocionado, quien ha podido combinar el matiz retardatario del PAN, que a muchos confunde y mete en bretes complejísimos con una apertura propia de los países más avanzados de Europa.

Por cuanto al orden propuesto para los laboratorios y la asquerosa explotación de los mexicanos a través de las patentes como minas de oro, habrá que esperar resultados contundentes para aminorar la antipatía lograda por el calderonismo y su muy incómodo dos por ciento en perjuicio del bolsillo de todos.

Pero lo más importante en este triunfo fue el cabildeo realizado por el personaje que no duerme repasando las estrategias que le pueden permitir una prolongación genético-política en el proyecto más importante. Fue el propio Ortiz quien no dejó de hacer llamadas, por aquí, por allá, hasta que uno de sus diputados se metió en las grandes ligas.

Y no quiere decir que los otros no lo estén, pero, no como presidentes y, no con una propuesta que retumbó en la conciencia quienes con su voto decidieron dar entrada al cano tlaxcalteca para que demuestre de la madera con que está ensamblado.

… y la terna del ITC fue llevada en sobre cerrado por la propia Esperanza

.

La crónica se ubica hacia el medio día, cuando de algún despacho se proveyó  la tarjeta con los tres nombres propuestos para el relevo de Sabino Yano.

Digamos que lo más llamativo en torno a la crisis por la que atraviesa el Instituto Tlaxcalteca de la Cultura fue el sobre con la terna propuesta por los asesores en materia cultural al gobernador Héctor Ortiz.

Este sería llevado por el personal de más confianza del ejecutivo tlaxcalteca a la casa de Gobierno. En los códigos propios del gobierno, fue Esperanza la encargada de entregar personalmente esta información.

El estado de quiebra de esta dependencia habría sido solventado a través de medidas extraordinarias para no emular lo que acontece con los burócratas de Panotla y la inexplicable conducta del más conflictivo de los alcaldes, Xavier Santacruz.

Se supo que tras el relajamiento –así lo describe un informe detallado – en los números de esta institución, comenzaron a aparecer los motivos del colapso: decenas de nuevas plazas creadas en forma arbitraria, ante la mirada impotente de quienes por años habían sostenido con discretas partidas una actividad creciente.

El problema ya se veía venir. Y no surge las demostraciones etílicas del todavía director, Sabino Yano Bretón, saliendo  una y otra vez en estado inconveniente del Jardín Plaza; data de la cuidadosa observación realizada por Consultores y Marketing Político (de Gisela Rubach).

Se da, estoy cierto,  como una eventualidad de carácter político principalmente que, en este momento debe tener en una condición semejante a otros personajes en activo, pero con dobles cartas credenciales.

Sí, me refiero a Alejandro García Arenas en la SECTE y a Ignacio López Sánchez en la gerencia del Fideicomiso de Ciudad Industrial Xicohtencatl.

Estos, que son momentos harto delicados en torno a eso que en política llaman definiciones, lealtades y tiempos, dibujan sostenido por alfileres a don Sabino Yano y su muy particular estilo de ser funcionario.

Nadie duda de sus capacidades. Muchos han visto hasta los desplantes entre divos de la cultura (como ha ocurrido entre Sabino y Milena Koprivitza por ejemplo), situaciones que le dan sabor a esto de expresar los conocimientos en esta rama, con el plus de hacer denso el ambiente al que dignen engalanar con sus crecientes presencias.

Eso es parte del espectáculo.

Lo que no supera la prueba es el contexto de valemadrismo para romper, armar a conveniencia, subir, bajar y, al final de cuentas, despertar el sospechosismo ante los excesos que con el tiempo, se convierten en actividad habitual.

Lo mejor es no retirar el ojo escrutador de lo que acontece en el ámbito de la cultura. Estar ciertos que los cambios ya se ven venir; que por iniciativa no paramos sino por el desastre administrativo, demandante con urgencia al día de hoy, de un relevo con la necesaria habilidad como para interrumpir la prolongada parranda con lapsos de lucidez, otros de franca genialidad pero, también de excesos, sin tener a cambio lo que los creativos a lo largo de la historia han sido capaces de entregar a los proveedores de la riqueza, necesarios para mover este complejo aparato.

El Estado, ¿como factor de combate a la clandestinidad en temas sexuales?

.

Miles de millones se van a la bolsa de padrotes, madrotas , funcionarios chuecos y presidentes municipales impunes, como reyes de la prostitución.

Es tiempo que autoridades y ciudadanos analicen con seriedad su papel ante temas como prostitución, proxenetismo, trata de personas y trabajo sexual.

En vista de que somos el estado más golpeado a causa de un consistente proxenetismo en San Miguel Tenancingo, los señores diputados  tienen la obligación de dirigir su mirada hacia sociedades donde el Estado asumió su responsabilidad en estos ámbitos y se dejó de ser un simple ente contemplativo.

Quien niegue el derecho a la sexualidad y a la práctica de esta como parte de un estado de bienestar de la persona, se ubica en la prehistoria y cubre sus ojos para evadirse ante una grave realidad que aprovecha  una necesidad relativamente simple para convertirla en el negociazo, complejo y sórdido de la prostitución.

Para que esta se dé es necesaria la actuación de un intermediario que, medra haciendo generalmente producto de consumo a una mujer (desde luego que también a un hombre y en el peor de los casos a los niños)

Pero en Tlaxcala, las más afectadas son las mujeres.

Entonces, por qué no pensar en el Estado, realizando acciones regulatorias que acaben con la clandestinidad, combatan enfermedades y desestimulen el campo fértil para el proxenetismo.

Por qué dar oportunidad que tipos o tipas, con las peores intenciones se conviertan en aplicadores de criterios muy de ellos para ofrecer los servicios sexuales de personas que, sin haber más razones que la arbitrariedad han de compartir el producto de su trabajo, el trabajo sexual, con quienes les brindan una relativa protección.

¿Acaso el Estado no puede hacerlo, obligando a todos los actores a ceñirse a leyes realistas y actualizadas?

Por qué diputados y diputadas no se concentran en esta asignatura, de la cual puede surgir una legislación vanguardista, incluso superior a la operante en Querétaro, donde las autoridades acabaron por aceptar el papel que les corresponde en esto del trabajo sexual, el derecho al sexo en condiciones de legalidad y el combate a quienes hacen fortuna aprovechando el vacío ocasionado por una inexplicable moralidad que a lo mejor se interpreta como ausencia de voluntad para desquitar los exorbitantes salarios  de nuestros representantes populares.

Que el Estado se asuma responsable significa que ciertos funcionarios dejen de operar como los reyes del proxenetismo, aplicando sus criterios para otorgar dar o negar permisos sanitarios a negocios que podrán existir dependiendo de la generosidad del dueño.

Y qué me dice usted de los alcaldes-monarcas, impunes en su territorio para licenciar este tipo de actividades cobrando cuotas desquiciantes, a las cuales alguien tiene que cubrir: los ciudadanos o ciudadanas conscientes que les hace falta una emoción más a su interminable soledad, a la cual no le urgen ni relaciones comprometedoras pero tampoco escenarios de riesgo.

Imagine que la práctica del sexo se puede traducir en ingresos justos para los gobiernos municipal y estatal. Que el dinero indebidamente en manos de padrotes y funcionarios corruptos se convierta en un recurso para obras y servicios, claro, manejados con pulcritud.

Acaso el Estado no puede eliminar a las madrotas y establecer criterios con base en reglamentos que se concentren en una ley de avanzada, capaz de acabar con la clandestinidad, principal foco de asesinatos, robos, tráfico de personas y demás barbaridades cometidas a la voz de “ante la incapacidad de la autoridad, tomemos esta actividad como propia…”

ASA y la refundación del PRD o, el conmovedor canto del cisne

.

Tiene por lo menos tres expresiones que pretende amalgamar: el visto bueno de AMLO, el liderazgo de Cuauhtémoc y la institucionalidad de Jesús Ortega.

El llamado hecho por el senador Alfonso Sánchez Anaya para lograr cambios de fondo en el PRD en esta campaña por la refundación de ese instituto, implica un esfuerzo sobrehumano para dejar de lado las luchas estériles y permanentes de las tribus que, al día de hoy tienen bajo la penumbra al emblema que solía ser el arma de guerra de la izquierda mexicana, es decir al Sol Azteca.

Sánchez Anaya, obsesivamente detallista no realiza esta lucha, sin contar con al menos tres objetivos mezclados en una amalgama de lo que podría ser el canto del cisne de esta oposición que decrece vertiginosamente.

En Oaxaca, el nueve de este mes, ASA dijo contar con la venia de Andrés Manuel López Obrador, en esta labor refundatoria del partido.

“Yo hablé personalmente con él, le pregunté qué opinaba, me dijo que a él, le parecía muy bien, lo estoy diciendo, lo estoy declarando públicamente, le dije que si tenía alguna sugerencia y dijo que confiaba en nosotros y que tomáramos las mejores decisiones”.

Esta es una de las declaraciones hechas a la prensa oaxaqueña en torno a la intensa campaña que, como decíamos tiene por lo menos tres ejes en la agenda del ex gobernador.

El segundo no es menos trascendental. Se trata de otro de los pilares del perredismo, el líder moral, como mejor se le conoce al ingeniero Cárdenas.

Y sobre ese antecedente, el senador Sánchez Anaya sostuvo: “hablé con Cuautémoc Cárdenas también, tuve una entrevista con él, yo lo que percibo es que tiene el interés que se mejore el partido”.

El tercer factor y, por mucho el más interesado en este propósito, es el presidente del partido, Jesús Ortega Martínez, de cuya intención por afirmar el liderazgo con el que debe contar este instituto, es que se realiza lucha titánica desde el ámbito ideológico.

Yo creo que lo expuesto este jueves en Tlaxcala por la otra senadora perredista, Minerva Hernández Ramos, exaltando el nuevo rostro de su partido, toma la esencia de estos tres capítulos de la izquierda, los moldea y concluye en que la izquierda mexicana tiene una responsabilidad mucho más allá de asumirse como oposición  por sistema y, al contrario, entra en los terrenos de reasumir el poder, tras la recuperación de importantes parcelas a lo largo y ancho de la República.

Así que hoy son los liderazgos regionales y la estructura hacia la expresión más básica de este partido en tanto colectivo ideológico con la capacidad para reconocer fallas, e iniciar acciones inmediatas para establecerse en el correspondiente plato de la balanza que, robustezca el contrapeso de este sistema que debería contar con él, pero que, tras diez años de fuego intenso aniquiló las ilusiones de miles y hoy nos tiene con un crecimiento negativo de nuestra economía como jamás lo imaginamos.

Esa convocatoria de Sánchez Anaya no debe ser ignorada porque, no habrá otra oportunidad.

Y en el terreno local, estimula la receptividad del presidente del partido, Luis Roberto Macías, cuyo avance en el liderazgo urgente, es palpable y exhibe un panorama halagador a esta, la izquierda que por el momento se encuentra maltrecha tras la elección donde le fueron asestados golpes a diestra y siniestra, para hacerlo tocar fondo.

Los perredistas tienen que aceptarlo y reaccionar en consecuencia.

30 años con las mismas placas, o la transparencia versión ATAH

.

Van y vienen administraciones, pero ATAH sigue con las mismas placas desde los ochenta. * El mundo virtual del alcalde de Chiautempan, experto en trompo, no en administración.

Desde la década de los ochenta la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) expidió varios juegos de placas a transportistas con la ruta Apizaco-Tlaxcala. Y desde entonces –hoy que está tan de moda hablar de transparencia – con esos mismos trozos de hojalata, se sigue prestando servicio en esta convulsionada ruta.

Primero fueron automóviles de ocho cilindros, cuatro puertas, pintados de blanco y defensas de fierro macizo. Luego se pusieron de moda las camionetas suburbanas con vidrios polarizados y aroma a pies, atiborradas hasta quedar sin frenos en las pronunciadas pendientes entre ambas ciudades.

Ahora prestan el servicio unos camioncitos mercedes benz que lo mismo se saturan de pasaje, nada más que su velocidad promedio supera los 130 kilómetros por hora.

Pero, invariablemente se utilizan las mismas placas, ya sin color, o bien pintadas de blanco para aparentar que esos vehículos sin portan matrícula, aunque ya hayan disfrutado de ellas por lo menos tres generaciones.

Vamos para treinta años con las mismas placas.

Eso es un dato que nos hace únicos en el país.

Y tan serios que se ven los señores esos que tripulan las patrullas de la Policía Federal Preventiva. Y tan formalito que alegaba comportarse el director del Centro SCT, Marco Tulio Munive.

Pues nadie, joven o viejo ha sido capaz de regularizar a estas unidades. Y los usuarios nos vemos obligados a viajar sin seguro de vida. A depender de hospitales chafas en sociedad con el monopolio de ATAH cuando se suscitan accidentes. Entonces, en lugar de sanar delas heridas sufridas en alguno de los tantos accidentes, nos exponemos a hundirnos en el submundo de los médicos cachondos y las enfermeras diabólicas del San Martín.

Eso se llama evasión

Y sólo se puede comparar con la habilidad del presidente municipal de Santa Ana Chiautempan, José Alberto Flores Guevara, para bailar el trompo, con todo y sus ciento ochenta kilos de entusiasmo.

Si el municipio suspende obras de Hábitat porque hay recortes, qué importa… Si los índices de inseguridad son alarmantes en Chiautempan, qué importa… si los ATAH circulan con placas prehistóricas en Tlaxcala, insisto, qué importa…. Mejor hay que jugar al trompo, mandando un mensaje como de desafío al mundo. Si este se derrumba, yo puedo estar inmerso en  la difícil labor de bailar el trompo.

Esta imagen es formidable.

Haz de cuenta que fue extraída de la cinta original El Padrino, y que uno de los matones de Don Corleone, llegó al pueblo a compartir el más reciente botín con sus amigos los pobres.

¿Ya viste las pretinas del pantalón?, y los zapatos, como de los años veinte. Y la mirada del público concitado por el singular alcalde, jugando como que al golf tlaxcalteca… es único. La imagen vale un premio de periodismo.

Lo merece más el valor del político gordito, tan parecido a la estrella de la serie para adultos Family Guy, grotesco e irreverente, así como se necesitan hoy los servidores públicos para no sentir feo por el papel híbrido en el desarrollo de los municipios.

Entre la piel sensible y el cruce de datos

.

Dos encuestas son las que comenzaron a dibujar el escenario previo al formidable compromiso electoral de julio de 2010.

La política en Tlaxcala vive momentos de tal intensidad que, el conocer el resultado de una encuesta de Consulta Mitofsky, desbordó la desesperación de unos y la indignación de otros pues, su expectativa siempre fue mayor respecto a sí mismos.

Y aquí es necesario hacer un par de acotaciones. Primero, que e-consulta se limita a informar, no a hacer política, porque esto último le corresponde a los políticos.

El otro asunto, tiene que ver con el elevado número de indecisos o que tuvieron un “no se” por respuesta a las mil encuestas aplicadas por Mitofsky entre el cinco y el ocho de septiembre de este año.

El género como factor preponderante

No hay duda, según lo arroja este primer trabajo publicado, que las mujeres jugarán un papel fundamental en la elección de 2010.

Aunque los hombres no deben descartarse en este compromiso con las urnas, son las potenciales candidatas, Lorena Cuellar (PRI), Perla López (PAN) y Minerva Hernández (PRD) quienes en este momento alcanzan el mejor puntaje.

El trecho es largo y, seguramente muchas cosas ocurrirán.

Mitofsky no es la única

Pero en este escenario, es sano recurrir a otra encuesta, que habría sido elaborada por la propia Secretaría de Gobernación.

Lo importante en esta, es que rompe con el factor de género y se concentra en tres personajes que, para esa dependencia, serían los que despiertan su interés, basados en una interesante labor de análisis e inteligencia en las entidades donde habrá elecciones.

Los nombres son: Minerva Hernández Ramos (PRD), Lorena Cuellar Cisneros (PRI) y Julián Velázquez Llorente (PAN).

Es notable el cambio de personajes que militan en el partido en el poder. Si desde la perspectiva de una firma seria y respetable como Mitofsky, es la diputada federal Perla López Loyo quien alcanza la mejor puntuación, con indicativos relevantes hasta de 38 por ciento en el tercer distrito electoral, es el ex secretario de Salud de Tlaxcala, quien para la SEGOB, reúne las condiciones que lo perfilarían como posible sucesor de Héctor Ortiz.

En el caso de la alcaldesa de Tlaxcala, Lorena Cuellar, el haberla tomado en cuenta no obedece a motivos superficiales. Le preceden dos elecciones constitucionales con resultados positivos, en condiciones de franca desventaja.

Por cuanto a la senadora Minerva Hernández Ramos, su calificación va de la mano con el innegable rendimiento alcanzado en la Cámara alta, que, según el monitor legislativo es uno de los más elevados, incluso a nivel nacional.

Del ex secretario de Salud de Tlaxcala, Julián Velázquez Llorente, no es desconocida la intensidad del gobierno estatal para darse un perfil inclinado al tema sanitario que, sumado al contundente triunfo el pasado cuatro de julio y a su posible inclusión como presidente de la Comisión de Salud, dibujan un perfil de amplios méritos.

En otras palabras, tiradores hay muchos, pero no todos acuden al compromiso en las mejores condiciones.

Los habrá, seguramente, con elevadas dosis de aventura. Otros lo ven como un sueño personal mas no, insertos en una realidad actualizada y los hay también quienes se apuntan para ver qué ganancia obtienen conforme madura el proceso.

Y tal vez esta sea la dolorosa serie de espasmos ocasionada por aquella lucha generacional que, dicho sea con toda precisión, en el caso de estos tres ni concentra en el mayor de ellos las visiones desfasadas, ni otorga a quien fuese menor una visión absolutamente revolucionaria.

Habría que anotar que la formación de dos de esos tres, obedece a marcados compromisos con la izquierda, en tanto compromiso social y, que una de ellos, traería consigo el sello de de una rancia tlaxcalidad como elemento conservador, incierto ante las preferencias que, como usted y yo sabemos, resultan impredecibles al momento de depositar el voto.

He sabido de personajes insistentes en inscribir su nombre en este cotejo, haciéndolo con la graciosa argumentación de contratar a firmas dedicadas a la labor demoscópica, que cobren baratito.

Es ahí, donde comienzan a establecerse las diferencias entre aquellos que no tienen de otra mas que ver hacia arriba y los otros, que tratan de sobreponerse a la improvisación, a la inmadurez, a la visceralidad.

Pues estamos ante los que pugnan por ser la autoridad más importante de Tlaxcala y hacen por el voto, bien anticipados y mejor preparados, que es como los demanda una entidad a la que no se puede dar trato de iguales, según palabras de Emilio Sánchez Piedras, bien recordadas por las generaciones que él formó, pero también por las subsecuentes, a las que le toca vivir su momento en la historia de Tlaxcala.

Vaya! por fin tuvieron tantita luz y aseguraron las cosechas

.

Por primera vez, los campesinos de Tlaxcala, acostumbrados a perder y perder, van a recibir una lana porque sus cultivos se perdieron. Felicidades.

Por lo menos 40 mil hectáreas del campo tlaxcalteca fueron aseguradas dentro del Programa de Atención a Contingencias Climatológicas (PACC). Esto significa que por primera vez una cantidad importante de campesinos tlaxcaltecas va a beneficiarse con parte de los 116 millones de pesos repartidos en 12 estados.

Las condiciones climatológicas nos hacen muy vulnerables. Nuestros ancianos vivieron con angustia la transformación de la naturaleza, de aquella formal señora vestida con los mejores mantos verdes a una maltrecha tierra, sometida al más grave sufrimiento a causa de la sequía, del monocultivo, de la disputa, del cambio de uso de suelo.

Algo tenían que hacer las autoridades. Y por fin se les prendió el foco. Aseguraron una gran parte de las parcelas que año tras año nos llevan al fracaso, en el ciclo que limitaba a nuestros viejos a expresar su más absoluta conformidad debido a los inexplicables cambios que, como hoy usted puede apreciar. A veces deja de llover al grado que sobreviene la más terrible erosión. Pero otras, llueve tanto, que los terrenos se convierten en pantanos.

Y casi fue una decisión bíblica la que permitió a Tlaxcala unirse a  Aguascalientes, Hidalgo, Nayarit, Puebla, Querétaro, Tabasco, Tamaulipas, Veracruz, Yucatán y Zacatecas, a dicho programa de aseguramiento de las cosechas. Y en virtud del pésimo temporal, Agoasemex habrá de pagar importantes sumas a los campesinos, que antes se limitaban perderlo todo.

Panotla

El alcalde de Panotla, Xavier Santacruz, es quizás el tipo más conflictivo de la entidad que ha sumido a su municipio en la inconformidad como respuesta a las burlas, de la talla de enjaretarse el gasto público correspondiente a julio y agosto, luego que se lo liberó el Congreso.

Y teniendo ese dinero en su poder se negaba a pagarlo a quienes habían devengado salarios que deberían ser liquidados mediante esa entrega. Ahí radica parte de la repulsión a este individuo.

Por eso, no hay cosa mala que ocurra en Panotla que no se le achaque al conocido “pelos”.

Pero, parece que la razón comenzó a asistirle y ya aceptó liquidar sus sueldos a los cientos de burócratas enardecidos porque el capilar, sencillamente se dedicó a hacerlos irritar… no, pues con razón ya le dicen el malquerido…

Zacatelco

Rubén Darío Domínguez quiere por enésima vez ser alcalde de Zacatelco. Ahora por el PAN. Y por eso anda moviendo las aguas al ayuntamiento perredista de Felipe Sánchez Lima, quien ayer lo buscó pero no lo encontró, porque, tal vez al transportista no le interesa que se acaben los conflictos en ese municipio estando tan cerca la elección municipal.

Parece virus. Cunde como chismo. Ahora resulta que todo personaje, por mínima trayectoria que tenga, ya alza la mano para participar como candidato.

Y en las mismas anda Francisco Román, un cuate entre lo grotesco y lo maligno, dirigente de la Central Campesina Cardenista, con un olfato para los billetes, solo comparable con el de los roedores con el queso.

Y ni qué decir de Víctor Baez.

Yo creo que deberían dejar que el ayuntamiento trabaje y ellos, por su lado, realizar su labor política pero con menos broncas de pormedio.  si su promedio de votos es bajísimo en condiciones favorables, ahora que, la elección está tan competida, van a ser más los candidatos que los votantes.

Los que puntean para gobernar el municipio de Tlaxcala

.

La competencia se pone buena en la capital del estado. * Grave denuncia: policías de Chipilo, Puebla, intentaron violar a un grupo de señoras, algunas de Tlaxcala.


Es tiempo en que los personajes con posibilidades de convertirse en autoridades levanten la mano. No hay duda que les tocan tiempos difíciles porque allá en el archivo muerto quedó la abundancia.

Hoy, entre cierre de dependencias y nuevos impuestos, las autoridades siguen cuesta abajo en el ánimo de los electores, pero qué se le va a hacer cuando te encuentras con agujeros de 300 mil millones en 10 años de gobierno.

Comencemos por ver algunos nombres que ya figuran como seguros precandidatos a presidencias municipales.

Tlaxcala

Luego que Lorena Cuellar ha ganado al hilo y contra todo pronóstico dos elecciones constitucionales, aquél o aquella que la suceda en el cargo debe por lo menos emularla en su incansable activismo, que por cierto a últimas fechas la acercó al gobernador del Edomex, Enrique Peña Nieto.

Pero, ocupémonos del municipio de Tlaxcala.

PRI

Celina Pérez.

Con una carrera diáfana en los ámbitos de los derechos humanos y la defensa de grupos vulnerables, es esta maestra una de las cartas fuertes del PRI en su versión opuesta a los polvosos e inútiles maniquíes descabezados que se resisten a dejarse de llamar la familia revolucionaria de Tlaxcala.

Anabel Ávalos Zempoalteca

Se le recuerda por su dinámico papel como presidenta de la Gran Comisión de la LVIII Legislatura, a la cual renunció para contender por una diputación federal que, si bien perdió, le permitió reafirmarse como uno de los valores impulsados por Beatriz Paredes Rangel. Ha sido directora del DIF estatal y gestora, como miembro del Club de Leones, de importantes donaciones de anteojos para la gente pobre.

PAN

Enrique Padilla Sánchez

Tiene la permanente sonrisa de quien se sabe parte del grupo cercano al gobernador Héctor Ortiz, e insiste en ser su candidato a la alcaldía de la cual su jefe político saltó a la gubernatura. Se desempeña como subsecretario de educación básica y, si hay algo de lo que presuma, es de su cercanía con Beatriz Paredes Rangel, su tía.

PRD

Víctor Briones Loranca

Como presidente de la Comisión de Concertación y Coordinación Política de la LIX Legislatura local, ha podido contener el resentimiento de sus compañeros de partido luego de arrebatarle el puesto a Gisela Santacruz, pero su deseo por gobernar la capital se podría describir como la oportunidad para hacer real su hipótesis del gobierno compartido con otras fuerzas políticas.

Seria advertencia a las trasnochadoras

Por azares del destino una o dos damas de Tlaxcala, fueron a parar junto con sus amigas a un asqueroso pueblo de Puebla llamado Francisco Javier Mina.

Adjetivar como asqueroso a esa demarcación tiene su porqué.

Muy entrada la noche, nuestras paisanas y sus compañeras de parranda decidieron repartirse a sus respectivos domicilios, uno de los cuales se ubica allá en Francisco Javier Mina (para se más claros en la región donde se asienta Chipilo).

Pero a varias de ellas les dio por bajar a un terreno a hacer pipí, pues lo libado no era para menos.

Y en eso estaban cuando dos patrullas cargadas de mandriles  las habían rodeado, tras haberlas espiado y probablemente filmado.

Las sometieron y les propusieron lo siguiente: sexo con cada uno de ellos, de las formas que ellos quisieran y hasta que ellos lo decidieran. A cambio les devolverían la camioneta en que viajaban y las dejarían ir.

Como las mujeres rechazaron la asquerosa propuesta, fueron golpeadas hasta el cansancio. A la fecha, la unidad sigue detenida y las inocentes, no han presentado denuncia porque tienen miedo.

Yo creo que ni en Francisco Javier Mina, ni en demarcación alguna se puede tolerar esta agresión contra mujeres cuya única falta fue solventar una necesidad fisiológica ante la ausencia de sanitarios en pueblos de tan mala pata como el que le platico.

Que este delito se puede comparar con el peor episodio de género vivido en Ciudad Juárez.

Que si el gobierno de Puebla no mete a la cárcel a estos malditos y los exhibe como lo que en la gestión del precioso se debe combatir con mano de hierro, tendremos como vecino a un estado donde cada quien vaya bajo su propio riesgo.

Para mayor ubicación, se encuentra entre Puebla y Atixco y se le conocía por sus tradicionales quesos, mejores muebles rústicos y por su gente buena.

No sé qué pasó con esos valores que ahora las mujeres se tienen que cuidar de no caer en un vil pueblo con una policía voyeurista, degenerada, agresiva y hasta hoy, impune.

Por favor, si usted es una mujer que nada tiene que hacer en una fiesta poblana por aquellos rumbos, conserve su integridad quedándose en su casa y en su estado.


Los motivos (el compló) para que Raulito se desbarrancara

.

Ahora que ya está repuesto se vale correr la cortina tras la cual bailan los demonios de gusto porque no apareció una cédula profesional… * Qué manchao eres, cuñao….

Yo no sé si por antiguo o malportado pero, a Rubén Flores Leal (coordinador de asesores de Ortiz) no le ha ido como quisiera.

Por ejemplo, quería ser procurador y no se le hizo.

Es más, ya se supo que él y un diputado incondicional suyo (aunque ya se le pone al brinco o de plano lo trata de anciano) operaron el “compló” para no dejar que llegara Raúl Cuevas a ese codiciado escritorio.

Y lo dejaron con todo y el mariachi y los nombramientos hechos.

Aquellos dos, apoyados de un discreto dejar hacer, dejar pasar, de Orlando Santacruz (sí, el líder del PAN que dice ser incondicional de Ortiz, pero cada vez que puede le queda mal) detectaron que Cuevas carecía de cédula profesional.

Y como a Flores Leal ya la habían dicho que nel (quien sabe por qué –ajá-)entonces vino la venganza apache, misma que fue tomada por el flemático, elegante y deseoso de contender por la alcaldía de Apizaco, como una forma de desquitarse de los madrazos que le han puesto en un periódico, de los tlaxcaltecas, unas gentes que son aliadas de Raúl. (Yo creo que fue tanto el coraje que hasta se enfermó, pero ya anda otra vez dando lata)

Entonces, a Orlando le llegó el mensaje de que sería respetada la decisión de los diputados.

Y el, como no le hace a eso de interpretar los entrelíneas dijo, ah, pos qué fácil y qué chido, que mis colegas nombren a quien pase el examen y yo… como Pilatos.

¡Zas!, que va tronando Raulito. Y por dentro, Orlando no cabía de felicidad, aunque por fuera, haz de cuenta que era un trozo de cedro… inexpresivo… frío… casi como Arturo de Córdoba, pronunciando su famoso: “no tiene la menor importancia”.

A lo mejor se la están guardando.

Pero, ultimadasmentes, qué le pueden reclamar.

Le hubieran dicho bien claro, a ver qué haces, porque peseta y secuaz te andan comiendo el mandado, pero, nada de eso… dejaron crecer el evento democrático y apegado a la más estricta regla de los abogados.

Para mí que Orlando tuvo razón.

Ni que valiera tanto la procu.

Ora a ver cómo le va en la interna del PAN.

Yo que él ni le entraba. Pero, eso está por verse.

Que manchao eres… cuñao

Dueño de la red de maestros, Justo Lozano Tovar, mandó al director de la Técnica 9 de Apizaco, Felipe Cuatepotzo Sánchez, conocido en el mundo de las bajas pasiones como “el profe chilindrina” a pedir el auditorio Emilio Sánchez Piedras, con el propósito de celebrar una importante actividad cultural.

Pero luego se supo que nada de cuestiones culturales… bueno, sí, a lo mejor fue para analizar entre profes los distintos grados de la mentira.

Y a lo mejor, después de ese sesudo evento, los maestros dijeron, ora vamos a celebrarle su tostón a Justito.

Y que se lo celebran.

Nommbre… barbacoa, carnitas, mixiotes de cocodrilo, pulque curado con tequesquite, jalea de tuna y gelatina de ojo, además de ciento y tantas botellas de tequila adulterado que los profes compraron en Super Che, de Huamantla, todo eso hubo en el tremendo onomástico que es justo reconocer en esta líneas.

Pero nadie vaya a creer que se trata de un destape para que en el PAN vean que el cuñao lleva las de ganar… nada de eso…

Nada más fue para celebrar el tostón, como le decía.

Ah y también para mandar un mensaje… aquí están mis canicas… ¿le entras…?


El caos en lo civil y en lo religioso ante la nula cultura de protección civil

.

Es un demonio el que invocando a algún santo provoca muertes o lesiones a inocentes; es igual a una autoridad permisiva y convenenciera.


Nuestra cultura de protección civil es nula. Vivimos desafiando a la naturaleza o a nuestros propios demonios que, nos obligan por ejemplo a exponer la vida de verdaderas multitudes a través de la detonación de cohetones, a emprender caminatas en plena obscuridad, estimulados por la creencia de que tal o cual santo nos va a proteger de ser atropellados.

Esos mismos demonios son seguramente los que nos aconsejan a edificar nuestras casas cerca de los ríos, empotradas en cerros y en el colmo de los males, sobre las barrancas, formadas por el paso milenario de agua, mismo que sin el menor grado de consciencia, interrumpimos porque nos ganó la codicia y nos abandonó la serenidad.

Pero la naturaleza es tan generosa como cruel y, cuando nos pasamos de los límites, se encarga de ponernos en nuestro lugar. Nos cobra caro que seamos unos productores irrefrenables de desechos sólidos, por ejemplo, porque los pasos naturales del agua se ven taponados y entonces, sobrevienen inundaciones.

Nos cobra caro que juguemos como a la ruleta rusa, lanzando cohetes y cohetones hacia arriba, sin saber dónde van a caer, siendo que dejamos rollos de estos dentro de la sacristía, en el cuartito improvisado a lado del templo, en fin, en una ubicación que cuando estalle, y lastime o mate a inocentes, ahí vamos a estar llorando y hasta preguntando al santo de la devoción los porqués de habernos quedado mal.

Hoy, no hay acto devoto que permita la portación de armas. Por más que tratemos de justificarlo, jamás el consumo de licor será buena compañía para emprender peregrinaciones. Las largas y mortales caminatas, por ejemplo a la Villa de Guadalupe, no solucionan en el fondo los problemas de las familias, pero sí llegan a dejarlas incompletas, bajo la justificación de un acto de fe en un contexto lleno de peligros.

¿Cuándo dejan de operar los negocios clandestinos de cohetes y cohetones? Al ocurrir desgracias. Entonces “el pueblo”, “la sociedad”, dirige un sentimiento de desprecio a quienes con sus productos ocasionaron un daño. Pero, el propio pueblo, para satisfacción de sus necesidades paganas fue quien demandó el servicio de ese a quien hoy condena.

Sabe, estamos a merced del estado de ánimo de unos que a la voz de: “viva el santo de mi devoción”, en realidad actúan con cuernos y cola, ya sea por conseguir una tumultuosa presencia que les permita demostrar su poder de convocatoria, o ya sea para venderles otros productos, o sea, cervezas, comida, pulque.

Así que nuestra cultura de protección civil tiene que comenzar por establecer que por encima de la Ley no puede haber la voluntad de unos cuantos, a veces religiosos, cuando se pone en riesgo la integridad de muchos.

Y estoy convencido que el primero en poner orden es el obispo de Tlaxcala, Francisco Moreno Barrón, cuya sensibilidad y carácter, se demostraron desde que inició sus labores pastorales en Tlaxcala.

La Iglesia, en tanto eficaz mecanismo de difusión en tareas de protección civil, ha de servir para desincentivar creencias relacionadas con onerosos gastos como única forma de concluir una festividad exitosa.

He visto gente quemada, niños que quedan ciegos, viejos que mueren aplastados por una turba, templos que se vienen abajo por la explosión de cientos o miles de cohetones.

Cuando esto ocurre, siempre hay un culpable y, créame no es el concepto fe, sino el deseo de poder, a costa de la vida de inocentes.

En la cultura de protección civil, mucho tiene que ver la autoridad municipal y de comunidad. He visto alcaldes disfrutando de concentraciones, por el solo hecho de mostrar su convocatoria.

Los he visto también tomando dinero público para hacer tremendas comilonas que acaban en terribles borracheras multitudinarias.

Curiosamente esos servidores públicos, resultan ser ineficientes administradores.

Ah, entonces su deseo es disponer de la voluntad de muchos para reclamar a la autoridad superior que sus cuentas sean reprobadas o que sus presupuestos sean recortados, ya sea por inactividad o por falta de planeación.

Ese tipo de autoridades es el principal enemigo de la cultura de protección civil. Y debe ser combatido. Aunque el término suene fuerte, deben ser exterminados. Porque lastiman a las capas sociales, hunden a los pueblos, se benefician para seguir manipulando voluntades, y todo eso lo hacen para seguir ocupando puestos, para no dejar de vivir del presupuesto.

Cuando la acción de la autoridad sea implacable en materia de protección civil, habremos avanzado un importante trecho como estado. Cuando la autoridad obligue, por ejemplo a los distribuidores de refrescos a pagar para mantener limpios calles, ríos, barrancas, de todo el pvc en el cual venían sus productos, habremos caminado un trecho importante para evitar inundaciones.

Cuando la autoridad prohíba el uso improvisado de cohetes y cohetones, ya no habrá niños quemados, ni ciegos, ni viejos aplastados por multitudes.

Y si esa cultura de protección civil se nos pega como el padre nuestro, entonces curas, vicarios, canónigos, serán parte fundamental del orden mediante el sometimiento a la ley, única forma de impedir tragedias.