13 errores de principiante para desperdiciar un gran evento en redes sociales.

Luis Alberto Martínez Álvarez

13errores

 

Una correcta operación de las redes sociales y su aprovechamiento como canal de comunicación puede magnificar el más sencillo de los eventos, o al contrario, reducir y encerrar en 4 paredes eventos que a pesar de su inversión, magnitud y despliegue técnico tienen poca proyección al exterior.

Este fin de semana presencié directamente como la falta de experiencia, la soberbia en el manejo de redes sociales, la falta de coordinación y el total desconocimiento en elementos básicos de comunicación lapidaron la presencia web y social alrededor de un evento magno, del que al final pocos se enteraron.

  1. No contar con un plan de datos para cubrir un evento desde cuentas oficiales. No todos los recintos tienen wifi disponible y abierto, mucho menos, y por lógica pura, cuando en el evento hay más de 500 asistentes, andar pidiendo celulares o abandonar tu comunicación oficial por falta de red, es imperdonable, actualmente hay planes de datos muy económicos y accesibles, no hay que ser tacaño, cómprense unos cuantos megas.
  2. No preparar una estrategia previa. Manejar redes sociales implica hacer la tarea antes del evento, hay que plantearse objetivos, construir mensajes y manejar tiempos, aventar publicaciones sin ton ni son, sin objetivos y sin un análisis previo a su construcción no solo es de novatos, es irresponsable.
  3. Equivocar el enlace a tu marca principal. Podrás quizá comerte una letra en una publicación, podrás en todo caso equivocar una palabra, pero jamás puedes poner la url de tu marca mal escrita y llevar a tus posibles lectores a una página inexistente.
  4. Publicar y borrar mensajes. Si 2 o más personas manejan la misma cuenta, una nunca puede borrar las publicaciones de otra a menos que presente errores, y mucho menos borrarlas porque “opacan sus publicaciones” Eliminar publicaciones genera mala reputación entre los seguidores y crea falsas ideas en ellos.
  5. Pensar el trabajo en forma individual. Una de las principales fortalezas de cualquier campaña en redes sociales es el trabajo colectivo, involucrar a todos los actores, a todos los interesados, y preferentemente crear un equipo coordinado de personas que aporten al mismo fin.
  6. Pésimo manejo de fotografías. Si tu evento cuenta con todos los reflectores y tienes decenas de fotógrafos profesionales que te pueden brindar imagen, porqué utilizar un iPad para generar imagen principalmente en Facebook. Las fotografías de dispositivos móviles jamás superarán a un lente fotográfico profesional, y no pueden sustituirlo a menos que lo que se retraten sean momentos o situaciones específicas como ‘selfies’, detalles o elementos muy particulares. Si el principal producto de tu evento es la imagen, debes utilizar buenas imágenes y no andar haciendo el ridículo paseando un Ipad entre fotógrafos. Por cierto hace tiempo que dejó de verse novedoso cubrir un evento con iPad.
  7. No apegarte a una frecuencia de publicación (post-rate). Cada red social, dependiendo de su número de seguidores o likes y de la hora, el día y la magnitud el evento obliga a quien la maneja a calcular una frecuencia de publicación que no sature al usuario pero que tampoco lo abandone. Subir cada hora un ‘tuit’ es nefasto mucho menos en un evento que genera información tanto gráfica como discursiva en cada momento, demostrando abandono y falta de seriedad.
  8. Abandonar o usal mal el Hashtag de tu evento. Si ya es un error fatal construir un hashtag sin planeación previa ni objetivos, abandonarlo o no utilizarlo en la mayoría de tus publicaciones puede generar, como sucedió, confusión y ambigüedad entre tus seguidores. Facebook también tiene Hashtags desde hace un tiempo, si no los usas estás frito.
  9. Fracasar al integrar a otros actores. Previo a los eventos debe generarse una Lista de Menciones en la que se apuntan a cada uno de los conferencistas, actores y personas involucradas a tu evento que puedan generarte un mayor impacto, es necesario promover la interacción con ellos y construir una red de participación. Las reglas dicen también que las publicaciones deben balancear entre posteos, réplicas y retuits y entre menciones y respuestas. No todo es tuitear y retuitear
  10. Una cuenta institucional, jamás se usa como una cuenta personal. El discurso de una cuenta institucional, sus mensajes y comunicados jamás deben tratarse como una persona, se debe evitar incluir valoraciones, expresiones coloquiales o discursos simples, sobre todo si la cuenta oficial pertenece a una universidad o institución educativa. La construcción de un personaje o de un discurso coloquial sólo es permitida cuando así conviene a un objetivo particular.
  11. No leer ni prepararse correctamente. Un buen estratega está constantemente leyendo sobre técnicas de comunicación, y estrategias de redes sociales, aunque en este caso es evidente que no se leyeron los principios básicos de comunicación web. Situación que compromete el prestigio de cualquier institución.
  12. No analizar sus estadísticas. Es muy importante que antes, durante y después de cualquier campaña se revisen las estadísticas de impacto de tus mensajes y se tomen decisiones para contrarrestar o para amplificar un efecto.
  13. Dejarse rebasar por externos. En esencia no está mal, uno de los detonantes de éxito de una campaña es cuando otros actores se hacen protagonistas de la misma, el problema radica cuando medios externos y agentes externos levantan tu campaña institucional por deficiente.

Son sólo los principales y más notorios errores, hubo más pero se me acaba el lienzo. No se trata de hacer leña del árbol o la campaña caída, se trata de comprender que más allá de la percepción personal que uno tiene del manejo de redes sociales, hacerlo a nivel institucional conlleva responsabilidades y mucho esfuerzo.

Por cierto gracias a la ineficiencia de un operador salió esté post, y mejor aún, un estudio de caso documentado que servirá para cursos y para análisis de nuestra empresa.

Etiquetas:, , , , , ,

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario