De mafiosos, delincuentes y cosas peores

.

Odio decirlo, pero se los dije, es evidente, palpable, se ve pues a simple vista, existe una persecución contra el equipo Puebla que de verdad ya preocupa, y preocupa porque da la impresión que el complot viene desde el más alto nivel, y es que el sábado pasado en el programa radiofónico “En línea deportiva” yo realice una denuncia pública donde alertaba yo a los directivos de La Franja y a toda la afición de las negras intenciones de los hombres de negro, sobre todo porque sabíamos que el árbitro designado para este encuentro era el señor Erim Ramírez, el mismo que el año pasado acuchilló a La Franja en un partido frente al Toluca en el Cuauhtémoc en el que le anuló dos goles a los Camoteros, que después se comprobó que eran válidos, además de una expulsión totalmente rigorista.

Pero eso no era lo peor, lo peor era que este árbitro es originario de Jalisco, el estado del que vienen las Chivas del Guadalajara, y la pregunta era ¿por qué habiendo 40 árbitros en la Comisión de Arbitraje tenían que mandar a uno que fuera precisamente de ese estado?, ¿por qué mandar a éste después del antecedente del partido del año pasado?, la respuesta se nos contestó claramente después de observar el desarrollo del partido en el que las Chivas le empataron a dos goles al Puebla, donde por cierto el gol del empate cayó en el minuto siete de compensación y además fue en fuera de lugar, pero bueno el objetivo final era que Chivas no perdiera en Puebla y el “plomero” de la Comisión de Arbitraje logró el objetivo.
Muchas veces los que nos sentimos perjudicados le echamos la culpa al árbitro, y así es, sin embargo y sin querer realizar una defensa a ultranza del equipo Camotero, me parece que nos deberíamos ir más arriba que el nazareno, ¿cómo? preguntándonos mejor ¿quién le ordena a este “plomero” vestido de árbitro que cargue la mano en contra de un equipo en la forma tan descarada en que lo realizó?, acaso será Decio de María o Justino Compeán, o simplemente será cuestión de un tipo como Aarón Padilla, o del patético remedo de directivo y empleado de cuarta Alfonso Sabater, ¿de quién diablos?, porque es un hecho que ningún árbitro en su sano juicio es capaz de realizar un trabajo como el de este señor Erim Ramírez si no trae un encargo desde lo más alto de la FMF.
O acaso será un castigo ejemplar contra los que se atreven a alzar la mano y denunciar las anomalías públicamente como lo hizo “Chelis” en días posteriores, acaso las suspensiones del Secretario Técnico, Pedro Budib, la de Sánchez Carbajal y la del fisioterapeuta, Carlos Enrique Pecanha, son simples casualidades, como también serán casualidades el hecho de que casi todo el equipo Camotero termine los partidos amonestados.
Lamentable, la podredumbre que existe a nivel Federación, y es claro que los intereses predominan por encima de cualquier esfuerzo de cualquier equipo o institución, y lo más desastroso es que todo este “desmadre” se dio precisamente en el día del “Fair Play”, vaya. Nosotros como siempre seguiremos en línea. Hasta la próxima.

Etiquetas:, , , , , , , , , , , , ,

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario