Archiv para 2 marzo, 2010

Riesgos del uso indiscriminado de las tecnologías de la información

.

Los riesgos en el uso de las redes sociales y la vulnerabilidad de los niños con relación al uso indebido de sus datos personales, fueron algunos de los temas que se analizaron durante la presentación del Memorándum de Montevideo, que el Instituto Federal de Acceso a la Información Pública (IFAI) y agrupaciones de la sociedad civil de México y otros países de América Latina organizaron en diciembre pasado.

Según datos proporcionados por el secretario de Educación Pública, Alonso Lujambio, hay 1,700 millones de usuarios de internet en el mundo, de los cuales 27 millones se encuentran en México y el grupo de 12 a 17 años concentra el 28.6 % de los usuarios de tecnologías de la información en los hogares.

Estos datos reflejan que niños y jóvenes se encuentran ante una gran cantidad de información provenientes del uso de tecnologías; sin embargo no todo es bueno de tener acceso a estos medios; estos niños y jóvenes también se enfrentan a riesgos en el uso de internet.

Algunos de estos riesgos van desde la extorsión, el chantaje, la violencia (en sus diferentes tipos), el robo de identidad (montajes con fines sexuales), cyberbullying (intimidación por medio de la computadora), la prostitución, hasta el secuestro. Todo esto, entre otras causas, por el uso no regulado de sus datos personales e imágenes en las redes sociales que se difunden en internet.

Google, Hi5, Facebook y otras redes sociales ofrecen medios de interacción basados en perfiles personales que generan sus propios usuarios, pidiendo datos personales. Con esta información se propicia la divulgación de información personal: fotografías, números telefónicos, domicilios particulares, datos patrimoniales, entre otros.

Según un estudio realizado en Argentina “Chicos.net” se observan algunos datos interesantes:

Los jóvenes de entre 13 y 18 años llegan a tener más de 800 amigos virtuales en su país y en otros.

Las mujeres tienen más amigos que los hombres y difunden más fotografías personales.

En casi todos los casos, difunden fotos de sus casas, lo cual no sería un factor de riesgo por sí mismo sino en relación potencial con el resto de los datos publicados.

El celular resulta ser un distractor académico y otro medio de exposición de datos e imágenes personales.

En el estudio sobre los significados e implicaciones del protagonismo sexual en internet, realizado en varias provincias de Colombia, se encontró que en la circulación de datos, el protagonismo sexual está presente en los jóvenes, como medida para mantener el estatus entre los amigos; por ello resulta común presenciar escenas de peticiones de quitarse la blusa y dejar ver. De esta manera algunas personas son víctimas de la circulación de materiales íntimos en las redes, aunque también hay quienes están conscientes de que usan internet para la promoción sexual.
.
Memorándum de Montevideo

Durante la presentación del “Memorándum sobre la Protección de Datos Personales y la Vida Privada en las Redes Sociales de Internet, en particular de Niños, Niñas y Adolescentes”, mejor conocido como el Memorándum de Montevideo, documento dirigido a todos los países, se hicieron recomendaciones genéricas ante los riesgos del uso indiscriminado de la tecnología.

Para dimensionar la problemática en México se ofrecieron algunos datos: la explotación sexual ocupa el tercer lugar en la lista de delitos cibernéticos. La pornografía infantil tenía en 2004 72 mil sitios en tanto que para 2006 existían ya 100 mil. Señaló Lujambio que estas cifras nos colocan entre los países que está enfrentando de manera más grave este problema.

El Memorándum hace algunas recomendaciones en materia de educación, entre los cuales se encuentran: educar sobre el uso responsable y seguro de internet y las redes sociales digitales a través de la promoción de aspectos positivos, el uso responsable de seudónimos como medio de protección, para resguardar su identidad, y el énfasis del respeto a la vida privada, la intimidad y el buen nombre de terceras personas.