LA CORTE DE LOS MILAGROS

Opciones de gobernador interino

.

A pesar de la incertidumbre que prevalece sobre cuál sería la conclusión del conflicto postelectoral poblano, hay algunos actores políticos que han comenzado a explorar quién podría ser el gobernador interino, en caso de que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) resolviera anular los comicios de gobernador en la entidad.

Las opciones no son muchas y la verdad es que Morena y sus partidos aliados en el Congreso del estado, el PT y el PES, tienen mayoría legislativa pero no la suficiente para nombrar al gobernador interino que sustituya a José Antonio Gali Fayad.

Los estudiosos del tema saben que un gobernador interino tiene que ser electo por mayoría calificada, es decir por las dos terceras partes de los 41 diputados que integran la LX Legislatura.

Morena, el PT y el PES tienen en conjunto 22 diputados, pero necesitan al menos 27 votos para sacar adelante, sin el aval de los diputados surgidos de la Coalición por Puebla al Frente, al candidato que propongan.

En ese hipotético escenario, algunos actores políticos no descartan un acuerdo de los diputados de Morena, el PT y el PES con el bloque de legisladores del PRI, para acercarse a la mayoría calificada.

Solo que en tal circunstancia se ve muy complicado que un diputado surgido de Morena, como Héctor Alonso Granados, o de la coalición Juntos Haremos Historia, como José Juan Espinosa Torres, pueda obtener el sufragio de 27 de sus compañeros legisladores.

Dicha complicación ha provocado que algunos actores políticos comiencen a explorar quién podría ser el gobernador interino, en caso de que las elecciones se anularan.

Inicialmente se valoró al rector de la BUAP, Alfonso Esparza Ortiz, pero ha quedado totalmente descartada por una razón: si Esparza solicitara licencia para ser nombrado gobernador interino, se tendría que convocar a elecciones de rector en la Universidad, lo que metería a la máxima casa de estudios en un torbellino electoral que a nadie conviene.

Sin embargo, una alternativa que comienza a tomar forma es la del secretario general de la BUAP, Jaime Vázquez López, un académico competente que hace años estuvo vinculado al PRI, como secretario particular de José Alarcón Hernández y que podría hasta pasar el filtro de los morenovallistas, ya que aquél fue sucesor de Rafael Moreno Valle en la presidencia del Colegio de Economistas del estado de Puebla.

Otra opción es el ex presidente del Tribunal Superior de Justicia, Guillermo Pacheco Pulido, un viejo político que fue presidente del PRI, dos veces diputado federal y presidente municipal de Puebla, y al menos cuatro veces precandidato de este partido a la gubernatura de Puebla.

Guillermo Pacheco estuvo muy cerca en la última elección del candidato de Morena a la gubernatura de Puebla, Luis Miguel Barbosa Huerta, por conducto del mayor de sus hijos, Guillermo Pacheco Pensado.

A pesar de sus 85 años, Pacheco Pulido es una figura conocida y reconocida en la entidad que seguramente podría ser factor de consenso entre los diputados de la LX Legislatura del Congreso del estado para ser nombrado gobernador interino por tres o cinco meses.

****

Correos: periodistasoy@hotmail.com y rruiz@e-consulta.com

Twitter: @periodistasoy

Facebook: https://m.facebook.com/RodolfoRuizOficial

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario

Popups Powered By : XYZScripts.com